Los usuarios de TikTok antivacunas creen que la gente morirá al vacunarse

TikTok continúa ignorando la desinformación en su plataforma, a medida que se vuelve más dañina y más explícitamente centrada en las vacunas.
Capturas de pantalla de usuarios de TikTok que no planean vacunarse
Capturas de pantalla vía TikTok

Artículo publicado originalmente por VICE en inglés.

Los usuarios de TikTok están afirmando falsamente que las personas vacunadas morirán pronto y que ellos serán los únicos que heredarán la Tierra. Los videos —que representan una fracción de la desinformación difundida sin control en la plataforma— seguramente serán estudiados por científicos confundidos dentro de 100 años, cuando todos estemos muertos, no por las vacunas, sino por un combinación de ignorancia perniciosa y agotamiento puro.

Publicidad

Utilizando el audio de la versión cinematográfica de 2007 de la película Transformers, los usuarios de TikTok toman imágenes de sí mismos arriba de objetos o caminando de espaldas a la cámara. “Soy Optimus Prime”, recita la voz en off, “y envío este mensaje a cualquier Autobot sobreviviente que esté refugiándose en las estrellas. Estamos aquí. Estamos esperando”. Los videos están etiquetados con una mezcla de hashtags antivacunas como “#novacunado”, en un intento por que aparezcan en las recomendaciones de los usuarios y obtengan más visitas. El video más visto tiene casi medio millón de reacciones positivas hasta ahora.

Desde el comienzo de la pandemia, TikTok ha hecho un trabajo notablemente terrible en sus intentos por detener la desinformación relacionada con el coronavirus, desde un video falso sobre la “sangre del paciente cero” en enero de 2020 hasta parodias increíblemente racistas sobre su propagación. Si bien la plataforma redirige a los usuarios a una sección de preguntas y respuestas basadas en hechos mediante algunos videos relacionados con el coronavirus, no existe evidencia de que esté ayudando a detener la marea. De hecho, TikTok es notablemente malo al hacerlo: muchos de estos videos fueron promocionados en las recomendaciones de mi editor. Otros tipos de desinformación tampoco están regulados en la plataforma, incluyendo videos que difunden contenido extremista y fraudes como el Día Nacional de la Violación. Si bien Facebook ha tomado medidas para detener la desinformación sobre el COVID —que han fallado en su mayoría— el algoritmo de TikTok alimenta este contenido a sus usuarios de manera más activa.

En realidad, hay dos formas de entender los videos de la parodia a Optimus Prime, así que no son del todo claras las intenciones de los usuarios de TikTok. La primera opción es que, según ellos, la vacuna pronto matará a todos los que la tomen (muchos de los cuadros de texto de los videos hacen referencia a “los sobrevivientes no vacunados”). Algunas versiones de esta afirmación señalan que cada persona que ha recibido la vacuna morirá dentro de “tres años, siendo generosos”, según un video que circula en TikTok. El mensaje no se limita solo a esta plataforma, por supuesto: la teoría de la conspiración de que Bill Gates y otros miembros de la élite están tratando de decimar la población del mundo a través de las vacunas se ha extendido en los círculos antivacunas prácticamente desde que comenzó la pandemia. Antes de eso, las vacunas a menudo se describían de manera engañosa como parte de un plan para disminuir a la población o un “plan de la muerte”. La Nación del Islam, por ejemplo, ha instado a sus miembros a no vacunarse desde la década de 1960; el ministro Louis Farrakhan y otros líderes de la Nación del Islam han renovado esa afirmación en torno a las vacunas contra el COVID. No hace falta decir que la población mundial no ha sido diezmada por ninguna vacuna anteriormente y esta no es la excepción. Sin embargo, el COVID ha matado hasta ahora a 3 millones de personas en todo el mundo.

La otra forma de entender estos TikToks es que las personas están tratando de posicionarse como opositores solitarios y valientes en un mundo lleno de ovejas vacunadas. Las parodias a Optimus Prime son parte de un género más amplio: otros usuarios se han representado a sí mismos haciendo muecas ante la cámara mientras suena “We’re Not Gonna Take It” de Twisted Sister de fondo, en lo que parece ser una especie de bar para solteros en línea, lleno de personas que odian las vacunas y usan gorras de Trump, camisetas en favor de la policía y abundante bronceador. Esos videos suelen tener el hashtag #experimento o #aue (“autorización del uso de emergencia”). Están apoyando la afirmación falsa de que las vacunas COVID no son vacunas “reales”, sino “tratamientos experimentales” a los que la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA) otorgó una autorización de uso de emergencia. La afirmación falsa de que las vacunas contra el COVID se hicieron de manera apresurada, o que son “experimentales” o inseguras, ha sido promovida por todos, desde personas influyentes en las redes sociales que se pronuncian contra la vacunación hasta legisladores estatales como Bob Hall, un influyente senador estatal de Texas.

La confianza en las vacunas contra el COVID ha aumentado rápidamente desde su lanzamiento, pero la cantidad de personas que planean vacunarse puede haberse estancado y la preocupación de que las vacunas son de alguna manera inseguras, apresuradas o diferentes a las anteriores es un factor importante en la decisión de las personas de vacunarse. Tanto Moderna como Pfizer buscan actualmente la aprobación total de la FDA para sus vacunas contra el COVID.