FYI.

This story is over 5 years old.

La gente esperó hasta 10 días para probar este ramen

Más largo que cualquier sesión de 'Netflix and chill'.
Photo via Flickr user Hsuanya Tsai

El 15 de junio el primer local de ramen Ichiran —una cadena japonesa de ramen— abrió en Taiwán. La gente ama al ramen, no es ninguna novedad. Pero en este restaurante hubo una fila para entrar que duró más de 10 días.

Así es: durante más de 250 horas continuas hubo personas esperando afuera del lugar, mirando la pantalla de sus celulares para matar el tiempo. Solo para darte una perspectiva, 250 horas equivale a mirar todos los episodios de Breaking Bad, Orange is the New Black, Sherlock, Downton Abbey y las dos versiones de The Office (la inglesa y la estadounidense). O sea que es un chingo de tiempo.

Publicidad

Cuando Ichiran abrió sus puertas, ya había alrededor de unas 200 personas esperando en la banqueta con la esperanza de conseguir uno de los 60 asientos de este establecimiento de 24 horas. Incluso las temperaturas por encima de los 30 grados no detuvieron a los comensales que querían su ramen tonkatsu, el único platillo que muestra el menú; según el Hong Kong Economic Journal, entre las 6 AM y 10 AM, había unas 40 o 100 personas en la fila, pero entre las 11 PM y 3 AM, se reunían hasta 200 personas dispuestas a esperar casi dos horas para recibir su dosis nocturna.

LEE MÁS: Curacrudas: Ramen Picante del restaurante Kura

El Journal reporta que el récord anterior de una fila continua ocurrió en un restaurante de Hong Kong, en 2013… fue la inauguración de otro Ichiran. La fila en esa ocasión duró 196 horas, lo que equivale a ocho días más o menos. A pesar de que Ichiran tiene 60 sucursales en Japón, solo existen locales foráneos en Taiwán, Hong Kong y Brooklyn. (Y cuando el restaurante abrió en octubre del año pasado en Estados Unidos, la fila llegó hasta 200 personas.)

La fila afuera de un Ichiran en Osaka, Japón. Foto vía el usuario de Flickr Claudine Co.

Aunque algunos escritores fantasiosos han descrito a Ichiran como "el mejor ramen del mundo", otros definitivamente opinan que la espera no vale la pena. "Un récord mundial estúpido por fin terminó", expresó con indignación un crítico, mientras que otros opinan que avanzar lentamente en una fila interminable es "un poco estúpido".

Aún si no es el mejor del mundo, Ichiran ha prometido a los clientes taiwaneses la misma experiencia que recibirían en uno de sus "centros de sabor" japoneses. Incluso la compañía contrató a un especialista en noodles —la descripción del trabajo según Ichiran— quien fue transferido a Taipei para "[hacer] ajustes de acuerdo a la temperatura y humedad diarios para producir el mejor ramen, fresco y preparado a la orden".

Muchos de nosotros seguro hemos esperado en filas más largas y por menos que esto. ¡Por favor, si la fila continuó durante diez días seguidos es que deben ser realmente buenos!