Serbia después de la guerra

FYI.

This story is over 5 years old.

Fotos

Serbia después de la guerra

Una sociedad que refleja y debilita al mismo tiempo los mitos del país.
24.8.15

Junio 2008. Un parque de diversiones del centro de Pristina, Kosovo.

Esta serie de fotos es el resultado de seis años que pasé viviendo y trabajando en los Balcanes. Es mi respuesta personal del ambiente menos perturbador de la región. Me mudé a Belgrado en febrero de 2009 y me quedé ahí hasta 2015.

En Belgrado, capturé una sociedad que refleja y debilita al mismo tiempo los mitos del país. La mayoría de los lugareños se aferran a un principio complejo y contradictorio: "Solo la unidad salvará a los serbios". Este dicho fue muy popular durante las manipulaciones políticas múltiples y frecuentes que se utilizaron para desintegrar Yugoslavia, y durante la horrible guerra que resultó. Serbia aún tiene que lidiar con el estrés postraumático que se originó a partir de esos años de violencia. El conflicto armado produjo una confusión nacional que influyó en la identidad de los serbios y al mismo tiempo les ofreció un camino nuevo y fecundo en el que se abalanzan.

Publicidad

Me concentré en sujetos diversos dentro del paisaje serbio, con frecuencia desconocidos en situaciones provocadas por los políticos locales. Los jóvenes crecen en una atmósfera dividida e incierta y es justo ese espíritu el que deseaba capturar; quería que pudiéramos reflexionar acerca de las preguntas que plantea la llegada de una generación de jóvenes que pronto van a dirigir los Balcanes. Sería imposible analizar o comprender uno de los acontecimientos en esta región sin considerar su historia. Lo que me interesa es explorar y comprender las sociedades balcánicas actuales que la próxima generación va a estudiar en clase. Lo que pase ahora en estas calles y las negociaciones políticas tendrán un impacto profundo en la estabilidad regional en un futuro.

Muchas cosas que hacen que siga habiendo un ambiente hostil —y a veces de desesperación— en Serbia. Pero también hay cosas que muestran una posibilidad de sanación y la idea de un futuro brillante que muchos percibieron a partir del siglo 21. Es necesario seguir documentando y explorando con prudencia la crisis que enfrenta esta nueva democracia mientras que los campos de batalla de la década de los 90 siguen en los recuerdos de la población. Percibí cierta apatía alarmante y al mismo tiempo un rechazo a la compasión entre muchos jóvenes de la región. Con estas fotos, espero desafiar al mostrar una imagen diferente del país de la antigua Yugoslavia y de la historia que todos vamos a heredar.

Febrero, 2009. Noche del primer aniversario de independencia de Serbia, los famosos mirlos negros de Kosovo vuelan sobre Mitrovica.

Mayo, 2011. Arrestan a un joven en un parque en el centro de Belgrado por un enfrentamiento con la policía, apenas horas después de que arrestaron en Serbia al criminal de guerra Ratko Mladic.

Diciembre, 2010. Dos jóvenes toman el tranvía a Belgrado.

Julio, 2009. Las familias de las víctimas de la masacre de Srebrenica se reúnen en el monumento funerario en Potocari para enterrar los restos de sus seres queridos.

Febrero, 2009. Los habitantes de Kosovo celebran el primer aniversario de la independencia del país en la calle Madre Teresa, en el centro de Pristina, la capital.

Noviembre, 2011. Una producción artesanal de rajika en el pueblo de Reudelj, en Serbia.

Mayo, 2014. Un cementerio serbio ortodoxo inundado en el municipio de Samac, en Bosnia y Herzegovina.

Enero, 2011. Un soldado serbio ebrio durante la fiesta de Año Nuevo en Belgrado.

Agosto, 2009. Una imagen de Jesús colgada en una casa de campo en Stara Gazela, en Belgrado.

Abril, 2012. Una joven llora mientras los empleados municipales hacen sus deberes durante la destrucción del campo de Belville en el área residencial Novi Beograd, en Belgrado.

Enero, 2011. Uros Popovic prende un cigarro con las brasas de una fogata de Año Nuevo, cerca de Velika Hoca, en Kosovo

Marzo, 2011. Una tumba destruida en un cementerio serbio ortodoxo al sur de Mitrovica, zona controlada por Albania.

Febrero, 2010. Una cabaña de pesca al centro de Belgrado, donde convergen el Río Sava y el Río Danubio, sobre la "Isla Gran Guerra".