Sexo

Esta GoPro para la polla es lo más ridículo que hemos visto

Por algo menos de 145 euros ya puedes tener tu Cock Cam, un anillo para el pene equipado con cámara
ÁG
traducido por Álvaro García
MA
traducido por Mario Abad
13.3.19
GoPro para la polla
Captura de pantalla vía Vimeo  

¿Te acuerdas de ese vídeo viral en el que se veía cómo un perro al que habían enganchado una GoPro corría alegremente hacia la playa? Aquí lo tienes, por si lo habías olvidado:

Bien, pues ahora visualiza el mismo vídeo, pero con una polla en lugar de un perro. Esa es la idea de la que parte la Cock Cam, “el primer anillo para el pene equipado con cámara”, una creación de la empresa británica de juguetes sexuales Julz.

La Cock Cam es “un juguete sexual revolucionario que te permite grabar todos tus momentos eróticos desde ángulos nunca antes vistos y almacenar y visualizar vídeos en tu dispositivo móvil mediante una aplicación de móvil segura, llevando a otro nivel la creación de vídeos caseros”, dicen los creadores en su sitio web. Su coste es de unos 143 euros y puede grabar hasta 90 minutos de vídeo con infrarrojos y en calidad HD a 1080 píxeles y 15 fotogramas por segundo.

Cuando empezó el vídeo promocional de la Cock Cam, pensé que lo que estaba viendo era uno de esos anuncios insertados: un montón de imágenes grabadas desde un dron y una voz en off con mensajes inspiradores sobre “hacer lo que más te gusta” mientras un hombre se coloca un paracaídas y mira desde lo alto de un precipicio. Me puse a buscar la pestañita de “saltar anuncio”, pero no la encontré.

Entonces, el tipo saltó al vacío y, de repente, la cámara cambió al punto de vista de la base de un dildo que llevaba entre las piernas. Ahora podía ver ese miembro colgante y claramente falso moverse con las ráfagas de viento.

Hay otro vídeo promocional de la Cock Cam en su canal de YouTube que es menos inspirador y más agresivo, pero da una mejor idea de cómo funciona la cosa:

No es la primera vez que a una empresa se le ocurre enganchar una cámara a un pene. No olvidemos la Svakom Siime Eye, un dildo con cámara incorporada y que podía hackearse fácilmente para filtrar contenido privado. A este respecto, en el sitio web de la Cock Cam aseguran que tanto la aplicación como el dispositivo son seguros.

“Los vídeos grabados se almacenan directamente en tu dispositivo móvil”, señalan. “Tus grabaciones nunca se almacenan en la aplicación, que solo se utiliza para que funcione la cámara y visualizar las imágenes grabadas. Consulta la política de seguridad de tu dispositivo; los datos no se almacenan en la aplicación ni en ningún sistema de almacenamiento en la nube”.

Pero como ya demostramos en 2017, cuando desde Motherboard hackeamos y controlamos de forma remota un juguete sexual We-Vibe a través de la red Tor, no es tan difícil piratear la mayoría de estos dispositivos sexuales con conexión a internet.

Luego está el tema de hasta qué punto puede ser buena idea enganchar un trasto con cámara y baterías al miembro erecto. La página de preguntas frecuentes de la Cock Cam indica que la cámara puede calentarse tras un uso prolongado. Solo espero que la hayan testeado lo suficiente.

Este artículo se publicó originalmente en Motherboard Estados Unidos.