5 Tips para masterizar un track

Con un poco de conocimiento, mucha práctica y ganas de aprender, puedes lograr resultados muy favorables en tu propio home studio.
28.3.16

Este artículo fue publicado originalmente en THUMP.

Si quieres tocar tus propios temas en un set o mandar un demo de calidad competitiva a un sello profesional, tienes que aprender un poco del tema de masterización. Es cierto que no es recomendable masterizar tus propias producciones por cuestiones de acústica y otros factores; sin embargo, los softwares y plug ins hoy en día han llegado a un nivel que, con un poco de conocimiento, mucha práctica y ganas de aprender, puedes lograr resultados muy favorables en tu propio home studio. A continuación, checa algunos tips que te ayudarán a entender un poco más el proceso del que hablamos:

MEZCLA VS MASTERING

No intentes arreglar una mala mezcla con una buena masterización. Uno de los secretos básicos para una buena masterización es tener una buena mezcla primero, muchas veces nos conviene regresar a la sesión de mezcla para poder ajustar cada canal independientemente y no pasar horas intentando reparar errores en la masterización.

Lee también: Tips básicos para mejorar la mezcla en tus producciones

ECUALIZADOR

Lo más recomendable a la hora de masterizar es usar ecualizadores lineales ya que son más precisos y tienen un sonido más transparente. La idea es usar mas cortes que aumentos. El 90% de lo tracks tienen exceso de bajo y sub bass, uno de los errores más comunes; con el ecualizador podemos controlar esto si podemos identificar las frecuencias que queremos afectar.

En el caso de los medios debemos de tener en cuenta que el oido humano por naturaleza es más sensible a las frecuencias medias, por lo que es muy importante asegurarnos de no tener picos muy altos en la banda de medios graves, sobre todo medios agudos ya que a niveles altos puede lastimar mucho el oído. Por eso es muy popular la ecualización con curva tipo sonrisa (simile), lo más importante aquí es APRENDER A ESCUCHAR para poder tomar decisiones más rápida y eficazmente .

CALIDAD POR VOLUMEN

En los últimos años la industria musical ha sido testigo de un fenómeno conocido como guerra de volumen (loudness war) el cual ha generado como su nombre lo dice una competencia de volumen, desviando la atención de productores, ingenieros de mezcla y de mastering a intentar lograr el mayor volumen posible, en vez de la mayor claridad, profundidad o calidad posible. Cuando empezamos a trabajar con compresores y efectos dinámicos en general es muy fácil poder afectar o sacrificar el rango dinámico de nuestra pista, si no sabemos que estamos haciendo por eso es muy importante APRENDE A USAR COMPRESORES

LIMITER / MAXIMIZER

Cuando pensamos qué orden vamos usar en nuestra cadena de efectos para mastering, tenemos que pensar que el orden de los factores sí altera el producto y no hay una regla fija que indique si usar ecualizador primero o compresor después. Es bueno tomarse tiempo para experimentar y hacer pruebas con diferentes efectos y diferente orden, lo único que es elemental aquí y hay que tomar como regla rigurosa, es que siempre al final de nuestra cadena debemos tener un Maximizer / Limiter con el cual podemos, como bien dice su nombre, limitar la señal de audio hasta un punto final establecido y evitar llegar a niveles indeseados ( encima de 0 dbs ). Lo más recomendable es ajustar la salida (output, celling o margin) de nuestro limiter en -.5 db a -.1 db, debido a que un limiter es un compresor con un ratio muy elevado 10 : 1 o más es muy importante asegurarnos de no excedernos al usarlo porque podríamos caer en una sobre compresión y perder el rango dinámico en nuestra pista.

ENTRENA TU OÍDO

Un ingeniero de mezcla o mastering profesional puede identificar fácilmente de oído en que frecuencias hay problemas o falta o sobra de información. Es un nivel que sólo se consigue con años de práctica, sin embargo si acostumbras a tu oído a practicar te vas a sorprender de lo rápido que empieza a evolucionar; al final es como un músculo que se puede entrenar. Aquí puede encontrar un ejercicio muy recomendable para empezar.

Raúl Mejía es miembro de Undergroove Music y cree que la música puede salvar al mundo. Está en Twitter.

Este artículo fue publicado el 28 de marzo del 2016.