FYI.

This story is over 5 years old.

arte

6 artistas sin miedo que trabajan con materiales radioactivos

Juntamos el trabajo de 6 artistas sin miedo que han trabajado con materiales radioactivos para hacer sus instalaciones.
Trinity Cube por Trevor Paglen. Cortes铆a del artista

No llamamos esto una tendencia—es más como una intensa dedicación por parte de artistas cerebrales investigando los efectos del poder nuclear, la industrialización y el Apocalipsis humano. Crear arte radioactivo es proceso e investigación, calcular datos y ciencia en objetos tangibles. Los artistas que están creando trabajos con materiales radioactivos, lo hacen de la mano de investigadores y usualmente con el apoyo del gobierno o instituciones de arte. La colaboración es también parte del discurso y añade una visión mejor al resultado de la obra. Para crear estos trabajos, estos artistas requieren una paciencia increíble y aventurarse en areas peligrosas, y contaminadas, de todo el mundo. Su visión y el arte, dejan de ser suyos. Es ofrecida al mundo, al tiempo, a la historia.

Publicidad

Muchos de los trabajos radioactivos de abajo, serán inaccesibles por miles de años, como la caja negra contenida en una planta nuclear de Rusia de Taryn Simon, pero es este proceso integral lo que le da virilidad a la obra. Existe para marcar una linea del tiempo y quizás nuestra propia muerte. Aquí hay seis artistas de los cuales sus composiciones, puede ser que duren por el resto del tiempo:

Hilda Hellstr枚m:

Imagen cortes铆a de Hilda Hellstr枚m

En 2012, la artista sueca Hilda Hellström creó platos hechos con suelo radioactivo de la zona de evacuación de Fukushima, Japón. Hellström se quedó con Naoto Matsumura, un agricultor de arroz y la última persona que vivió en la zona, durante cuatro días recogieron suelo de los campos de arroz contaminados. Se llevó el suelo de vuelta a UK para moldearlo en forma de platos y mostrarlos en el Royal College of Art de Londres, como símbolo de memoria y devastación. La serie de vajillas, alude a la zona agricultora pérdida de esa área.

Taryn Simon:

Black Square XVII, Taryn Simon's,

 vacío en un muro en el Garage Museum of Contemporary Art. Cortesía de Garage.

En este año, entrevistamos a Taryn Simon sobre su arte radioactivo. Su Black Square XVII está actualmente en una planta nuclear activa a las afueras de Moscú, propiedades activamente radioactivas por los próximos 1000 años. A través del proceso de vitrificación, Simon trabajó con la Corporación Rusa de Energía Atómica—corporación secreta—para reutilizar los desechos nucleares y trabajarlos de manera segura. El resultado final, que no será enterrado sino hasta 3015, será un vidrioso cuadro negro.

Publicidad

Chim鈫慞om:

Chim↑Pom es un artista basado en Tokyo que se estableció en 2005 con 6 miembros núcleares, Ellie, Ryuta Ushiro, Yasutaka Hayashi, Masataka Okada, Toshinori Mizuno, y Motomu Inaoka.

En los años se ha creado un nombre por si mismo a escala global por sus temas sociales provocativos. Para el cuarto aniversario del desastre nuclear de Fukushima Daiichi que devastó la región, Chim↑Pom colaboró con Eva y Franco Mattes para lalmar la atención internacional a la contaminación radioactiva en el area, creando una “inhibición” con artistas internacionales como Trevor Paglen y Ai WeiWei titulada Don’t Follow the Wind. El arte instalado en el area, significa un monumento al desastre, no será visible para el público hasta que el area no quede libre de peligros radioactivos.

Trevor Paglen:

Imagen cortes铆a del artista

El artista Trevor Paglen, recientemente reveló su Trinity Cube, una pieza radioactiva instalada en la zona de exclusión de Fukishama. La pieza está hecha de vidrio recolectado de la zona. Por dentro, el vidrio está lleno de Trinite, creado en 1945 cuando la primer bomba convirtió la superficie desértica de Nuevo México en pasto verde. En Facebook, Paglen dice que la pieza “abrirá al público cuando la zona de exclusión lo haga, entre 3000 y 30000 años desde ahora.” La escultura fue comisionada como parte del proyecto Don’t Follow the Wind con Chim↑Pom.

The Unknown Fields Division:

La División de los Campos Desconocidos, un diseño nómada del estudio liderado por Liam Young y Kate Davies, recolectó lodo de un lago tóxico en Mongolia para crear un escenario radioactivo. La región es notable por su desperdicio químico negro, formado por los desechos de dispositivos electrónicos y de refinerías al rededor de Baotou. El grupo esculpió los jarrones como una crítica en contra de la producción masiva de productos de lujo. El proyecto describe que cada vasija “está proporcionada como un jarrón Ming tradicional y están hechas de desechos tóxicos de tres cosas tecnológicas—un celular, una laptop y una celda eléctrica de un auto.” Mira el video aquí.

Publicidad

James Acord:

Imagen via jamesacord.com

En su tiempo de vida, el escultor James Acord pasó más de 20 años creando arte a partir de materiales radioactivos, desde esculturas tradicionales, hasta arte procesado. Una instalación contenía residuos de papel recopilados a lo largo de 12 años, junto con la aplicación impresa para obtener la Licencia de manipulación de Materiales Radioactivos. Se dedicó a crear santuarios de materiales radioactivos—inspirado por objetos cristianos—que pudieran preservarse para la futura humanidad. Se suicidó en el 2011 pero su trabajo sigue vivo.

¿Se nos pasó algún artista? Háznoslo saber en @Creators_MX o abajo en los comentarios.

Relacionados: 

Una instalación con escombros y animales sirios

Londres es iluminado por un totem de 20 metros

Espejos que transforman la luz