FYI.

This story is over 5 years old.

Actualidad

El acceso a Internet podría dejar de ser igual para todos en la UE

La Unión Europea reabre el debate sobre al acceso igualitario a Internet. Activistas por la neutralidad de la red rechazan que sólo se permita acceso rápido a los que más pagan y que se dé cobertura a prácticas como el filtrado arbitrario de contenidos.
27.10.15
Acción de protesta por la neutralidad de la red en el Mobile World Center de Barcelona. (Imagen vía Xnet)

Síguenos en Facebook para saber qué pasa en el mundo.

¿Estamos presenciando el fin del acceso universal e igualitario en la red? El Parlamento Europeo discute la regulación para el Mercado Único de las Telecomunicaciones, una norma que deberá ser aprobada entre hoy y mañana.

Este reglamento es el resultado de años de negociaciones y lleva aparejadas ventajas para los usuarios de telefonía inalámbrica: limita el llamado roaming; los costes de llamada suplementarios de transferencia e interconexión de la itinerancia. Ventajas relativas, de acuerdo con la opinión de asociaciones de consumidores de la Unión, que lo tildan de poco ambicioso.

Publicidad

Pero además de lo matizable de la itinerancia hay "letra pequeña" en la norma de la Unión Europea (UE), según activistas por el derecho a Internet, que, para ellos, implica un ataque a la llamada "neutralidad de la red" — la convicción de que el acceso a Internet no debe ser prioritario para nadie ni debe haber barreras de ningún tipo.

"El reglamento contiene partes que plantean la eliminación del roaming; y eso está bien. En lo que no estamos de acuerdo es que, por eliminar una práctica abusiva, se apruebe, como en una nota a pie de página que no se va a leer nadie, una letra pequeña del contrato en la que se coarta el potencial innovador de Internet y que abre las puertas a la discriminación en la red", declara a VICE News Alfa Sánchez, miembro de Xnet, uno de los colectivos que sostienen la campaña Save the Internet.

La campaña está participada por organizaciones internacionales de la talla de Reporteros Sin Fronteras y otros grupos homólogos a Xnet en varios países de la UE como Reino Unido, Francia o Dinamarca.

Todas estas plataformas piden la aceptación de sus enmiendas al texto, ya que sostienen que, con el reglamento, "sólo aquellos que paguen más tendrían acceso fácil a Internet", se ataca la libertad de los usuarios de poder elegir libremente a qué servicios y contenidos acceder y no se prohíben los servicios especializados, que consideran "discriminatorios", además de promover una gestión supeditada a la tipología del contenido, así como la llamada práctica del Zero Rating.

Publicidad

"El Zero Rating es una práctica por la cual el usuario no paga por descargar determinados datos que vienen de determinados sitios, como por ejemplo Facebook. La gente no pagaría para acceder a Facebook pero sí que debería pagar para acceder al resto de Internet. Y esto supondría que Facebook podría comprar su propio monopolio para dar acceso a sus servicios a la gente que no tiene los recursos para pagarse una conexión, y luego vetar a todo el resto", sostiene Sánchez, quien entiende que esto "promociona monopolios".

Ejemplo de enmiendas presentadas por 'Save the Internet'.

Para comprender la idea de neutralidad de la red es útil apelar a la universalidad de la telefonía. Las leyes de la Unión dejan claro que las empresas que suministran el acceso no deben dar un trato prioritario a nadie. Aunque al estar referida la iniciativa legal a la red, un espacio de relaciones mucho más complejo, merece algunas consideraciones específicas.

Los servicios de televisión vía Internet necesitan una velocidad mayor que otros servicios. La norma europea plantea la necesidad de darles prioridad. Pero Alfa Sánchez entiende que esta cuestión debe de estar muy bien definida para garantizar la competitividad y evitar posibles privilegios de compañías con más capacidad económica.

"Imagínate que tú montas una startup de contenidos con vídeos online. Estás empezando y, como estás empezando, aún no tienes mucho dinero. Otras grandes compañías con un gran capital como Youtube, propiedad de Google, si se rompe la neutralidad de la red podrían pagar para tener acceso a un carril más rápido. Tú quedarías fuera porque no tienes dinero para pagarlo. Quedaría un carril rápido para las grandes empresas y un carril lento para el resto de usuarios", ilustra el activista la cuestión de los llamados servicios especializados.

Publicidad

Hacking Team: el negocio del espionaje y sus conexiones gubernamentales al descubierto. Leer más aquí.

La preocupación ante una eventual restricción del acceso ha llevado al mismísimo fundador del World Wide Web, Tim Berners Lee, a tomar cartas en el asunto mediante un comunicado. Berners entiende que, con el redactado actual del reglamento, la regulación "amenaza la innovación, la libertad de expresión, la privacidad y el compromiso hábil de Europa de liderar la economía digital".

En la misma misiva, el gurú recuerda que las empresas BitTorrent, Etsy, Foursquare, Kickstarter, Meetup, Netflix, Tumblr, Reddit, Soundcloud, Twilio y Vimeo también se han sumado a la petición de aceptación de enmiendas de las organizaciones por la neutralidad de la red.

"El espíritu de la neutralidad de la red se recoge en el redactado de la propuesta de reglamento, aunque no está el concepto como tal. Esto se lleva discutiendo muchos años: tres con todo el recorrido legislativo. Ahora ya no caben enmiendas porque no cabe debatir otra vez puntos del paquete conjunto. Estaríamos otros tres o cuatro años de debate y el roaming y los otros avances no entrarían en vigor", afirman a VICE News fuentes socialistas de España en Estrasburgo, sede del Parlamento Europeo.

El grupo socialdemócrata en el Parlamento tiene la llave para modificar los aspectos controvertidos de la iniciativa legal.

"Lo mejor es que entre en vigor y ya podamos trabajar en avances de cara al futuro. Estamos ante no tener todo o no tener nada. Dentro de un año o dos años, cuando haya una nueva propuesta de la Comisión, podría cambiar", siguen las mismas fuentes.

Publicidad

Google esquiva las acusaciones de 'lobby' y se reconcilia con medios europeos mediante una nueva inversión. Leer más aquí.

Lo cierto es que, de aprobarse las enmiendas propuestas por Save the Internet, la discusión duraría tres meses, extensibles a un mes más, con seis semanas de conciliación, más otras dos posibles de prórroga. Seis meses en total, de acuerdo con el procedimiento legislativo ordinario.

Más problemas, según Alfa Sánchez de Xnet: "[La norma] trata diferentes tipos de tráfico de maneras diferentes, dando prioridad a unos y no a otros. Un defensor de este punto te dirá que hay que dar prioridad al tráfico de vídeo respecto al tráfico de web porque pesa más. Pero esto discriminaría el tráfico P2P [peer 2 peer, de par a par, sistemas de compartición de archivos], que es algo que claramente no les interesa, y por otro lado, y muchísimo más grave, es el hecho de que el tráfico encriptado no se sabe qué tipo de tráfico es: lo que pasaría es que este tráfico quedaría a la cola", asegura el activista.

Informes como el de la compañía Sandvine, Global Internet Phenomena Spotlight Encrypted Internet Traffic, proyectan que para el 2016 entre el 65 y el 70 por ciento del tráfico estará encriptado en muchos mercados.

Aceptar las aportaciones de la campaña por la neutralidad de la web implicaría ir en sintonía con el dictamen de la Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos, que a finales de febrero de este año optó por blindar el acceso universal a Internet.

Prisión y censura en Internet en pos de la lucha contra la discriminación en Argentina. Leer más aquí.

Sigue a Quique Badia en Twitter: @qbadiamasoni