Música

A.D.R.O.M.I.C.F.M.S.4 es el disco más oscuro (y más bonito) del año

Y eso que solo llevamos un mes.
1.2.18
Imagen vía La Vendición

Cuando le pedimos que hiciera una predicción literaria para 2018, el poeta Oscar García Sierra nos dijo que A.D.R.O.M.I.C.F.M.S.4 iba a ser la mejor novela de habla hispana ya no del año, sino del siglo. Yung Beef llevaba anunciando su vuelta meses, soltando sin orden ni concierto aparente singles y vídeos, haciendo ruido en las redes y dándole a cuentas de edit la exclusiva de la preescucha.

Porque Fernandito Kit Kat, El Seco, Yung Beef no aspira a convertirse en ídolo de nadie ni a componer la canción del verano. Por si alguien lo había dudado en algún momento abre A.D.R.O.M.I.C.F.M.S.4 con un manifiesto. Con una oda al Fernando que no tiene interés en ir más allá del underground y que, como le confesó a Ernesto Castro, firmó junto al resto de PXXR GVNG el contrato con SONY para trolear a la industria. "Mi mama me dijo el alma no la vendas/ móntate un sello pa la calle y los camellos/ ríete de ellos/ tú eres la estrella y ellos son los destellos".

Publicidad

Y, tras esta declaración de intenciones, la oscuridad.

Quien pensara que la de "Me perdí en Madrid", el último tema que adelantó de esta mixtape, era su letra más melancólica hasta la fecha se equivocaba. A.D.R.O.M.I.C.F.M.S.4 es una resaca química hecha disco.

"Cold Turkey x Solté tu mano", producida por Steve Lean y por d33j y Brodinski, de 808 Mafia, es una vuelta al Yung Beef de 27, una demostración de su capacidad para evocar de manera sencilla, como si ni siquiera se estuviera dando cuenta, imágenes poéticas. Lo mismo pasa en "Crying for a PXXR LOVE", "Rosas Azules" o "Effy", que ya habíamos podido escuchar.

Entre temazo y temazo, entre referencias a Rick Owens, a Balenciaga y a mover kilos, entre ritmos de reguetón —pero de reguetón de verdad, no del que no se atreve a bajar hasta abajo— y bases de piano —la de "Lonely", nos encontramos con un interludio del que seguramente se hablará mucho hoy, "Rosalía", un homenaje a la cantante con un sampleo distorsionado de "De Plata" y alusiones a su música, a su brillo e incluso a su hermana y estilista, Daikyri.

Dice Yung Beef en "Effy", cuyo título alude a la protagonista de Skins, que es un Sex Pistol. Y claro que lo es. Pero un Sex Pistol romántico, un Sex Pistol que quema billetes un día y, otro, le dice a su piba que ha sido incapaz de quererla incluso en la ciudad del amor o que no creía en Dios pero creía en ella.

Escucha aquí 'Adromicfms 4':

Publicidad

Aquí abajo puedes encontrar las fechas de los próximos conciertos de Yung Beef:

8 Febrero en Madrid (+ Chief Kief. Sala Cool Stage)

10 Febrero en Barcelona (Ciclo Caprichos de Apolo)

2 Marzo en Granada (Sala Industrial Copera)

3 Marzo en Jaén (Sala Kharma)

16 Marzo en Jerez de la Frontera (Festival Primavera Trompetera)