“Queremos tocar en el Super Bowl”: Una entrevista con los Black Lips
Foto cortesía de Vice Records

“Queremos tocar en el Super Bowl”: Una entrevista con los Black Lips

Charlamos con el conjunto de Atlanta sobre segregación racial, el sello de aprobación que les dio Yoko Ono, por qué viajar es la mejor educación, y por qué nunca dejarán de vivir en una fiesta interminable.
23.5.17

A 18 años de haber sido fundados, tras haber sido corridos de la escuela por parecer miembros de una pandilla, y bajo los principios del garage más guarro posible, los Black Lips están de regreso, estrenando el disco Satan's Graffiti or God's Art? Producido por Sean Ono Lennon, su octavo álbum de larga duración los ve con una nueva alineación, espíritus reanimados y una perspectiva quizá un poco más madura. Hace demasiado tiempo ya no se mean o se la maman entre ellos en el escenario (dicen que pasó una vez) —a veces igual se dan un beso o enseñan las nalgas, pero nada más. Es más, hasta piden ya sus entrevistas por anticipado y con mucha planeación. Es domingo y Jared Swilley, bajo y voz de los Black Lips, está fritísimo; es un milagro que contestó.

Publicidad

Charlamos con él desde Chicago, una semana antes de su increíble y ensordecedora presentación en el Festival Marvin, en la Ciudad de México, lugar que consideran "una de nuestras mejores ciudades en el mundo… Los shows [ahí] han sido increíbles."

NOISEY: Nuevo LP, los produce Sean Lennon ahora. ¿Cómo es que llegaron a trabajar juntos?
Jared Swilley: Conocimos a Sean porque fue a tocar el Theremin en el Arabian Mountain, era amigo de Mark Ronson (quien lo produjo), son buenos amigos. Después produjo un disco de los Fat White Family en Inglaterra, y Cole y Sumi se lanzaron y grabaron unas pistas. Y nosotros no teníamos presupuesto para grabar, y básicamente Sean dijo "¿Quieren venir a grabar conmigo?", así que nos fuimos a trabajar y vivir con Sean unos meses. Salvó el día, no teníamos a dónde ir, no teníamos dinero. De alguna forma salvó a los Black Lips.

Hubiera pensado que con los últimos dos discos estarían más cómodos, un poquito más de reconocimiento y éxito comercial…
El pedo del éxito comercial es relativo… Hacer discos es caro; pagamos de nuestra bolsa para armar unas sesiones en Atlanta, pero eran caras. Nuestro contrato con Vice había acabado y no teníamos un sello en ese momento pagando por nada. Ahora estamos de vuelta con Vice, pero en ese momento andábamos "entre disqueras".

Vice ha cambiado mucho dese sus inicios, y los tiempos en que ambos empezaron soltando discos con ellos. ¿Ha cambiado su relación con Vice ahora que se hicieron super legit?
Mira, la gente principal, Suroosh (Alvi, cofundador de Vice Magazine en 1994 con Shane Smith y Gavin McInness, y fundador de Vice Music en 2002) sigue ahí, y para mí eso es Vice. Sí parece que ha cambiado. En las viejas oficinas podía llegar, bañarme, tomar comida del refri; ahora no… y no está mal; están partiendo madres… Ahora hay que hacer cita y que seguridad te deje pasar, es masivo, es legit, es como Amazon. No, no tanto, puesto así parece que estoy diciendo que "se entregaron" y no. Sólo que cuando empezamos eran una operación mucho más limitada.

Publicidad

¿Y ustedes qué? ¿También quieren convertirse en Amazon?
Güey, yo quiero tocar en el Super Bowl, es mi sueño. Los Black Lips seríamos perfectos.

¿Con Atlanta jugando de nuevo?
Híjole. Creo que somos el equipo que echamos a perder una ventaja más grande en el Super Bowl. No me importan mucho los deportes, pero cuando es el equipo de tu ciudad, a todo el mundo le importa un poquito. Fue muy triste. Venía llegando del aeropuerto y todo iba bien, todos estaban listos, la gente había pedido días para no ir a trabajar; pero camino a mi vecindario, llegando ya todo había acabado… Estábamos listos para acabar con las calles y de pronto, nada. Gente llorando; un chasco.

Foto cortesía de Vice Records.

Hablando de Atlanta, ¿cómo es que una banda como ustedes se desarrolla en una ciudad mucho más reconocida por el soul, el hip-hop y el gospel?
No hay muchas bandas como nosotros en Atlanta, de donde somos. La verdad tenemos influencias muy diferentes; mi mentor fue un cantante de Soul llamado The Mighty Hannibal, de la generación de James Brown y Little Richard, pero que no pegó tanto. Fue mi mentor, nos hicimos buenos amigos y murió hace unos años.

La escena de Soul de Atlanta es crucial para mí. Atlanta es una ciudad donde todo se mezcla. Por ejemplo, hace unos días estábamos en un DJ set con Migos, y llegó André 3000; somos cercanos. Por ejemplo, anoche tocamos en Chicago y los cuates de Mastodon, con quienes somos amigos, tocan con nosotros o nosotros con ellos. Grant tocó con ellos anoche. No tiene sentido pero sale, o por ejemplo cuando tocamos en Atlanta a veces invitamos a Kilo Ali, por ejemplo. Al final a la gente le gusta la música y ya.

Publicidad

Ese pedo es como de edad: mientras más creces menos te importan los géneros.
Cuando era chavo, la neta mi onda era ser la banda más guarra de punk. Luego viví con una chava que ponía a los Smiths y los Happy Mondays y acabé diciendo "no hay pedo"; o sea no es mi onda, pero chido. Sí creo que mientras más grande te haces menos te importan las reglas de tu grupito. Sabes, de niño con mohicano y chamarra con estoperol alguien llegaba y te hablaba de una banda y sin conocerlos decías "están de la verga, pinches vendidos".

¿Les han acusado de venderse?
La neta no me importa. Creo que ahorita, el pedo está en prostituirse como con Coca Cola o algo así. Ese es un término relevante ahora, pues la industria ha cambiado drásticamente…

¿Cómo le hicieron para sacar un cover de los Beatles? O sea, ya han grabado covers a Iggy Pop (con los Iguanas) y Jacques Dutron, pero Los Beatles ya es otra liga…
La verdad no fuimos nosotros los que vimos ese pedo, todo lo resolvió Sean, y él lo vio con su mamá y las oficinas. Nosotros no pedimos hacerla. Me daba pena, los Beatles son una de mis bandas favoritas del mundo y no le iba a preguntar a Sean si podía coverear una rola de su papá. La tocamos una vez como suena la versión original y luego sacamos la que sale editada, que es mucho más lenta, con más onda.

¿Qué pasó con los cambios en la alineación para el nuevo disco?
Mira, somos una familia. Cuando Joe se fue, se fue bien. Tenía sus razones y somos buenos amigos. Llevamos 18 años juntos, entonces hay gente que lo crece o que ya no quiere quedarse. Por ejemplo, Jack se fue por 10 años y lo hizo para casarse. Sabes, hace unos días me quedé en casa de Joe, la vida cambia, la gente se aleja un poco. No hubo peleas, eso no pasa, fue bastante amigable, la gente crece.

Publicidad

¿Se sienten más viejos o maduros? ¿Le han bajado al desmadre?
Eso no cambia tanto, la verdad. Me gusta la idea del nuevo line-up porque sacude las cosas. Sumi lleva tocando con nosotros un rato, y ya es parte. A Oakley, el batería, lo conocemos de hace 10 años. Salió bien. Si creyera en un Dios, ese cuate armó la situación ahora.
Seguimos siendo una pandilla, dude, la pasamos juntos siempre. Amo a estos chavos y chavas.

Portada del 'Satan's Grafitti Or God's Art?'

¿Qué pedo con el parche que traes en la portada? ¿Es tu onda de pandilla?
¡Güey! Desarrollé una alergia loquísima a los gatos de mi novia. Me va a odiar por esto, pero no podía ver como por las primeras cuatro horas del día, y fui a un montón de doctores y nadie podía decir por qué era, y lo descubrí en gira: cuando estoy afuera mi ojo está bien. Entonces regresando me tendré que deshacer de los gatos. El parche era muy conveniente y la neta se ve cool. Estaba pensando, y la verdad no tendría tanto pedo si ese look fuera real y se quedara —no tengo que pichar en un equipo de beis o algo así.

Prender un cigarro es un pedo con un solo ojo, no te quieres quemar el bigote.
Sí, eso sí. Es un dolor culero, también pensé que me jodí la cornea porque me la paso haciendo cosas en mi casa, construyéndola y nunca uso protección. Me mama la carpintería y pedos con metal.

Del nuevo disco ¿qué es lo que más te prende?
"Crystal Night". Esta canción que canta Sumi conmigo. Es mi canción favorita. Es bien triste, me saca lagrimita. Me gusta escribir canciones trágicas. Cuando pasó el huracán Katrina, escribí "Katrina" —nuestro guitarra de esa época era de allá y fue una tragedia, no podía encontrar a su familia y así. Con "Crystal Night" quise abordar en la peor manera en que te rompieran el corazón; y lo más jodido que pensé fue enamorarse de una chava en la noche en que los Nazis atacaron y se llevaron a los judíos en Berlín en el 38. Eso te rompe el corazón; además, el nombre es como de un Girl Group.

¿Tuvo que ver la elección de Trump con abordar temas escabrosos? Abordan a los Nazis, a un asesino en serie, Wayne Williams…
No, esa comparación es hiperbólica. Sabes, cuando Trump quedó estábamos en el estudio, pero la verdad sólo estaba pensando en el tema. Tipo Shangri- Las con "Leader of the Pack", que el chavo se muere en camino al baile de graduación, pero con Nazis.

La de Wayne, es sobre Wayne Williams, exacto. El chato que lo reseñó en Pithcfork dijo que es de Lil' Wayne… Y este tipo, fue un asesino en serie que mató a dos o tres personas y le endilgaron varios más. O sea, sí asesinó a un par, pero le aventaron 20 o 30 y cerró la ciudad. Fue una cosa que volvió loca a la ciudad como en el 83, 84. Creciendo me tocó oír de él, mis papás hablaban de él. Amigos míos más grandes lo recuerdan. Nos marcó a muchos. Esa letra me costó, no quiero juzgar ni condenar, sólo contar. Fue el coco de mi generación. Era una amenaza continua. Y luego, dicen también que muchos de los niños que mató, los había matado el KKK, haciéndolo todo aún más confuso. O que era de la CIA. Nos rayamos con las noticias raras de nuestra ciudad. En los 80 el KKK estaba en Atlanta, no era raro verlo.

Publicidad

Verga… ¿Esos conflictos raciales los han moldeado?
La gente cree que en Atlanta todo lo mueve el conflicto racial. Pero hay cosas particulares de la ciudad. Mi familia es de Martin Luther King National Park, al lado. Desde hace muchas generaciones son predicadores. Mi tío, por ejemplo, escribió en los 60 la constitución de Atlanta para Lyndon Johnson, donde muchos predicadores le dijeron que no iban a seguir con las leyes racistas de Jim Crowe. Atlanta es particular. Es primordialmente negra, pero ha superado la segregación a pulso. Es de los pocos lugares en que vas a un show de punk y la mitad es blanca y la mitad es negra. Eso igual sólo lo ves en Detroit. Siento que por su historia de segregación, la gente luchó contra eso y la generación de mis papás lo mandó a la mierda. Sabes, lidió con su mierda horrible y ha avanzado, todos lo hacemos. Atlanta es un buen ejemplo al mundo.

¿Qué pedo con Yoko? ¿Cómo es que terminó grabando con ustedes?
No estuvo planeado. O sea, nos quedábamos en su casa y un día llegó y se metió al estudio con nosotros y dijo que quería grabar. Grabó varias rolas y sólo quedó una. Fue surreal, la verdad estuvo bien chido, es un ícono. Además fue lo suficientemente chida de dejarnos quedar en su casa. Además nos checó, ¿sabes? Nos aprobó. Literalmente nos dijo "son unos de nosotros".

Chingón sello de aprobación.
Sí, te digo, es un ícono, muy chida. Creo que en la grabación del disco estábamos tan lejos de la sociedad… Pasamos un mes y medio sin salir del estudio, no veíamos gente, no teníamos tele, ni internet teníamos. Estuvo muy bien. Nos enfocábamos.

Noto que el tracklist del vinil es diferente al del CD, con interludios, intros y outros, ¿es una onda de reconocer la diferencia de formatos?
Fue un accidente. Tuvimos tanto tiempo para grabar, e hicimos un chingo de cosas. Teníamos este cotorreo de que era un concept album de cotorreo, y fue nuestra manera de jugar con la idea de un concept album de nada. Pura chacota; el título es parte del juego Satan's Graffiti or God's Art?, abierto a la interpretación.

Publicidad

Si tuvieras que hacer un álbum concepto neto, ¿de qué tema sería?
No somos lo suficientemente inteligentes para hacer un álbum conceptual de verdad.

Son reconocidos por pasársela de gira. ¿Cuánto van a andar de gira con este?
Le vamos a dar dos años. Tenemos América, luego Australia, ahora queremos hacer Asia y África. Vamos al Medio Oeste. Queremos llegar a Asia del Suroeste. El mundo es grandísmo y está ahí. La neta, tener la oportunidad de viajar hay que aprovecharla. Tengo amigos en todos lados. Tener el chance de sólo poder ir por todo el mundo y reventar está chingón. No voy a vivir mucho, máximo 80 y pues hay que aprovechar. Y conocer bandas de todos lados. Ayer tocamos con Omar Suleiman y anduvimos hablando de tocar por Turquía.

Somos de una ciudad conservadora del sur y tocamos en todo el mundo. Nadie de mis amigos de niño ha incluso salido de EE.UU. Viajar es la mejor educación. Es fácil tener la mente cerrada si no sales de tu pueblo, pero si sales de tu lugar entiendes la humanidad de todos. Te abre los ojos. He sido bendecido de poder estar rodeado de gente que creció de maneras bien diferentes a la mía. Soy muy privilegiado. La mayoría de la gente no puede salir —no es culpa de nadie, a veces no da. No quiero sonar como un niño consentido diciendo que viajar es lo mejor.

¿Algún show reciente que te venga a la mente por lo raro de la situación?
Pues ahora, en una hora tocaremos un show para niños en el bar del hotel. Un pedo que ha estado en tele desde los 60 y hay chavitos bailando y tenemos que hacer playback con nuestras rolas.

¿Qué rola les van a tocar?
Cómo es un show para niños estábamos pensando en tocar "How Do You Tell A Child That Someone Has Died" y enseñarles de la muerte. También "Dirty Hands", para explicarles qué hacer con las manos cuando empiecen a tener sentimientos románticos con sus amiguitos. No tenemos groserías, así que es bastante sano el asunto. Somos buenos tipos. No decimos groserías. Somos niños adultos.

Rodrigo Alcocer de Garay también es un niño adulto. Síguelo en Twitter —@rodrigoalcocer