Este documental independiente muestra "la otra escena electrónica" de México

FYI.

This story is over 5 years old.

Este documental independiente muestra "la otra escena electrónica" de México

¿Qué tiene que decir el lado underground de la música?
15.12.15

Buscando el Fvtvro es un documental independiente, realizado por Cesar Vega y Jorge Leal, que expone una peculiar escena musical en la Ciudad de México y Ciudad Juárez. El video comienza con una frase que pone en cuestión el futuro de la música; enseguida, el tono urbano se presenta con los versos de Josué Josué, una joya humana que es buena para la retórica y mala para vivir. A partir de ahí empiezan a correr treinta minutos de video, divididos en tres capítulos, que presentan los sellos que –desde su trinchera lejos del protagonismo– han construido en favor del desarrollo de una escena musical: PIRA.MD, Sonido Inconsciente y Lowers.

Capítulo 1: PIRA.MD

Josué Josué, de Piratón Records y PIRA.MD, muestra parte de sus oscuros encantos. Las palabras que forman oraciones y mantras de vida como: Hacer todo al revés, dejar de soñar y empezar a vivir." acompañan al video que muestra un recorrido veloz por la zona centro del DF. Turning Torso, (SNU/PIRA.MD) interviene brevemente para hablar sobre la importancia de no limitar el desarrollo de la música y buscar la libertad en la composición.

PIRA.MD Records es el limbo entre la electrónica y el hip-hop. Se trata de un proyecto de sonidos versátiles que recorren distintas líneas musicales, desde el purismo hasta la improvisación experimental. Los hijos de ninguna escena que buscan la música global a través de internet. La apertura es clave para la supervivencia del sello.

Relacionado: Sellos: PIRA.MD

Capítulo 2: Sonido Inconsciente

Una imagen de Las Brisas inaugura la segunda entrega mientras la voz distorsionada de Esteban da paso a las palabras de Mauricio Cadáver (Sonido Inconsciente) que deja claro que ahora es el momento de dar los pasos más arriesgados de nuestra vida. El hermetismo expuesto de Sin Amigos (Marco Gutiérrez AKA Siete Catorce y André Pereda) corre mientras se acompañan de imágenes de la vida nocturna en La Bodega de Vértiz, otro hito de la electrónica undergorund del DF.

La historia de Sonido inconsciente es narrada desde el escenario más adecuado para la ocasión: su centro de operaciones en M144A, una casa disfrazad de refugio musical y venue DIY ubicada en la Roma Sur. El equipo deja claras las razones reales que los mantiene en un esfuerzo constante por difundir y promover la música que recorre el circuito ajeno a las masas en el DF.

La muestra de talento sigue con el ruido controlado de Les Temps Barbares, mientras se explican los beneficios –secretos a voces– que te motivan a tomarte la vida musical en serio. Tahres participa en la dinámica compartiendo recuerdos sobre el escenario. Daniel Patlán tiene un breve cameo durante el cierre de este segundo capítulo.

Relacionado: Sonido Inconsciente, los hippies que no creen en un mundo rosa

Capítulo 3: LOWERS

La vibra relajada y despreocupada de Juárez es casi palpable desde el momento que comienza la tercera parte. La música y actitud de Wyno y Nesstrak muestra la juventud en espera ansiosa que entumecidos continúan con su vida. El autor deja claro que la realidad cambia una vez que llegas a Juárez y los releases de LOWERS existen para comprobarlo. Se trata de una ciudad que puede parir talentos pero los mantiene anclados a sus áridas tierras, dejándolos a merced del Internet..

Los momentos que se comparten parecen letargos que alimentan la psique de estos productores que, a su manera y ritmo, han contribuido de forma espectacular a la escena electrónica mexicana con los proyectos de Wyno, Nesstrak, Crocat y Mock The Zuma. En un momento queda claro que el impacto del narcotráfico no es ningún secreto para esta zona del país.

Lowers queda como un claro ejemplo de que lo más bajo es también lo más fino que tenemos actualmente en México. Pájaro sin Alas, de Piratón Records, se une a las voces sumándose a la idea de compartir la música sin ponerle un signo de pesos a cada release.

Relacionado: LOWERS, FUCK-THE-OTHERS!

Val está más cómoda de este lado de la trinchera. Ella está en Twitter.