FYI.

This story is over 5 years old.

Erdogan detiene a la oposición prokurda mientras busca redactar una nueva Constitución

La policía ha detenido a parte del ejecutivo de la formación pro-kurda Partido de la Democracia de los Pueblos (HDP) en un registro en una de sus oficinas en Estambul. 48 horas antes el presidente Erdogan había anunciado medidas legales en su contra.
8.1.16
Banderolas del HPD ondean en un vecindario de Diyarbakir, en el sudeste turco de mayoría kurda. Imagen por Sedat Suna/EPA
Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

La policía turca ha detenido a parte de la cúpula ejecutiva de la formación pro-kurda Partido de la Democracia de los Pueblos (HDP), durante un registro desplegado hoy mismo en una de las sedes del partido en Estambul. Así lo han confirmado algunos miembros de la formación, solo un par de días después de que el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, anunciara que pensaba tomar acciones legales en su contra.

Paralelamente, hoy mismo un portavoz del hemiciclo de esta república ha proclamado que espera que todos los partidos, incluido el HDP, formen parte de la comisión parlamentaria encargada de redactar el borrador de la nueva Constitución turca.

Publicidad

La policía antidisturbios turca y las fuerzas especiales han participado en la operación policial, tal y como ha informado la agencia de noticias estatal Anadolu. Según Anadolu, la redada desplegada forma parte de un operación dirigida contra las redes urbanas de las juventudes del proscrito Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK). Los medios locales han informado que un total de 5 miembros del HDP habrían sido detenidos.

Erdogan y su gobierno acusan al HDP, la tercera fuerza política en el parlamento turco, de ser una extensión del PKK, una formación que lleva casi tres décadas consagrada a una insurgencia cuyo objetivo es conseguir una mayor autonomía para los kurdos en los territorios del sudeste del país. El PKK ha sido tachado de organización terrorista por Turquía, Estados Unidos y por la Unión Europea (UE).

Aunque el HDP ha repetido que se opone a la violencia y que solo desea que el conflicto entre kurdos y turcos llegue a una solución pacífica.

Selahattin Demirtas, co presidente del HDP, habla con VICE News.

Las detenciones se producen menos de 48 horas después de que Erdogan haya anunciado que algunos de los diputados y de los alcaldes locales del HDP están incurriendo en comportamiento propio de organización terrorista. Erdogan ya anunció que su posición no debe ser un impedimento para que sean procesados. Por su parte, los miembros del partido han comunicado que las detenciones se han llevado a cabo sin que el motivo por el que se han producido haya sido desvelado.

Publicidad

El sudeste de Turquía es una zona de mayoría kurda y desde hace algunos meses está sumido en la peor oleada de violencia que se recuerda desde los años noventa. Los enfrentamientos entre las fuerzas kurdas y las tropas de Erdogan llevan recrudeciéndose desde el pasado mes de julio, cuando el alto el fuego entre el PKK y la administración, se derrumbó.

El Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) que preside Erdogan se ha propuesto redactar una nueva Constitución como máximo objetivo de su flamante mandato. El AKP conquistó de nuevo la mayoría parlamentaria absoluta en los comicios celebrados en noviembre.

El diputado Ismail Kahraman — cuyo trabajo es formar una comisión constitucional — ha explicado en rueda de prensa que ha contactado a través de carta con los líderes del HDP, el AKP, con los secularistas del Partido Republicano del Pueblo (CHP) y con el Partido de Acción Nacionalista (MHP), de carácter ultraconservador.

Defendiendo cada voto: así de hostiles fueron las elecciones en la Turquía kurda. Leer más aquí.

Sin embargo, existen muchas divergencias sobre el aspecto que debería presentar la nueva Carta Magna. Los partidos de la oposición consideran que es fundamental mejorar los derechos de las minorías, mientras que los socios occidentales de Turquía están deseosos de ver cambios que acerquen a Turquía a la normativa de la UE.

Erdogan, por su parte, está concentrado en introducir un nueva sistema presidencial que incorpore poderes ejecutivos más poderosos.

Publicidad

El primer ministro Ahmet Davutoglu ha mantenido a lo largo de este mes encuentros con los líderes del CHP y del MHP, y ambos han estado de acuerdo en unirse a la comisión.

Davutoglu tenía previsto reunirse también con los miembros del HDP, pero el encuentro fue suspendido después de que ambas formaciones protagonizaran un agrio enfrentamiento sobre la espiral de violencia entre las fuerzas de seguridad y los guerrilleros kurdos. Erdogan ha llegado a hacer un llamamiento para desposeer a los líderes del HDP de su inmunidad parlamentaria, mientras investiga cuál es su papel en la violencia desatada en el sudeste.

El AKP perdió su mayoría parlamentaria en las elecciones de junio de 2015. A falta de lograr ningún pacto de coalición para gobernar, decidió convocar nuevas elecciones, donde se alzó con el casi 50 por ciento de los votos.

La mayoría parlamentaria obtenida por el AKP le obliga a conseguir el apoyo de 14 políticos de la oposición para poder someter la nueva Constitución a referéndum. De otro modo, necesitarán 50 votos más para aprobarla en un hemiciclo rotundamente dividido.

Esta no es la primera vez en que el AKP intenta enmendar la Constitución turca. En 2011 una comisión interparlamentaria logró acordar 60 artículos, sin embargo, las divisiones provocaron que el esfuerzo se derrumbara. Según Kahraman, esta podría ser la base para arrancar la última ronda de negociaciones.

'Habrá guerra civil en Turquía': Bienvenido a Cizre, centro de la 'resistencia kurda'. Leer más aquí.

Sigue a VICE News en Español en Twitter: @VICENewsES