Muhammad Ali

Muhammad Ali pidió a las federaciones de futbol votar prudentemente en las elecciones de FIFA

Resulta triste pensar que, incluso sin Blatter, Muhammad Ali habría estado decepcionado por el estado actual de la FIFA.
6.6.16

Never revealed before, a letter from the Champ to all FIFA FAs. Great character & wisdom. Made us very proud pic.twitter.com/pCeHXu9fia
— Jordan Football (@JordanFA) June 5, 2016

Desde su trágico fallecimiento el pasado viernes, el legado de Muhammad Ali ha sido homenajeado en todo el mundo, y se ha enfatizado el impulso y compromiso de "The Greatest" por hacer de este mundo un lugar mejor. Ali estuvo dedicado gran parte de su vida al activismo, y entre muchas de sus obras está su intención por ayudar a reformar uno de los organismos más corruptos: FIFA.

Publicidad

El día de ayer, la Federación de Futbol de Jordania reveló, por primera vez, una sincera carta que Ali mandó el año pasado a todas las federaciones de futbol, implorando a que votaran prudentemente para escoger al nuevo presidente de la FIFA. La carta tiene la fecha del 15 de mayo de 2015, lo que significa que fue redactada previo a la elección entre Joseph Blatter —quien en ese tiempo aún ocupada el cargo, a pesar de los numerosos escándalos de corrupción— y el candidato opositor, el Príncipe Ali bin Hussein de Jordania.

A pesar de que Muhammad Ali hace directa referencia a sus vínculos con la familia Hussein al principio de la carta —y en general rechaza de una forma no tan sutil a Blatter—, evita pedir votar específicamente por Hussein. En su lugar, Ali los exhorta a "votar por el bien. Voten por la justicia. Voten por un nuevo comienzo". Después, prosigue con una historia.

Para aquellos de ustedes que no pueden leer el diminuto texto en la publicación de Twitter mostrada arriba, Ali resume la decisión detrás de su rechazo por la guerra de Vietnam, lo cual nos da la impresión de que se trata de una carta para motivar a las personas a tomar acción. La historia de vida de Ali se percibe particularmente acertada por las circunstancia de la FIFA, ya que las federaciones internacionales perduraron al lado del régimen de Blatter y fueron complacientes con sus actos de corrupción.

Después de mencionar su espera a ser llamado por el ejército, Ali ilustra su conclusión moral:

"Entonces algo curioso me sucedió mientras esperaba a que mencionaran mi nombre. Vi al joven que pronunciaría mi nombre y me percaté que estaba más nervioso que yo. Cuando lo miré a los ojos, me di cuenta que sólo estaba haciendo lo que le habían ordenado que hiciera, y que todos en el sala también estaban simplemente haciendo lo que les habían ordenado; ya sea que lo creyeran o no fue la decisión correcta".

Ali plasma un encantador sentimiento que nos recuerda al famosos discurso de David Foster Wallace, "This is Water". Después agrega:

"Me rehusé a dar un paso hacia delante…Porque si no seguía mis verdaderas creencias, nunca volvería a ser libre. Una simple acción con graves consecuencias que afectarían mi vida para siempre".

Es triste pensar que Ali estaría decepcionado al enterarse que la corrupción en la FIFA parece estar (plausiblemente) vivita y coleando bajo el nuevo mandato de Gianni Infantino. De alguna forma te hace desear que más gente haya votado por el Príncipe Hussein, o al menos por alguien que tuviera la mitad del compromiso moral de Ali. Descanse en paz, "El Más Grande".