mexico

Las tendencias gastronómicas que nos traerá el 2017

Estas son las predicciones sobre las tendencias de comida en 2017. Quizá se cumplan, quizá no, ya aprendimos en no confiar tanto en los pronosticadores, ¿no?

por Staff de Munchies
29 Diciembre 2016, 5:16pm

Cada año, grupos diversos de expertos pronosticadores y editores de gastronomía en el mundo, principalmente en Estados Unidos, hacen sus predicciones sobre las tendencias de comida que dominarán el año que está por empezar. A veces tienen razón, como cuando predijeron que los Buddha Bowls serían el hit del año —y lo fue: es la búsqueda más popular en Pinterest, que tiene alrededor de 150 millones de usuarios al mes—; pero muchas veces se equivocan como los grandes, como esos "expertos" en política que aseguraban que Trump o el Brexit jamás ganarían las elecciones.

Según las circunstancias en las que nos deja 2016 y las necesidades que tendremos en 2017, los expertos dicen que la escena gastronómica estará influenciada, principalmente, por la comida saludable, la conveniencia, la tecnología y la conciencia medioambiental. Prevén que estas serán las tendencias que veremos el próximo año.

LEER MÁS: Nuestras entregas especiales sobre el futuro de la comida

Flexitarianismo

Un flexitariano es un omnívoro que dedica un 80 por ciento de su dieta al consumo de vegetales y sólo el 20 por ciento a la carne (una proporción bastante saludable). Muchos restauranteros y cocineros del mundo están dedicándose cada vez más a generar comida deliciosa y vegetariana, sin olvidar que la carne también es necesaria —por sus nutrientes y por su sabor—, aunque el debate de su huella ecológica continuará. Por eso, veremos muchos superalimentos como el açaí o la levadura nutricional en los menús de restaurantes y en las tiendas de alimentación saludable.

Carne falsa

Creada en laboratorio, como la "Hamburguesa imposible" de Impossible Foods, que es 100 por ciento libre de carne pero sangra igual que una hecha de músculos vacunos. Cada vez hay más gente trabajando para conseguir nuevas formas, más sustentables, económicas y eficaces, de producir alimento suficiente para todos los seres humanos que habitamos la Tierra. El instituto de investigación New Harvest y el grupo de agricultura colectiva, Future Farm Lab, son ejemplos.

Bowls

Al parecer, los tazones fueron tan bien recibidos en 2016, que en el 2017 serán una de las tendencias más fuertes. No se trata sólo de comer en cuencos en vez de hacerlo en platos, sino de comidas completas diseñadas para ser altamente nutritivas, llenadoras y sabrosas, que además caben en un sólo tazón. Muchos cocineros han encontrado en este recipiente el espacio perfecto para servir sus creaciones cada vez más enfocadas a la nutrición, sin olvidar la estética ni el placer.

Nuevos ingredientes

El jackfruit, la espirulina, muchas algas marinas, y el matcha estarán entre los "nuevos" ingredientes más sonados del año. Los superalimentos son una tendencia continua y cambiante, que se mueve por necesidades, por modas, por disponibilidad, y otros factores. En 2017 le diremos adiós al kale y empezaremos a obsesionarnos con el jackfruit, la fruta nacional de Bangladesh que tiene aspecto espantoso: verde si es fresca, marrón cuando ya está madura y de piel rugosa con protuberancias; pero que, dicen, no sabe tan mal: es una mezcla de mango, plátano y piña. Y además está colmada de nutrientes.

LEER MÁS: Los alimentos más googleados del año

Cero desperdicio

Por fortuna, la conciencia sobre el infame desperdicio de comida que permitimos está llegando a cada vez más personas, tanto restauranteros como consumidores, así que esperamos que en 2017 muchos se unan a esta tendencia en la que se cocina con el propósito de desperdiciar lo menos posible, y esto empieza desde las compras, pues se trata de no hacer el feo a los vegetales "feos".

LEER MÁS: Sobre el desperdicio alimentario de México y el mundo

Insectos

Este año hablamos mucho sobre ellos, no sólo porque son relevantes en la gastronomía mexicana, sino porque son considerados unos de los alimentos más importantes para el futuro. Algunos chefs, como Heston Blumenthal, llevan años promoviendo su consumo, pero realmente hay pocas personas en el mundo que están trabajando con ellos. Ya tenemos a grandes cocineros experimentando, no sólo para crear platillos deliciosos —como estos o estos—, sino para desarrollar productos alimenticios que se puedan integrar al consumo cotidiano, como las harinas para hacer licuados o hasta hot cakes caseros.

LEER MÁS: Cómo comer bichos mexicanos y enamorarse de ellos

Tecnología en la cocina

Desde los tenedores eléctricos hasta el tocino láser y los robots que cocinan por nosotros, los inventos tecnológicos que buscan revolucionar —no siempre mejorar, aunque muchas veces sí— la experiencia de cocinar y comer, nos están invadiendo con más rapidez de la que quisiéramos. Pronto nuestras cocinas lucirán como un capítulo de Black Mirror, sólo esperamos que los robots no quieran eliminar a la raza humana...todavía.

MIRA: Nuestra serie Food Hacking

Nuevas formas de comida conveniente

A pesar de que Michael Pollan se esfuerza por incentivarnos a cocinar en casa lo más que podamos, cada vez hay menos tiempo y menos ganas de ponernos el mandil, así que la comida rápida sigue siendo una de las opciones favoritas para alimentarnos en los días con prisa —casi todos—; sin embargo, la industria se está adaptando a las necesidades y como la alimentación saludable influye nuestros hábitos, está surgiendo una nueva rama: la comida rápida saludable, que no deja de ser conveniente (en la forma de comprarla y consumirla), pero que le da prioridad a la nutrición. Así que surgirán cada vez más startups que entregan a la puerta de nuestra casa comidas preparadas (como UberEATS) o pre-preparadas (como Pinchef), así como tiendas que buscan ser los McDonald's de la comida saludable.

LEER MÁS: Michael Pollan quiere que salgas del Internet y regreses a la cocina

Fiebre del taco

El mundo se dio cuenta, ¡por fin!, de que los tacos son un superalimento y una increíble forma de comer, por lo que grandes cocineros están reinventándolo, y creando comidas regionales contenidas en tacos. Desde Enrique Olvera en México, hasta Rosio Sanchez en Dinamarca y muchos otros estadounidenses, quienes de hecho, inventaron ya un nuevo tipo de comida high-end mexicana-gringa basada en el honorable taco.

LEER MÁS: Wes Ávila nos recuerda que el taco no es mexicano

El efecto Trump

2017 será recordado como el año en el que Donald Trump llegó oficialmente a la presidencia de Estados Unidos y eso traerá consecuencias, sobre todo para la relación México-Estados Unidos. De hecho, ya hay repercusiones negativas, como ésta, o ésta otra, e incluso ya hay restauranteros unidos activamente en su contra. Primero: el "Presidente Naranja" no tiene ningún amor por la Agencia de Protección Ambiental y dice que quiere eliminar el Clean Power Plan en Estados Unidos. Ha criticado a la Food and Drug Administration por su "excesivo celo en la regulación de la inocuidad de los alimentos", además de que no está de acuerdo con los esfuerzos de las Naciones Unidas para fijar los objetivos mundiales del cambio climático, y ha sido muy claro en lo que siente acerca de los inmigrantes ilegales, importante eslabón en la industria alimentaria. Además, quiere modificar —limitar— el Tratado de Libre Comercio y eso afectará indudablemente las importaciones y exportaciones entre EEUU y México. ¡Ah, la incertidumbre!

LEER MÁS: Ventajas del triunfo de Trump, según cocineros mexicanos

También quizá veamos un crecimiento en la industria de la cerveza artesanal, así como en las comidas regionales high-end y en el locavorismo; al menos en México. Ya veremos qué comidas estarán inundando nuestro contenido del 2017; esperando que sean sabrosas como siempre, pero más responsables con el planeta.