Drogas

Buenas noticias: la ciencia dice que puedes evitar el bajón de la MDMA

Un nuevo estudio sugiere que, si consumimos MDMA con un poco de cabeza, podemos evitar el clásico bajón existencial e incluso experimentar un subidón posterior.
ÁG
traducido por Álvaro García
MA
traducido por Mario Abad
mdma y éxtasis
Foto: Contraband Collection / Alamy Stock Photo

Te despiertas presa del pánico después de haber dormido exactamente tres minutos, con la mandíbula dolorida y la cara interna de la mejilla destrozada de mordértela.

Pero no pasa nada: estás en la cama. Te tumbas de nuevo y te dejas mecer por los sonidos familiares de The Office (versión estadounidense) hasta perder la consciencia. Al cabo de 50 segundos, vuelves a despertarte y, con gesto dramático, pulsas 112 en tu teléfono, por si realmente te estuvieras muriendo. Pasas lo que queda de semana con aire ausente y un aspecto deplorable, como el niño de un cuadro victoriano.

Publicidad

Los bajones son el castigo que merecemos por vivir como despojos humanos. Sin embargo, un estudio reciente sugiere que no tienen por qué formar parte obligatoria de la experiencia de consumir MDMA.

Según el doctor Ben Sessa, psiquiatra especializado en adicciones, psicoterapeuta con MDMA e investigador de sustancias psicodélicas, los efectos prolongados de la MDMA de uso clínico demuestran una experiencia muy distinta de la que conocemos.

A diferencia del bajón que se apodera de tu cuerpo y suplica consumir los últimos restos de serotonina que te quedan, algo que, según Sessa, es “producto de la falta de sueño, el ejercicio excesivo y el consumo de drogas”, la MDMA en un contexto clínico no produce ningún “descenso del estado de ánimo posterior a la dosis”. Es más, tiene incluso un efecto de “subidón posterior”.

Hemos contactado con los autores del estudio para que nos den más información. La iremos actualizando en cuanto nos llegue. Mientras tanto, aquí tenéis unos consejos para reducir los daños al consumir MDMA: