oscuridad

Los creadores del Vantablack acaban de inventar un negro aún más oscuro

*Se le hace agua la boca a Anish Kapoor*
30.3.17

El mundo se volvió loco en 2014 cuando una compañía de nanotecnología británica anunció que había creado la sombra de negro más oscura del mundo. Surrey NanoSystems había manufacturado un material usando nanotubos de carbono que tenían el índice más alto de absorción de luz jamás registrados. Lo llamaron Vantablack, y absorbía un apabullante 99.96% de la luz que recibía. Vantablack regresó a los tabloides en 2016 cuando el escultor Anish Kapoor consiguiño tener los derechos exclusivos a éste. No obstante que aún fuera potencialmente peligroso maniobrar con él, la movida de Kapoor enojó a muchos de sus contemporáneos. Desde entonces, los científicos investigadores en Surrey NanoSystems han continuado a jugar con el material, y el resultado es un Ventablack aún más oscuro – Vantablack 2.0, si te parece. Tuvimos un primer vistazo al color en un video publicado en marzo del 2016, que mostraba un láser rojo desvanecerse cuando pasó por una superficie bañada con el nuevo material.

En la descripción del video, los investigadores explican, "¡resultó en una cobertura tan oscura que nuestros espectrómetros no podían medirla!" De hecho, si estás parado directamente enfrente de la superficie que tiene Vantablack, el objeto cubierto, sin importar su forma o dimensión, parecerá plana y vacía. Este fenómeno es mejor demostrado con otro video que muestra la nueva fórmula, en donde los investigadores de Surrey muestran dos esculturas de bronce idénticas, lado por lado, y una cubierta con el producto. La escultura no cubierta en negro refleja la luz del cuarto y muestra todas las características del rostro de un hombre: mandíbula, ojos y nariz. La escultura a su lado, no obstante que tiene exactamente la misma forma, parece que es completamente plana. No es hasta que la cámara se mueve a un lado que vemos su tridimensionalidad.

Aún más, en la descripción del video, los investigadores mencionan que cubrieron la escultura en la derecha con este cobertor no-nanotúbico (lo que sea que eso signifique) que tiene una reflectancia hemisférica de 0.3 en una longitud de onda de 600 nm (lo que sea que eso signifique). "A diferencia de Vantablack, que es un material de espacio libre que no soporta el movimiento, este cobertor sólido es mucho más tolerante".

Relacionados:

Admira la armonía de los patrones naturales en este sublime homenaje visual

El mexicano que utiliza impresoras 3D para reconstruir cráneos

Microorganismos fluorescentes unen la ciencia con el surrealismo