Simón Mejía: "Lo de los Grammy fue un estrellón para nosotros"
Foto vía Bomba Estéreo en Twitter

Simón Mejía: "Lo de los Grammy fue un estrellón para nosotros"

Hablamos con una de las cabezas de Bomba Estéreo sobre lo que fue este 2017 en materia musical para la banda.
27.12.17

Lo que en 2014 comenzó con un Win Butler siendo un espectador maravillado viendo a un Bomba Estéreo tocar en el sótano de una iglesia en Montreal, en el 2017 se materializó y afianzó como una amistad que convirtió a la banda colombiana en los teloneros del Infinite Content Tour, la más reciente gira mundial de Arcade Fire.

Durante 12 fechas colombianos y canadienses convivieron no solo como teloneros y banda principal, sino que fuera del escenario se dieron espacios para que Simón Mejía y Win Butler se encontraran en más de un DJ set luego de los conciertos, e incluso se dieron las cosas para “Everything Now”, uno de los himnos del último disco de Arcade Fire, fuera remixeado y transformado en una cadencia latina infecciosa que le dio la vuelta al mundo.

Publicidad

Una vez finalizada la gira y luego de compartir tarima durante meses, nos sentamos a hablar con Simón Mejía, cabeza de Bomba Estéreo, para hacer un balance de lo que fue esta etapa idílica de tocar con una de las bandas más grandes y queridas del mundo.

***

Noisey: En los últimos meses compartieron 12 fechas del tour de Arcade Fire por Europa, Estados Unidos y Suramérica, ¿cómo empezó esa relación con Arcade Fire, quién los juntó?

Simón Mejía: Todo comenzó hace como cuatro o cinco años más o menos. Fuimos a tocar a un festival que se llama POP Montreal que hacen en distintos venues regados por la ciudad. A nosotros nos tocó en el sótano de una iglesia, un sitio bastante conocido allá y pequeño, como para de 300 personas. Estábamos todavía en el ciclo de Elegancia Tropical y esa noche que tocamos ahí fue Win Butler a vernos porque no sé cómo se había enterado de nosotros o si fue casualidad. El caso es que se hizo fan de la banda, y desde ese momento como que nos siguió.

¿Cómo se dio todo el tema de tenerlos a ustedes como compañeros de tour?

Después de ese festival de Montreal, pasaron los años y llegó este 2017. Surgieron un par de fechas en Europa donde la banda directamente nos buscó para abrir esos shows. A comienzos de este año hicimos Dublin y Colonia con ellos y ahí nos conocimos, como que hubo química, conocimos a Win personalmente, nos hicimos amigos y a raíz de que salieron tan chéveres esas dos fechas nos invitaron a hacer el resto de la gira con ellos y pues obviamente aceptamos porque era una oportunidad muy chévere para nosotros de abrir público, cantarle a gente que nunca le había tocado Bomba Estéreo. Lo recibimos con mucha gratitud y ya a través de las fechas fuimos entablando una relación más cercana, una amistad. Luego, en plena mitad de gira, él nos propuso hacerle el cover durante los viajes íbamos trabajando el track en conjunto con ellos.

¿Cómo es girar con una de las bandas más importantes del indie rock alternativo a nivel mundial, qué tanto espacio hay para el intercambio creativo de ideas?

Girar con ellos fue increíble. La verdad más que a una banda y unos músicos impresionantes, conocimos a unas personas muy especiales y muy humildes, porque obviamente Arcade Fire es una banda mucho más grande que Bomba Estéreo y como que uno sabe que ese es un indie que a nivel anglo es casi como el mainstream latino, una cosa inmensa. Nosotros en Estados Unidos y Europa terminábamos tocando para públicos de más de 20.000 personas. La verdad su calidad humana y la manera como nos trataron fue muy abierta, siempre dispuestos a intercambiar. Con Win hicimos una serie de DJ sets después de los conciertos donde nos íbamos a tocar en bares… se entabló una amistad muy chévere, compartimos e intercambiamos música; en muchos de los conciertos en el último tema, que es como una especie de improvisación de jam libre que se arma en tarima nos invitaban casi siempre a nosotros, luego en la producción del remix de “Everything Now” era como un derroche de ideas entre él y yo como sobre la producción y las cosas que estaban sucediendo ahí, sobre la cantada, porque ellos volvieron a cantar el track con nuestra pista y lo mismo Régine y Liliana.

¿Cómo fue eso, cómo era la relación con ellos?

Fue muy chévere. Para nosotros fue un aprendizaje inmenso de ver cómo realmente los verdaderos artistas, los más interesantes y los más grandes son gente muy humilde, que no tienen rollos, ni esas predisposiciones que uno a veces encuentra con esa gente que tiene el ego de rockstar, con ellos fue una parcería total, una bacanería y nos trataron realmente muy bien, porque pueden salir situaciones que te toca abrirle a una banda grande y te tratan como una mierda. No te dejan usar las luces, ni hacer pruebas de sonido. Ellos siempre nos cedieron espacios para que nosotros estuviéramos cómodos y pudiéramos hacer nuestro show como era, que eso es muy raro en el mundo de los teloneros, normalmente los tratan como una mierda. Acá no, acá fue todo muy abierto, muy chévere y con muy buena energía.

Publicidad

Desde afuera se pueden ver ambas bandas como dos mundos totalmente diferentes, desde lo sonoro, hasta lo que transmiten sus canciones. Después de compartir escenarios y convivir durante tanto tiempo en el tour, ¿en qué sientes que se parecen Arcade Fire y Bomba Estéreo?

Hoy en día creo que los géneros cada vez se desdibujan más. Cada vez las bandas, los músicos y los productores se influencian no solo de un estilo sino de varios. Uno escucha los últimos dos discos de Arcade Fire y se notan las influencias de música africana, música del caribe, hasta cumbia. Hay ciertos tracks que tienen una cadencia como muy del caribe, porque hoy en día yo pienso que la música, o por lo menos la que a mí me gusta, -y que Arcade Fire hace parte de eso- uno no la puede definir como indie rock y punto, sino que son varios géneros ahí mezclándose. Uno ve los DJ sets de Windows 98 (Win Butler) y la música que pone es muy ecléctica, puede poner desde tracks de rock, hasta electro, cumbia, Bomba Estéreo, Systema Solar. Así a primera vista parecen dos bandas muy diferentes, creo que ambas tienen ese eclecticismo y esa influencia múltiple. Nosotros no podemos decir que somos una banda de solo cumbia, porque no hacemos solo eso, tenemos un poco de electrónica, hip hop y ciertas cosas de rock y de reggae. Como que todo se une y se genera un sonido nuevo a partir de eso y creo que ambas bandas tienen un poquito de ello.

Publicidad

Viendo un poco lo que dejó el tour, por lo menos en sus shows en Ciudad de México y Bogotá, queda la sensación que Arcade Fire se preocupa por crear un show para su público. En Ciudad de México se montaron con Mariachis y en Bogotá con Los Gaiteros de Ovejas. ¿Cómo se empezaban a crear esas ideas, quiénes proponían ese formato de músicos invitados en escena?

En esa última canción del show, que es el outro con "Everything now", ellos siempre, de acuerdo a cada lugar, tienen unos músicos invitados. Particularmente lo de Bogotá se los propuse yo porque Los Gaiteros de Ovejas grabaron en el remix, esas partes de gaita que suenan son ellos, y justamente estaban en Bogotá el día del show, entonces fue perfecto porque era muy colombiano, como que cada lugar tenía sus músicos del lugar, en México hubo Mariachis, aquí estuvieron los Gaiteros, en Brasil subieron unos músicos de samba, en Chile había unos músicos de esa línea folclórica del norte de Chile, en Perú música andina, en Estados Unidos era un poquito más abierto.

Hablando de Los Gaiteros de Ovejas, que además participaron también en el remix de Bomba a "Everything Now" como lo decías, ¿cómo se dió la colaboración entre los tres (Bomba Arcade Fire y Los Gaiteros de Ovejas), cuál era el concepto o la idea que querían dejar plasmada en la reinterpretación del tema?

Realmente eran varias cosas porque nosotros ese tema lo co-produjimos con Chris Castagno que es la persona que produjo nuestro álbum, y él había hecho un disco con los Gaiteros de Ovejas, entonces cuando yo le plateé la idea de que utilizáramos algún instrumento de viento folclórico, que en la versión original de “Everything Now” son unas flautas en la base que es el sample de una música africana de los 70, me parecía interesante hacerlo con los Gaiteros de Ovejas que trabajan con Chris en el estudio. Entonces los invitaron a que hicieran la versión de esas flautas y luego le añadieran unas melodías de cumbia.

¿Cuál sería para tí el recuerdo o la anécdota más emotiva del tour?

Cada lugar tuvo su momento especial. Pero yo diría que los DJ sets que hacíamos después de los shows, porque era un espacio muy chévere de parchar, nos íbamos a bares y hacíamos un back to back, él ponía una canción y yo otra, luego dos y dos, y así entonces se armaba una dinámica muy chévere, la gente respondía muy bien y fue un chance también de poner música colombiana en lugares que no están muy acostumbrados a escucharla y se armaban unas parrandas buenísimas porque invitábamos a los percusionistas de ambas bandas entonces se armaba una especie de Sound System ahí bacano.

Publicidad

¿Qué te hubiera gustado que pasara y no pasó en esa relación con Arcade Fire?

Yo creo que nada. Todo fue tan orgánico, nada fue forzado. La amistad que se dio fue natural y hacer el tema también. No fue una cosa de management, sino que fue algo más de artista a artista y lo trabajamos así. Como que no era que si estábamos girando teníamos que parchar y ser amigos, sino que se fue dando. Y ellos veían que nos conocíamos, que hacíamos los DJ sets, hablábamos y hacíamos el track, entonces como que sus dinámicas son muy similares a las nuestras.

¿En qué momento están ahora con Bomba Estéreo, sientes que cada vez hay más pretensiones de alcanzar un sonido y relevancia mundial?

No sé, yo ya estoy cómodo con lo que Bomba ha logrado. En el circuito que tenemos nos siguen invitando a festivales, el año entrante vamos a estar en un montón de festivales muy chéveres y creo que pretender algo más arriba que eso es quizás ir en detrimento del sonido, pasar a un mega mainstream latino que no estoy tan seguro que queramos. Así como estamos, en el circuito que hacemos, los shows que estamos logrando, las bandas con las que estamos colaborando, me parece muy chévere y ojalá que se mantenga así. Eso ya me hace feliz, más allá de eso ya es comenzar a escarbar en un mainstream al que la verdad no pertenecemos mucho.

En el disco anterior hicieron “Fiesta”, junto a Will Smith, en este disco tuvieron la oportunidad de girar con Arcade Fire y hacer un remix de “Everything Now”. Digamos que son logros que se han ido desbloqueando, pero ¿en este momento qué sientes que le hace falta a Bomba Estéreo por hacer?

Publicidad

Muchas cosas, pero después de hacer esa gira con Arcade Fire, sería lograr un show de la talla de ellos, que uno ve eso y dice "wao, todavía nos falta mucho como banda, visualmente, musicalmente, a nivel de producción”. Lograr llegar a un show de ese tamaño sería increíble.

¿Cómo definirías el 2017? Hubo cosas increíbles, pero también ciertas opiniones encontradas con el disco y todo el tema de los Grammy.

Yo pienso que es un año de aprendizaje. Un año en el que estrenamos el disco, lo sacamos a girar y fue muy chévere. Un año también de estrellones, eso de los Grammy fue un estrellón para nosotros, pero también un aprendizaje de los caminos que uno no debe tomar. Esos caminos que a veces te pone la vida, los tomas y te das cuenta que que no funciona, que no es lo tuyo y se aprende de eso, a veces desafortunadamente a las malas y eso fue realmente lo que pasó con los Grammy. Pero aparte de eso, fue un año muy bonito para nosotros, de estar con nueva banda, nuevo disco, tocar en unos lugares increíbles al comienzo del verano y luego cerrar el año de gira con una de las bandas más relevantes del mundo, imagínate. Yo creo que todo eso borra lo único negativo que pasó en el año que fue la presentación en los Grammy.


Lee también:


¿Cuando hablas justamente sobre el hecho de "aprender a las malas" en el tema de los Grammy, te refieres a eso que decías hace un momento de no querer pertenecer a un "mega mainstream latino" y no terminar siendo el grupo que ponen a hacer colaboraciones con reggaetoneros porque les va a dar ventas?

Sí, más que con reggaetoneros, es como que vamos a ver a qué lugar de la música pertenecemos y finalmente Bomba Estéreo es una banda que viene de lo alternativo y crecimos dentro de ello. Ahora, la verdad es que lograr sobrevivir de lo alternativo en la música latina no es fácil. Lastimosamente no es como en Estados Unidos o en Europa donde una banda como Arcade Fire es inmensa siendo alternativa. Acá es como blanco o negro. Es difícil mantenerse en la mitad, pero creo que Bomba lo ha logrado hacer, mantenerse al punto que sigue siendo alternativo, pero ha crecido el público. Y de todas maneras se trata de ser conscientes de que nosotros no queremos ni vamos a buscar el mainstream que está en este momento en Latinoamérica que es el reggaetón. Finalmente nosotros no venimos ni pertenecemos a esa escena.

Ahora, que incorporémos cosas de reggaetón en nuestra música está bien, pero no que queramos ser una banda de reggaetón y colaborar con artistas, pero uno nunca sabe lo que pasa. Yo sí creo que hay que seguir bien sus raíces y sus orígenes y pues Bomba viene de lo alternativo y ahí debería mantenerse y lograr más bien hacer crecer ese alternativo.

¿Qué sigue para Bomba Estéreo y qué nos puedes adelantar de lo que se viene en el 2018?

Sigue el ciclo de Ayo, queremos seguir publicando un par de tracks nuevos a lo largo del año. Y por otro lado los shows: el primero grande e importante va a ser en Estéreo Picnic en marzo y luego de eso ya vamos a arrancar una gira por Estados Unidos, Europa y Latinoamérica seguramente finalizando en Colombia. Pero va a ser un año básicamente de shows. Saldrán otro par de videos del álbum y la idea es publicar un par de colaboraciones estilo lo que hicimos con Arcade Fire.

***
Sigue a Bomba Estéreo por acá.