©2014 VICE Media LLC

    The VICE Channels

      Tu ex es la más grande amenaza a tu privacidad en línea

      February 13, 2013

      Por Kelly Bourdet

       

      Con todas esas historias sobre hackers chinos y ajustes de privacidad indescifrables en Facebook que aparecen en las noticias, la gente está muy preocupada por su información privada. Pero un nuevo estudio realizado por McAfee (una marca que se hiciera famosa durante la amenaza del virus Michelangelo en 1992, pero que últimamente ha estado en los titulares de prensa por las aventuras de su antiguo y drogadicto fundador) revela que la más grande amenaza a tu información personal es en realidad tu media naranja.

      Según el estudio, 36 por ciento de los estadunidenses planean enviar una foto romántica o sexy a sus parejas este Día de San Valentín a través de un mensaje de texto, correo o alguna red social. A pesar de la extensa evidencia que demuestra que las parejas actuales suelen convertirse en ex, y que los ex no son siempre los mejores guardianes de nuestra información más delicada, seguimos enviando estos brillantes textos y fotos con la confianza ciega de que no quedaremos expuestos. Algo increíble que descubrió este estudio es que la mitad de las personas encuestadas compartía sus contraseñas con sus parejas, lo que me parece una locura. Revelar sus contraseñas habría la posibilidad a que sus fotos e información personal fueran expuestas por sus parejas y ex parejas. McAfee compiló el resto de sus resultados en un muy útil infográfico rosa.

      Aquí hemos reportado sobre las consecuencias de que tu pareja hackee tu teléfono y cuenta de correo, y también escribí una útil guía para sextear de manera responsable, por si ese es el tipo de cosas que te gusta hacer. Y aunque debemos tomarnos el estudio de McAfee con una pizca de sal, la verdad esencial (que los hombres y mujeres idealizamos a nuestras parejas y nuestras relaciones de formas completamente irreales, y entregamos a otros seres un registro, teóricamente permanente, de nuestra intimidad) es algo que vale la pena contemplar. El día de los enamorados está a la vuelta de la esquina, ¿las posibles repercusiones del sextear serán suficiente para evitar que la gente lo haga? Lo dudo.

      Imperios completos, notablemente IsAnybodyUp, se han construido sobre la idea de que, dada una plataforma, hay personas que quieres humillar a sus ex en público. Aunque las mujeres están contraatacando (una reciente demanda colectiva está tratando de responsabilizar a un sitio pornográfico vengativo por ofrecer este tipo de plataforma), la legalidad de este tipo de iniciativas no ha sido discutida con éxito. La posibilidad de transmitir las fotos privadas de cualquiera es real. En la encuesta anterior sobre sexo y tecnología, aproximadamente diez por ciento de la gente ha sido amenazada con ser expuesta por un ex. Las razones más comunes por las que la gente busca vengarse de esta manera son por “mentir”, “engañar” y “cortar conmigo”. Si crees que existe una posibilidad de que termines con tu pareja actual, y no quieres terminar desnudo en internet, entonces quizá lo mejor sea resistir esas ganas de compartir una foto de tu cuerpo desnudo con alguien más.

      La propiedad de la comunicación digital no está claramente establecida. Puedes ser “dueño” de los derechos de la imagen que tomas, pero esta justificación es básicamente insignificante cuando se trata de evitar que una imagen no deseada se disemine por internet. Todavía no tenemos una forma de hacer a la gente responsable por los daños que resultan de la publicación de este tipo de imágenes, y es un daño amorfo muy difícil de calcular.

      En vista de que la amenaza de quedar expuestos no es suficiente para olvidarnos de estas imágenes de alto riesgo, y los sitios pornográficos y vengativos siguen proliferando, parece que el resultado será una reducción en el nivel de humillación que puede implicar una foto de ti encuerado. Parece poco probable, en el futuro cercano, que surja una manera de controlar la diseminación de estas imágenes en internet. Lo que tiene el potencial para arruinar la carrera de alguien hoy en día, no podrá provocar el mismo daño cuando se convierte en algo común y mundano. Quizá el futuro sea un lugar donde la imagen de una mujer sin playera no provoca conmoción alguna. En cierto modo, creo que eso sería un futuro prometedor.

      Hay dos razones por las que el porno vengativo es preocupante. Primero, se trata de una traición de confianza; nadie quiere que su ex lo castigue de este modo. Pero quizá más importante, a lo que realmente tenemos miedo es quedar expuesto y a las consecuencias que eso puede tener sobre nuestra reputación. Quizá la mejor estrategia para lidiar con este problema no sea advertir a los hombres y mujeres sobre el peligro de sextear (no funcionará), sino evitar hacer tanto alboroto cuando vemos la imagen desnuda de alguien. Envía todas las fotografías sensuales que quieras, sólo se consciente de que quizá la veas de nuevo en algún lugar inesperado.

      @kellybourdet

      -

      Temas: mcafee, internet, redes sociales, privacidad, novia, ex novia

      Comentarios