Encontrando la tumba de Genghis Khan desde el espacio

Cómo un "Indiana Jones moderno" y cientos de arqueólogos amateur están ayudando a encontrar una de las tumbas más ocultas del mundo.

|
09 Enero 2015, 6:12pm

​Imagen: Vidor, Wikimedia

Genghis Khan de verdad quería que nadie encontrara el lugar donde fue enterrado. Los soldados que escoltaron su cuerpo a su último lugar de residencia  ​mataron a todos con quienes se encontraron en el camino, mataron a las personas que construyeron la tumba y luego se suicidaron. Algunos dicen que las tropas mongolas llevaron manadas de caballos para esconder el sitio e incluso que desviaron un río para mantener la tumba oculta. El área donde muchos sospechan que está enterrado Genghis Khan es ​uno de los sitios patrimoniales más sagrados de Mongolia. Se llama Ikh Khorig, lo que se traduce como "el gran tabú". Hasta 1989 y por 800 años, los arqueólogos no eran permitidos e incluso la primera expedición fue recibida con protestas públicas.

"Los mongoles detestan cualquier intento de investigar las tumbas o incluso deambular cerca de los cementerios "  ​explica el Mongolia Today. "De acuerdo a una tradición ancestral, los lugares donde están las tumbas son áreas prohibidas en las que no se admite a nadie".

De todas formas, y quizás por esta razón, la región es muy interesante para los arqueólogos. La primera expedición, que duró 3 años, identificó 1380 cavidades subterráneas que pueden ser los cementerios o tumbas de nobles mongoles, quizás precediendo la tumba de Genghis Khan.

Debido a las quejas del publico ninguno de estos sitios fue excavado. Era un callejón sin salida: la tumba de Genghis Khan es arqueológicamente importante; saber su ubicación es primordial para proteger el área de las excavaciones ilegales. Al mismo tiempo se debe respetar el Valle de los Khan y a las personas a quienes más les importa.

La sorpresa es que una elegante solución a este problema salió desde dos lugares impensados: un hombre descrito como un " ​Indiana Jones moderno" y un gran número de arqueólogos amateur. Después de todo, si acaso existe un arqueólogo menos calificado que un amateur para trabajar en una área sensible ¿Podría ser ​Indiana "este-sitio-antiguo-va-a-colapsar-y-los-nativos-del-área-me-perseguirán" Jones? No querrías a ninguno de los dos cerca de un lugar sagrado. Afortunadamente no es necesario que estén ahí.

Imagen:  ​Flickr

Pese a su sobrenombre, Albert Yu-Min Lin del centro interdisciplinario de arte, arquitectura y arqueología de la Universidad de California en San Diego, ideó una manera de encontrar la tumba de Genghis Khan sin tocar o derribar nada: hacer que todo quien esté interesado encuentre potenciales lugares de investigación, desde la comodidad de su hogar, con el uso de imágenes tomadas por un satélite.

Imagen:  ​PLOSOne

Los "exploradores" son bienvenidos a revisar ríos o caminos y a señalar las estructuras modernas en miles de imágenes de alta resolución. Hay mucho espacio por revisar, casi 6.000 kilómetros cuadrados, pero también hay muchos voluntarios. El sistema fue lanzado en junio del 2010 y sólo en los primero 90 días hubo 5.838 personas que contribuyeron con más de 1.2 millones de anotaciones. Para fin de ese año, más de 10.000 participantes generaron 2.3 millones de notas, contribuyendo con un total de 30.000 horas de análisis visual, de acuerdo a los resultados iniciales del estudio que  ​fueron publicados en el diario de investigación PLOS One.

Los resultados le han dado mucho en que pensar a los exploradores. "De los 100 posibles lugares identificados por las personas" dice el estudio, "55 potenciales anomalías arqueológicas fueron verificadas por el equipo en terreno, estas van desde la edad de bronce hasta el periodo mongol".

El próximo paso para Mongolia y la búsqueda de la tumba de Genghis Khan no ha sido anunciado aun, pero está claro el potencial de este método en la búsqueda de otros posibles sitios.

"Usar métodos arqueológicos tradicionales puede ser irrespetuoso para los creyentes"  ​le dijo Lin a National Geographic. "La habilidad de explorar de forma no invasiva nos permite resolver este antiguo secreto sin pasar a llevar las barreras culturales. También nos permite empoderar a los investigadores mongoles con herramientas a las que pueden no tener acceso de otra forma. El mundo hoy se beneficia con la habilidad que tuvo Genghis Kahn de conectar oriente y occidente. El forjó relaciones internacionales que nunca han sido rotas. Al localizar su tumba esperamos darle énfasis a lo importante que es para el mundo proteger estos tesoros del patrimonio cultural".