Menú mundial: emparedado de calentado con plátano
Fotografía de Isaac Casares.
Mundial 2018

Menú mundial: emparedado de calentado con plátano

Recupérate del partido entre la selección de Colombia y Senegal con esta pecadora delicia que sabe al mismo tiempo a dos continentes.

Artículo publicado por VICE México.

En estos días el futbol está hasta en la sopa. Y la sopa está en el futbol: es imposible no comer viendo un partido (y menos si se trata del Mundial). Así que, para disfrutar mejor los encuentros, nos metimos hasta la cocina de la chef Diana López, quien nos enseñó a hacer platillos con ingredientes representativos de los países implicados en las jornadas futboleras.

Publicidad

Después de todo, lo que se disputa encarnizadamente sobre la cancha, bien se puede reconciliar en tu estómago.


Este partido entre la selección colombiana y la senegalesa fue la excusa perfecta para que nuestra chef especialista en menús mundialistas uniera dos universos que pudieran parecer irreconciliables. La receta monchosa que te presentamos hoy es ideal para que te alimentes como Dios manda después de haber visto el partido, incluso si te encuentras en la (in)comodidad de tu oficina.

Se trata de un proteínico emparedado de calentado con plátano, con todo el pecado de la carne de cerdo de que da licencia la gastronomía colombiana, y dos de los ingredientes más representativos de la cocina de la nación africana.


Relacionado: Menú mundial: torta de chilaquiles con carnitas de salmón.


Vamos por partes: el legado de Colombia le viene de un platillo típico de la ciudad de Medellín, llamado bandeja paisa, y que es una suma de pequeñas porciones de carne de res o cerdo, frijoles, chicharrón, huevo frito, chorizo, aguacate y arepas. En este caso, la chef López utilizó los frijoles y una generosa chuleta de cerdo.

Fotografía de Isaac Casares.

Este es uno de los platos que dan la cara ante Colombia en cualquier parte del mundo y, vale la pena advertirte por si alguna vez te animas a probarla, es enorme y bastante grasosa, por lo que tendrás que hacer un ayuno de varias horas antes de poder acabarte una.

Identificar a Senegal tampoco es difícil en nuestro emparedado. En dicho país el consumo de carne de cerdo es casi inexistente (por la influencia de la religión musulmana), por lo que basan su dieta en distintos guisos preparados con pollo, pescados, cereales, legumbres y frutas tropicales.

Publicidad

Relacionado: Menú Mundial: tostadas de salpicón de kimchi


Esta preparación entre dos tapas de pan que te va salvar de la descompensación post partido (estamos seguros que durante él te la pasaste comiendo sólo papitas) recupera de la tradición de Senegal una buena dosis de arroz con cúrcuma y plátano macho cortado en cuadros y frito. A la pura usanza del continente negro.

Como te podrás dar cuenta, esta delicia de jueves futbolero es una pecaminosa mezcla de lo más calórico y prohibido de ambas gastronomías. Y pues, ni modo, ya casi es viernes: a pecar.

Ingredientes:

  • 1 baguette mediana.
  • 1/2 taza de frijoles enteros sin caldo.
  • 1 porción de arroz con cúrcuma.
  • 1 pieza de chuleta de cerdo ahumada, cortada en cuadros y frita.
  • 1 plátano macho frito y aplastado.

Procedimiento:

  • Pela el plátano macho completo y fríelo.

Fotografía de Isaac Casares.

Fotografía de Isaac Casares.

  • Córtalo en dos o tres partes y aplástalo como si fuera una tortilla.
  • Fríe la chuleta de cerdo y córtala en cubos.

Fotografía de Isaac Casares.

  • Mezcla todo con el arroz y los frijoles.
  • Rellena la baguette, aplástala un poquito para que los excedentes salgan del emparedado y ¡listo!

Sigue a Ollin Velasco en Twitter e Instagram: @ollinvelasco