FYI.

This story is over 5 years old.

10 covers inauditos de Colombia para el mundo

Ni lo dude, cada una de estas joyas tiene mucho que aportarle a su imaginación caníbal.
5.10.15

El cover: dígase del acto de apropiación musical que consta de reproducir una canción mediante el uso de la voz o de algún instrumento musical –verosimil o inverosimil –. Por su alto contenido de humor involuntario, el cover es, sin duda, uno de los resultados más intrigantes y enriquecedores de la comunicación entre nuestra especie.

Al margen del YouTube, hay toda una industria monstruosa en torno al cover. Hay gente que vive de hacer eso. Gente que se memoriza las canciones nota por nota, que siente rico cuando las toca, que se siente importante y poderoso con este conocimiento y que ha perfeccionado su arte a un nivel de precisión tal que su interpretación llega a ser, incluso, mejor que la del autor de la puta canción (cuando digo "la puta canción" me refiero en específico a “Creep”, de Radiohead, porque se volvió categóricamente insufrible cuando fue coptada por esta industria, informal e ignorada, que se encargó de que fuera tocada en vivo hasta en nuestras pesadillas). Y sí, esa industria está conformada por gente que tiene una memoria envidiable, ocupada en aprenderse las partituras de 8,000 canciones para tocar todos los fines de semana, y mantener vivos, los éxitos de Soda Estéreo, Caifanes, Miguel Mateos, Pearl Jam, Metallica, Guns n' Roses y muchos otros… pero, desde luego, y principalmente, los de Led Zeppelin y Radiohead. Antes de que todo esto se preste a malas interpretaciones, voy a ser muy justa con ellos: a pesar de todo, son importantísimos, sobre todo para nuestro entretenimiento y vida social. En las bodas, quince años, piano-bares, bares de "rockeros", en los bares carroñeros, en los concursos de bandas, en las fiestas adolescentes, ahí están las bandas de covers.

Publicidad

El cover tiene muchas aristas, una de ellas tiene estampada la cara imperialista de la historia del siglo XX y resguarda un componente muy mordaz que tiene que ver con la llegada del rock a Latinoamérica. El mundo se expandió en esos momentos, cuando las grandes, enormes, bandas de los 50 y 60 respondieron con heróico canibalismo a la cultura de masas hegemónica y tradujeron a nuestro idioma las canciones de los Beatles, de los Rolling Stones o The Trashmen y hasta de Elvis, también hubo algunos que hicieron interpretaciones de piezas de Mozart con órganos Farfisas. Queridos lectores, en ese momento se abrió uno de los vórtices más jugosos y ponzoñosos de nuestra historia como continente. Latinoamérica, tan psicodélica como siempre ha sido, se descubrió insolente y gloriosa y se dio cuenta de que podía ser aún más alucinante y bizarra. El registro de ese momento tan epifánico, inconsciente y genial, se lo debemos a los covers.

Aún cuando la Historia da cuenta de que, la mayoría de las veces, los covers se pegotean las canciones originales, siempre existe la posibilidad de que las mejoren, y también hay muchos casos de esos. Por eso hicimos una lista con algunos de los covers inauditos que han hecho las bandas colombianas. Puro caso de éxito en esta compilación –aunque no sale "La Pantera Mambo" de la Orquesta La 33, porque creemos que ya está demasiado escuchada, y también nos faltó poner la versión de "Smells Like Teen Spirit" que hicieron Los Pirañas–. Desde luego que esta lista es imparcial e incompleta, como toda lista que pretende resumir, en 10 ejemplos, una jungla tan exhuberante. Así que si tiene ganas de más covers, o quiere discutir su importancia en el desarrollo de la inteligencia humana, ¡comente!

Bomba Estéreo - "Ponte bomb"

Original: "Pump Up The Jam" de Technotronic.

Bomba Estéreo convirtió en fiesta latino-psicodélica el súper clásico de Technotronic, primero para una campaña con una marca y luego para su EP Ponte Bomb, en 2011. El talento para cambiar el nombre, o la letra, de una canción basados en su fonética, es un chiste que no puede agotarse y siempre se debe celebrar. Sobre todo si se trata de una joya del eurodance. Como aquel genio que piensa que "This is the Rythm of the Night" se llama "Estos son Reebok o son Nike", Li Saumet canta "Agua, que tengo sed" sobre el coro original "I don't want a place to stay". Enorme cover.

Velandia y La Tigra - "¿Tons qué?"

Original: "So What?" de Miles Davis.

Habrá quien piense que la música de los grandes maestros es sagrada y debería ser intocable. Afortunadamente, Edson Velandia no es de esos. En 2010, como parte de su álbum Oh, Porno!, Velandia lanzó unos piropos escandalosos e ingeniosos por encima de una interpretación incendiaria del standard más intachable de Miles Davis. Mucho ñero, mucho rasqa. Poesía pura.

Los Speakers - "El golpe del pájaro"

Original: "Surfin' Bird" de The Trashmen.

Pongámonos de pie. Los Speakers son de esas bandas heróicas de las que hablamos al principio de este post, esas que hacían covers increíbles sin tapujos. En 1964, estos bogotanos, sacaron el primer LP de rock colombiano, cuyo primer sencillo fue un cover de "La Bamba", de Ritchie Valens. El lado b de esa pista fue "El golpe del pájaro" y este cover a The Trashmen (canción que, creo, fue covereada por ochocientas bandas más) fue el primer éxito registrado de Los Speakers, quienes también son famosos por haber hecho música muy marciana y más covers como este, que es de mis favoritos: "La casa del sol naciente", popularizada por The Animals.

La MiniTK del Miedo - "Another Night"

Original: "Another Night" de Proyecto Uno.

Mientras que aún existen quienes creen que coverear "Creep" es una buena idea, La MiniTK del Miedo está convencida que lo de ahora, y lo del futuro, es covererear el merenhouse. La tienen. Rescatar de los escombros a Proyecto Uno es, desafortunadamente, una idea inusual y atípica y eso les vale por dos a este trío de encapuchados, testigos del horror con sabrosura. Les vale triple puntación en originalidad si pensamos que tampoco es como que coverearon "El Tiburón" o "Está Pegao". ¡Aplausos!

La Derecha - "Sombras"

Original: "Sombras nada más", letra de José María Contursi y Música de Francisco Lomuto.

La letra de "Sombras nada más" es básicamente el emo antes del emo. La intensidad más máxima vuelta canción de desamor. El hardcore se convierte en maricada cuando suena el estribillo: "Quisiera abrir lentamente mis venas/ mi sangre toda verterla a tus pies/ para poderte demostrar que más no puedo amar/ y entonces morir después" y esta debe ser la razón por la cual, en 1996, La Derecha la retomó para hacer una versión punk de esta joya del chantaje emocional. Habrá algunos mexicanos que digan: "¡Ah, chinga! Qué cagado cover a Javier Solis" o "¡A huevo, güey! Una versión punk de una ranchera, qué vergas". ¡Pero no! Originalmente, la canción es un tango escrito en 1943 y esto explica su origen dramático. Tranquilos mexicanos, la versión ranchera es sólo una de sus versiones.

Ondatrópica - I Ron Man

Original: Iron Man de Black Sabbath.

Nada peor que se acabe el ron. Los miembros de Ondatrópica lo saben, les ha pasado y lo han sufrido, estoy segura. Cuando el ron se acaba, entra la crisis y las ideas más delirantes salen a la luz, este es uno de esos casos. El resultado: un combo de borrachos, con mucha testosterona e ingenio musical, recurrieron a Black Sabbath para anunciar una de las peores tragedias nocturnas.

Puerto Candelaria - ¿Y entonces?

Original: "Can't Touch This" de MC Hammer.

Mover el culo a ritmo de "Can't Touch This" no es nada dificil, pero mover el culo mientras escuchas, en español, los ires y venires de la infatuación cotidiana, es toda una experiencia. Gracias Puerto Candelaria por traducir este temazo de MC Hammer y, por si esto no fuera suficiente, ponerle una coreografía ultra pegajosa.

Quantic & Pernett feat. Lido Pimienta - "Blue Monday"

Original: "Blue Monday" de New Order.

Aquí hay de todo y para todos. A todo nos adaptamos y todo es bienvenido, porque casi todo puede convertirse en cumbia cuando te tomas el compromiso en serio. Aquí esta la muestra: en 2010, Quantic y Pernett invitaron a Lido Pimienta para hacer una versión en cumbia de "Blue Monday". Puristas del new wave, fanáticos obsecados por New Order: tengan cuidado, en una de esas se convierten al tropicalismo. ¡Piri pi pi pi!

Systema Solar - "¿Crees que soy sexy?

Original: "Da ya think I'm Sexy?" de Rod Stewart.

Lo de Systema Solar está en un segundo y hasta tercer nivel de apropiación y reproducción. Es el cover de otro cover de una canción que, a su vez, hace referencia a otra. Mejor dicho, en 1972, Jorge Ben Jor sacó su canción "Taj Mahal", Rod Stewart la escuchó y de ahí trajo el tema principal de "Da Ya Think I'm Sexy". Luego, el colombiano Pedro Ramaya, escuchó esta última y grabó una versión en cumbia con flauta de millo, a la cual llamó "Cumbia en Inglés" (en YouTube está una versión rebajada, parece) y de esta versión es que Systema Solar sacó su cover "¿Crees que soy sexy?".

Los Streaks - "Aida / La Donna E Mobile"

Original: "Aida" y "La Donna E Mobile" de Guiseppe Verdi.

Finalmente, les tenemos una rareza. Los Streaks fueron una de las primeras y más fugaces bandas de rock de Colombia. En 1967 publicaron Operación a go go, su único álbum, el cual contiene nada más que puros covers. A juzgar exclusivamente por su portada, yo me arriesgaría a decir que ellos fueron los Os Mutantes colombianos, pero esto no me lo tomen en serio. De cualquier forma, una de las decisiones más extravagantes que tomaron estos bogotanos fue haberle hecho un cover a dos piezas de Giuseppe Verdi y desde luego que las conviertieron en rock psicodélico. ¿Qué habra influído en esta bizarra decisión? Ni idea, pero, de nuevo, pongan atención en los atuendos que usan en la portada de su álbum.