videojuegos

'Orgasm Ping Pong' es un juego bastante irritante

Todo el mundo disfruta con los juegos de raquetas.
9.5.16
Captura de pantalla del autor, vía

No nos hace falta apoyarnos en ningún dato científico para saber que dentro del imaginario común el orgasmo humano es tanto un sonido como una sensación. Algunos parecen que llamen a la muerte, otros prefieran reprimir estos gemidos, pero creemos que nunca está de más mantener al corriente a tu pareja de lo que está pasando en tu bajo vientre con una serie de onomatopeyas lánguidas.

Las dos cosas que me dan tanto placer como el sexo son la comida y dar una paliza al ping pong a un colega, y el artista de Boston Daniel Barreto parece que ha combinado esta útlima idea para crear su divertida instalación, Awkward Game, en la que, como podemos ver en el vídeo de aquí abajo, cada vez que uno de los jugadores le da a la pelota escuchamos varios sonidos orgásmicos.

Publicidad

“Dos micrófonos de contacto conectados a cada lado de la mesa envían señales de entrada y de salida a MaxMSP”, explica Barreto a The Creators Project. “Programé  Max para que escaneara a partir de una lista de orgasmos ordenados de más suaves a más salvajes. A medida que avanza el juego los sonidos se hacen más intensos”.

¿Pero qué coño tiene que ver el ping pong con los orgasmos? Bueno, habiendo un par de raquetas de por medio no nos queda mucho lugar para la imaginación

Awkward Game de Daniel Barreto en Vimeo.

Aquí puedes ver otros trabajos de Daniel Barreto.

Traducción de Rosa Gregori.

Artículos relacionados:

Un kit para crear arte mientras follas

Una partida de ping pong en tiempo bala gracias a un mapping

Una mesa de ping pong redonda en el Art Basel de Hong Kong