La dieta de Trump no es tan mala porque le "quita el pan a la hamburguesa"

Líder de campaña del magnate dice que la dieta de Big Macs, Filet-O-Fish y malteadas no le preocupó nunca.
ER
traducido por Elvira Rosales
Photo of Donald Trump by Chip Somodevilla/Getty Images. Big Mac photo via Wikimedia Commons

No es precisamente un secreto de Estado que el presidente Trump es fanático de la comida rápida. Pero cuando aparecieron reportes a principios de esta semana sobre la dieta que mantuvo el presidente de Estados Unidos durante su campaña, sigue siendo sorprendente cuánta comida chatarra puede ingerir.

De acuerdo con el ex gerente de campaña, Corey Lewandowski, el candidato Donald Trump comía cuatro hamburguesas de McDonald's y una malteada en una sentada a bordo de su avión, como fue documentado en su nuevo libro Let Trump Be Trump [Dejen a Trump ser Trump]. Es evidente que gran parte de dejar que Trump sea Trump significa satisfacer su amor desenfrenado por las hamburguesas "limpias" y baratas de las cadenas de comida rápida.

Publicidad

Cuando Lewandowski apareció en CNN para presentar su libro, la presentadora Alisyn Camerota no pudo evitar expresar su malestar por las comilonas de hamburguesas presidenciales que describe en el texto. "Cuando el presidente ordenaba para cenar dos Big Macs, dos Filet-O-Fish y una malteada, y se comía todo eso. ¿Estaba preocupado por él?", preguntó con una sonrisa burlona.

Lewandowski luego lanza una bola curva hacia Camerota diciendo, "Bueno, nunca comía el pan y es la parte importante", momento en el que Alisyn Camerota comienza a reírse. Sin inmutarse, Lewandowski explica: "En realidad era, ya sabes, un par de hamburguesitas de pescado, un par de trozos de carne y una bebida. Y, ¿sabes? ¿Estaba preocupado? No. Estaba tan ocupado haciendo campaña, que no teníamos tiempo para sentarnos a comer ".

LEE MÁS: Donald Trump come filete seco con cátsup. ¡Qué triste!

Pues Trump no tenía problemas para comerse "el pan" cuando hacía propaganda para la pizza con orilla rellena de Pizza Hut hace tiempo, e incluso si eliminó metódicamente el almidón de sus hamburguesas, dos Big Macs y dos Filets-O-Fish siguen siendo un chingo de comida rápida.