FYI.

This story is over 5 years old.

beisbol del pacífico

Beisbol en el Pacífico: la violencia no lo detiene y el gobierno lo financia

El mal momento que vive el Pacífico mexicano no detiene las inversiones del gobierno y de las marcas, tampoco la asistencia de la gente a los estadios.
18.1.16
Foto: Carlos Zepeda

Cuando todavía estaba en obra el nuevo estadio de los Tomateros, el gobernador de Sinaloa, Mario López Valdez, acudió un día a mirar de cerca los avances. Eran lentos, fuera de tiempo y había una demanda en tribunales para que la obra no se consumara. El político, un día marzo de hace dos años, advirtió: "Que no se preocupe Juan Manuel Ley. Aunque un servidor pierda el puesto de gobernador, tendremos estadio". ¿De verdad el beisbol vale tanto para jugarse una gubernatura?… En el pacífico de nuestro país el beisbol domina, es el rey y también es un negocio económico y político.

Publicidad

El gobierno de Sinaloa financió con dos tercios el costo del nuevo estadio de los Tomateros de Culiacán-una de las franquicias más tradicionales de la Liga Mexicana del Pacífico (LMP)- y desde hace tres años el mandatario estatal está en las fotografías más importantes del equipo. En 2013, cuando se anunció el proyecto, Mario López vestía con un jersey del club y se emocionaba diciendo que el nuevo inmueble (que costó más de 400 millones de pesos) serviría –como ocurrió en San Diego, EU- para restaurar una parte de la ciudad, que aspiraba a tener partidos del Clásico Mundial de Beisbol y encuentros de exhibición de las Grandes Ligas. Por lo pronto tienen asegurada la Serie del Caribe del 2017.

Pero Tomateros no es el único que se ha beneficiado con inversiones. La LMP impulsó la renovación en casi todos los inmuebles de la Liga, de los ocho estadios al menos seis han estrenado o sufrido remodelaciones considerables. En total –según datos recopilados por Vice Sports vía transparencia- entre inversión pública y privada se han gastado en este rubro 1,800 millones de pesos entre el 2008 y 2015.

Mario López Valdéz junto a Alfredo Castillo en la inauguración del estadio de los Tomateros de Culiacán. Foto: Photolosanoticias

Mario López camina el día de la inauguración con una guayabera blanca y junto a él Alfredo Castillo, titular de la Conade y Juan Manuel Ley, el Chino como le conocen. El equipo pertenece al dueño de los supermercados Casa Ley, una empresa que domina el norte del país con 230 tiendas. ¿No tiene dinero para con sus recursos construir un nuevo estadio?

Publicidad

La LMP tiene el apoyo de los gobiernos para la infraestructura y dueños con poder adquisitivo para operar el negocio. Para fichar a ligamayoristas y las estrellas de la LMB se necesita dinero, más de 300 millones de pesos al año invierten los ocho equipos de la liga, detalló Forbes México.

La liga del pacífico se ha fortalecido en gran medida por las fotografías de los gobernadores estatales y los dueños. Lo mismo que ocurrió en Sinaloa, también sucedió en Sonora con el nuevo estadio de los Naranjeros de Hermosillo que le costó al gobierno local 500 millones de pesos.

Cuando la pasión supera a la violencia

Dos días antes de iniciar la venta de boletos del nuevo estadio de los Tomateros, los aficionados empezaron a llegar con sillas de plástico, hieleras, cobijas, grupos de cinco a siete personas con una baraja, libros, revistas y estaban dispuestos a esperar lo que fuera para tener un boleto para la inauguración. ¿Por qué las personas deciden dormir fuera de un estadio en una de las cinco ciudades más peligrosas del país?

-¿Estás dispuesta a quedarte hasta que empiece la venta?

-Claro, como buena culichi –dijo una chica de no más de 20 años al diario Debate-.

Así es el nuevo estadio de los Tomateros. Foto: Photolosanoticias

Pues sí, muchos fans se quedaron a dormir hasta dos noches para comprar un boleto que costaba 50 pesos, pero que en la reventa se ofertaron en 500. De acuerdo con Índice de Paz México 2015 del Instituto para la Economía y la Paz (IEP), Culiacán es una de las cinco ciudades más violentas del país. El beisbol es la mayor pasión de la región.

Publicidad

La Liga llega a las ciudades de Mexicali, Los Mochis, Navojoa, Culiacán, Mazatlán, Ciudad Obregón y Guadalajara. Y gracias a esa expectación de los fans es que la LMP ha incrementado el valor de su negocio. Los parques se llenan, los patrocinadores llegan y los derechos de televisión se revalúan.

Tan sólo en la última temporada regular, la liga convocó durante sus 272 partidos de campaña regular al menos 2.5 millones de personas lo que se traduce en 750 millones de pesos en venta de boletos. La calidad de jugadores que llegan al torneo es importante, los equipos fichan a los mejores peloteros de la Liga Mexicana de Beisbol, algunos mexicanos de Grandes Ligas, algunos extranjeros con experiencia en Las Mayores o están en la AAA dela MLB. Actualmente la LMP tiene 10 socios comerciales, un acuerdo de televisión con Megacable valuado en 6.4 millones de dólares informó hace un par de años Expansión.

Así, situaciones como la violencia –por dos o tres horas- pasan a segundo término para los fans. "La afición sabe que nuestro estadio es seguro y hemos tenido un aumento en nuestra asistencia porque las familias se sienten seguras", dijo hace algunos meses el presidente de los Yaquis de Ciudad Obregón, René Arturo Rodríguez. Yaquis es el equipo que próximamente estrenará un inmueble con valor de 500 millones de pesos.

Vista del estadio de los Yaquis de Ciudad Obregón

Por ahora los políticos y los directivos tienen una alianza: los gobernantes aparecen en las inauguraciones con discursos de desarrollo y modernidad; y los equipos se miran beneficiados por recibir dinero público para la construcción de sus nuevos hogares que les ayuda a incrementar sus ingresos y renegociar sus contratos comerciales.

Lucha contra el dopaje… un asunto pendiente

El tema del doping es uno de los grandes asuntos pendientes de la LMP. Para este torneo presumieron que como un "compromiso" en su lucha contra las sustancias prohibidas empezarían a realizar exámenes antidopaje en los laboratorios de Conade (certificado por la Agencia Mundial Antidopaje).

La LMP informó en un comunicado a finales del pasado noviembre que realizaron 24 pruebas, 22 dieron negativo y dos no fueron considerados positivo porque utilizaron sustancias para uso terapéutico, pero ¿son suficientes poco menos de 30 exámenes para decir que se combate al dopaje?

Si consideramos únicamente los partidos de temporada regular, hay 4,896 jugadores disponibles para hacer exámenes, pero sólo se aplicaron 24… es decir el 0.4% de los peloteros que disputaron la temporada regular fueron analizados.