deportes

Los atletas olímpicos ya pueden fumar marihuana

Deportistas como Michael Phelps y Usain Bolt rompieron el estereotipo de que la marihuana y el deporte no se llevan bien.
09 Agosto 2016, 3:04pm

Los atletas olímpicos ya pueden fumar marihuana sin ser castigados por la Agencia Mundial Antidopaje (WADA por sus siglas en inglés). Tras un cambio en la regla para el consumo de esta sustancia, la cantidad permitida de TCH por mililitro aumentó de 15 nanogramos hasta 150 ng/ml. Esto se hizo con el fin de que se presenten menos casos de deportistas que sobrepasan el límite establecido y queden fuera de las competiciones.

Sin embargo, no todo es felicidad para los atletas consumidores de cannabis pues, aunque la cantidad permitida aumentó, sigue siendo prohibido consumirla durante las competencias. En otras palabras, pueden hacerlo días antes o después de las justas deportivas pero no mientras estas se desarrollan. Si les ganan las ganas podrían ser suspendidos por aproximadamente seis meses.


Lea también: La vida de un catador profesional de marihuana


Se cree que este cambio se debe a que la WADA quiere dejar de realizar tantos exámenes a los atletas durante las competencias. El vocero de la agencia, Ben Nichols, dijo que aumentar el límite significa que será más fácil atrapar a los atletas que fumen hierba durante los eventos deportivos, lo cual sigue estando prohibido. Otro factor que influyó en esta decisión, fue la legalización de la marihuana para uso recreativo en 14 entidades de Estados Unidos y otras partes del mundo, cosa que podría generar que más atletas provenientes de estos lugares fueran descalificados.

La marihuana tiene distintos beneficios para los atletas, tanto mentales como fisiológicos. La usan como anti-inflamatorio, les permite inhalar mayor cantidad de aire a los pulmones e incrementar su resistencia. Atletas como el máximo ganador de medallas olímpicas, Michael Phelps, o como el hombre más veloz de la Tierra, Usain Bolt, declararon fumar marihuana y con eso rompieron el estereotipo de que las drogas acaban con tu carrera deportiva.

Sin embargo, en el pasado, dar positivo en un examen de marihuana tenía un gran impacto en los deportistas. En los Juegos Olímpicos de Londres 2012, por ejemplo, el estadounidense Nick Delpopolo fue enviado de regreso a casa por dar positivo. Otro caso fue en 2003 cuando se confirmó que el ciclista de montaña Gary Houseman había fumado marihuana y tuvo que enfrentar una multa de dos mil dólares y un año de suspensión.

No sabemos si esto mejorará el rendimiento de los atletas o si más competidores aceptarán fumar abiertamente la planta. Lo que es cierto es que la WADA no quiere atletas drogados en las competiciones y con este cambio —según ellos— será más sencillo encontrar a los que decidan fumar en las Villas Olímpicas.