NEAM: una de las noches más alemanas del año

FYI.

This story is over 5 years old.

Música

NEAM: una de las noches más alemanas del año

Este tipo de iniciativas nos proveen de perspectiva para ir moldeando una escena mucho más fuerte alrededor de la electrónica.

La Noche Electrónica Alemana tiene la característica de nunca decepcionar, al menos en todas las ediciones a las que me ha tocado asistir, he salido con un buen sabor de boca. La variedad que manejan siempre es amplia de edición a edición, y a pesar de eso, la orientación hacia la pista de baile, queda implícita.

Llegué al Hotel Mancera cuando ya había empezado Jiony, que fue el encargado de encender los ánimos para los que recién llegaban. Un hecho interesante fue que en esta ocasión el recinto estaba abierto en su totalidad, haciendo que se pudiera presenciar el show desde uno de los pisos de arriba, además de abrir una pequeña terraza para poder comer o simplemente tomar el aire eventualmente. Una excelente idea considerando la cantidad de gente que se esperaba y vaya que se llenó. Convex Mirror nos mostró una nueva cara de su proyecto, con la inclusión de un baterista, lo cual le brindó un aire interesante al proyecto. Alias 616, una vez más, dio un golpe sobre la mesa, para demostrar que son uno de los proyectos del entorno nacional con más proyección. Este dúo fue el encargado de calentar el dancefloor para lo que vendría después, con su vasta colección de modulares (recuerden que tendremos la oportunidad de ver a uno de los integrantes del proyecto conocido como Erreopeo en la edición 2015 de Mutek MX).

Publicidad

DECON/RECON fue uno de los platos fuertes de la noche; estos 4 productores que bajo sus proyectos personales han sabido destacar en la escena electrónica actual, se unieron por esta noche para demostrar con fuerza su talento detrás de los decks y su manera de coordinarse para crear patrones rítmicos y melódicos que se mezclaban de maravilla. Conforme fue pasando la noche, se notaba un ambiente de fiesta como hace tiempo no veía, y para cuando Lena Willikens subió a escena, nadie paraba de bailar; esto se mantuvo durante las casi dos horas que tocó.

Paula Temple había generado una alta expectativa, y la cumplió, incluso creo justo decir que a mi parecer la superó. Fue mediante altas dosis de techno con tintes melódicos que permeó el ambiente del lugar a base secuencias envolventes. Todo esto aunado a una fina selección de material visual de la mano de Dora Bartilotti y Sabme (miembros del crew Frame Decay), hicieron de este acto el cierre perfecto, para una de las noches más alemanas del año.

Hace poco escribí sobre la importancia de la Noche Electrónica Alemana Mexicana donde dejo clara mi postura y a decir verdad, la mantengo: este tipo de iniciativas nos proveen de perspectiva para ir moldeando una escena mucho más fuerte alrededor de la electrónica, esperemos que se mantenga por mucho tiempo. Será interesante ver de aquí a un año las propuestas que nos presentarán.

Checa la galería a continuación:

Publicidad

Fotografías por Leonardo Luna

Tagged:Thump