©2014 VICE Media LLC

    The VICE Channels

      Omar Gámez

      February 15, 2013

      Tal vez conozcas el trabajo del fotógrafo mexicano Omar Gámez por su libro The Dark Book.  En este proyecto, Omar pasó dos años trabajando dentro de esos míticos cuartos oscuros en los que hombres gays tienen encuentros casuales en antros y fiestas. Es muy difícil poder ver lo que pasa ahí, y más difícil poder fotografiar o grabar en video a las personas. Aún así, Omar logró hacer eso tomando fotos en las que la identidad de los personajes se mantuviera anónima y las situaciones ambiguas. El resultado es un libro de fotografías elegantes, cinemáticas y hasta fantasmagóricas.

      El trabajo de Omar se encuentra en ese intrigante punto entre la ficción y el documental, y frecuentemente incorpora cuerpos desnudos. A finales de febrero Omar participará en las clínicas que está organizando Efecto Doppler en la Ciudad de México y ofrecerá un taller sobre los procesos de creación en la fotografía documental. Con ese pretexto, lo buscamos para que nos platicara de un proyecto que realizó hace un par de años sobre nudistas en Cuernavaca llamado Natura.

      VICE: ¿Cuáles son tus preocupaciones y los temas principales que te interesan como fotógrafo?
      Omar Gámez: Sin duda el cuerpo me resulta el mejor recurso para hablar de la fotografía y su conexión con la escultura. Para mí, esas dos disciplinas siempre han estado muy vinculadas, pero no es sino en la fotografía que mejor se destaca esta asociación. Me interesa el cuerpo como un elemento que en todo momento ayuda a construir situaciones en los espacios, y es esa interacción la que me interesa, más que el cuerpo mismo.

      ¿En dónde y cuándo tomaste las fotos de tu proyecto Natura?
      Las fotografías fueron realizadas del 2005 al 2009 en el fraccionamiento Burgos en Cuernavaca. Cada mes aproximadamente, este grupo de nudistas se reunía ahí rentando la misma casa. Muchos acudían de visita del DF pero algunos también de provincia y hasta de otros países.

      Igual que en otros trabajos tuyos, a veces no es claro si lo que vemos es una puesta en escena o un momento real y natural. ¿Algunas de estas fotos son puestas en escena?
      Considero que hasta la foto más inocente es una puesta en escena, en muchas imágenes me interesa la expectativa y la duda sobre la forma en que se produjo la fotografía. Es parte importante de mi propuesta de trabajo y del trabajo de gente que admiro. Las fotos fueron elaboradas de forma espontánea, aunque algunas otras tuvieron un control preciso en la dirección de las acciones y los personajes.

      ¿Cómo conseguiste acceso a esta comunidad? Por un lado, supongo que esa casa en Cuernavaca es un lugar que aprecia la privacidad y por otro, tus fotografías lo convierten de alguna forma en un lugar público, que ahora todos podemos ver.
      Es cierto, aunque más bien son las imágenes las de orden público. Me gusta pensar que mis imágenes ahora pueden transitar por distintos medios para ser vistas por el público.

      Llegué a ellos gracias a un modelo de otro proyecto llamado Bareback que estaba realizando en Internet, mi amigo me platicó del lugar y me propuso ir a hacer fotos, así comenzó todo. Al final me hice buen amigo de ellos y sin duda a la mayoría les agradaba aparecer en mis imágenes. De hecho al final era un gesto descortés no fotografiarlos.

      ¿Qué tipo de personas van a este lugar?
      Se aceptan hombres de cualquier orientación sexual, aunque la mayoría son hombres que gustan de hombres. El rango de profesiones y procedencias está bastante mezclado, aunque la mayoría de ellos son profesionistas.

      ¿Sabes si existe una escena grande de nudismo en México?
      No, al menos deben de existir G-Natura y un par de grupos más que son muy pequeños y que imponen reglas o limitantes que no permiten que cualquiera acuda.

      ¿Qué es lo que más te interesaba al realizar este proyecto? 
      En primer lugar, ir a tomar sol al desnudo. Ya en la parte de las imágenes fue la paleta de color que encontraba en la vegetación y en los cuerpos. Posteriormente me comenzó a llamar la atención la idea de trabajar con documental obteniendo una apariencia de puesta en escena. Los últimos años del proyecto me enfoque más al cuerpo y su afectación dentro del espacio, como mencionaba más arriba. La idea siempre era llevar mi cámara todo el fin de semana con ellos y dejar que las dinámicas de presentación y juegos me ayudarán a decidir las cosas que fotografiaba. Siempre fue divertido, los trabajos que hago tienen que ser divertidos o mejor no los realizo.

      ¿En qué proyectos estás trabajando ahora?
      Ahora trabajo realizando colaboraciones con chicos que estoy contactando y a los cuales les pido me hagan fotos, y por supuesto yo también hago fotos de ellos. Hacemos interacciones en espacios, viajes y salidas. Estoy combinando tipos de soporte en digital, análogo y placas.

      ¿Me puedes hablar brevemente de la clínica que darás en Efecto Doppler?
      La clínica tiene como principal objetivo conocer las propuestas de distintos artistas al momento de realizar sus proyectos fotográficos y las formas de proceder de cada uno de ellos en sus propias palabras. Espero que los participantes puedan revisar la ruta de un proyecto ya iniciado o cimentar los preámbulos de uno nuevo.

      Para más información sobre el trabajo de Omar Gámez y sobre las clínicas de Efecto Doppler, puedes visitar las siguientes páginas.

      efectodoppler-ac.blogspot.mx/

      www.facebook.com/efectodopp

      www.omargamez.com

       

      Conoce a más fotógrafos en nuestra columna Ojo, mucho ojo.

      -

      Temas: nudistas, nudismo, cuernavaca, omar gamez, efecto dopler, natura, foto, fotografia

      Comentarios