Algo sobre el rock psicodélico afroamericano: Esto es 'Maggot Brain'

Afro-futurismo intergaláctico para toda la familia. Que el funk esté con ustedes.
15.7.16

La obra de George Clinton liderando al conglomerado llamado P-Funk es vasta. Tanto con Funkadelic como con Parliament se grabaron muchos discos e incluso con la primera de las bandas mencionadas se editaron discos ya bien entrada la década anterior. Esto significa que la asociación llamada P-Funk se encontraba activa hasta hace muy poco tiempo.

Para aclarar: P-Funk es el nombre que se le da a todos los actos asociados a la mitología creada por Clinton y otros miembros que en algún momento formaron parte del conglomerado y que gira en torno a la ‘Nave Nodriza’ (o Mothership en inglés) que en el universo de P-Funk es piloteada por el Dr. Funkenstein, o como es mejor conocido, George Clinton y es un vehículo espacial que viaja entregando ‘el Funk’ a lo largo y ancho de las galaxias conocidas y por conocer. Ya sé lo que deben estar pensando: el viejo George y sus muchachos abusaron del ácido, y ¡están malditamente correctos!: Clinton alguna vez declaró que durante el disco Free Your Mind…And Your Ass Will Follow tuvieron la misión de mantenerse en ácido durante todo el proceso de grabación.

Dentro de la larga carrera de Clinton y sus bandas es recurrente identificarlas como precursores del funk al lado de Sly Stone o James Brown. Lo anterior es indiscutible, el legado de Clinton, Bernie Worrell, Maceo Parker, Eddie Hazel y Bootsy Collins y otros que formaron parte del P-Funk es de total trascendencia en la evolución del género y posteriormente de la ‘Era G-Funk’ del rap de la costa izquierda de los Estados Unidos, era durante la cual muchas canciones de Parliament y Funkadelic fueron sampleadas y se convirtieron en estándares de ese subgénero del hiphop.

La Nave Nodriza trayendo el funk

Lo que siempre me ha llamado la atención es que Funkadelic pocas veces aparece como referencia cuando se habla de rock psicodélico, siendo que la primera parte de la obra de la banda es una aportación indispensable para el género. Tal es el caso del Maggot Brain (1971), apenas su tercer disco pero el último con su alineación original que incluía al guitarrista Eddie Hazel, uno de los herederos en el linaje de grandes guitarristas afroamericanos cuyo inicio puede identificarse en grabaciones a partir de Charley Patton y Robert Johnson en los años viente del siglo XX. Hazel es responsable de uno de los solos de guitarra más espectaculares y sombríos de la historia. Precisamente con ese solo abre el disco Maggot Brain, en la canción que le da título al álbum. La historia cuenta que Clinton le pidió a Hazel que tocara ese solo “como si su madre hubiera muerto”. La canción es un solo de guitarra de cerca de diez minutos que deja a cualquier ser con sangre en las venas helado.

El recién fallecido Bernie Worrell participa en el álbum con sus míticos teclados creando atmósferas lisérgicas y alegres, en particular en ‘Hit It And Quit’. La influencia de Worrell en el sonido P-Funk es de gran importancia y a veces podría ser opacada por el mismo legado de Clinton pero escuchen su participación con Parliament y no les quedaran dudas de la envergadura de su influencia en el “funk de ciencia ficción” de la banda.

Una de mis canciones favoritas del disco es "Back In Our Minds" que tiene una letra de fraternidad: "no más peleas, no más discusiones sin salida, ya hemos tenido suficiente de eso". La canción incluye una incesante y peculiar arpa judía y hacía el final hay un trombón que parece anunciar buenos tiempos pero el final está cerca…

El Maggot Brain comienza con una voz anunciando que "La madre tierra está embarazada por tercera ocasión", el mensaje da paso al solo de guitarra que transmite desolación y melancolía. El álbum culmina con “Wars Of Armaggedon” que tiene tintes de improvisación de la banda o lo que se conoce como un jam, en el cual se incluye el llanto de un bebé, asumimos el llanto del recién nacido engendrado por la “madre tierra”.

Una vez que termina el último track me puedo imaginar a la ‘Nave Nodriza’ despegando y surcando los cielos mientras en la tierra se libra la “Batalla del fin del Mundo”. La Mothership tiene la importante misión de llevar el funk, el gospel, el blues, el rock, el soul y la psicodelia del P-Funk a otros planetas.

En Revancha está disponible el Maggot Brain y otros títulos de Funkadelic.

Síguenos en Facebook: GranRevancha