música

El trap rural gallego ha llegado para quedarse

Boyanka Kostova son únicos en su especie.

por Toño Chouza
08 Febrero 2019, 5:00am

Fotografía cortesía de Boyanka Kostava

Una noche viendo halterofilia en Teledeporte apareció la atleta azarí Boyanka Kostova y dos amigos pensaron que su nombre era brutal para un grupo trap porque su pronunciación "llenaba la boca".

Quedaba así formado el dúo compostelano homónimo, que es considerado el primer grupo de trap en gallego. Básicamente porque no hay noticias de otro anterior. Mientras Chicho do Funk (que es quien hace las bases) se dedica exclusivamente a la música, $aibran (cantante y compositor de las letras) la compagina con la venta de pollos. Ambos trapean, pero su contexto no es ni un suburbio, ni un polígono industrial, ni un gueto; más bien es el mundo rural gallego. Crecieron ligados a entornos plácidos y tranquilos como a A Rúa ($aibran) y Carballedo (Chicho), lugares con "rollo más calmado, comida casera, animales, … Tampoco es nuestro contexto diario, porque vivimos en Santiago de Compostela, pero es cierto que tenemos una gran conexión con el rural, ya que tenemos familia allí", dicen.

Han entrado como un tiro en la escena musical gallega con su tema "Leiraz" (leira significa terreno de labranza en gallego).

No se definen como una banda trap, sino como un grupo de música que "experimenta con subgéneros hip hop de un modo un tanto adulterado por la retranca gallega". Chicho do Funk, con su otro proyecto, Esteban y Manuel, ya dio muestras más que suficientes de que lo suyo es agitar los géneros, puesto que mezclaban cumbia con autotune: “cumbiatune”. Su éxtasis latino verbenero sonó en aldeas, en la Monkey Week y en O Marisquiño (entre otros). Pero Boyanka Kostova es otra historia, trabajan loops, efectos, samplers o voces procesadas con un sentido del ritmo muy variado, hipnótico por momentos, como si lo llevaran haciendo toda la vida.

"Somos un grupo con un formato de música urbana y vamos haciendo lo que nos va saliendo en el momento. Puede ser rap, trap, música de raves o versiones de temas infantiles". Pese a que Galicia corre por sus venas, las letras de Boyanka Kostova no caen en los tópicos habituales, no hacen apología del pulpo á feira, ni del licor café. Eso es algo que se lleva interiorizado sin necesidad de darle mayor importancia. "Las temáticas van saliendo aleatoriamente. Puede ser un suceso de nuestra vida o una estupidez que nos hace gracia. No hacemos esto en contraposición a nada, pero sí que vemos que la mayoría de las bandas de aquí, con las que a priori podría parecer que tenemos muchas cosas en común, tienen un discurso que no nos identifica en absoluto".

Boyanka Kostova transmite puro costumbrismo, "entendido como temáticas cotidianas, no como amor irracional a tradiciones o cosas así. Nuestras letras se podrían entender en cualquier parte del mundo, pero con una localización espacio-temporal en la Galicia actual, que es la que nos toca. Si no fuéramos gallegos, sería difícil imaginarse qué estaríamos haciendo, básicamente porque el sitio donde vives te define como persona y, por lo tanto, como artista. A lo mejor seríamos un grupo como Fiera, Niño de Elche, Los Voluble… o a lo mejor Andy&Lucas".


MIRA:


A diferencia de muchos otros que trapean a su ego o reivindican lugares comunes, lo interesante de las letras de Boyanka Kostova es que parecen no reivindicar nada, tan solo cuentan historias o situaciones que viven en un determinado momento, adquiriendo así una dimensión un tanto más amable de lo habitual en este género. Digo ”tan solo”, pero también “tan complicado” construir un relato aparentemente sencillo a través de lo cotidiano. "Hay letras que son pura parodia, otras tienen parte de parodia y otras que no tienen absolutamente nada de parodia".

"¿De qué va vuestro tema Sito?", les pregunto: "Sito va de dinero y de su ausencia en general. Para nosotros, Sito solo es un vecino de Cambados". En sus letras tampoco se ven los rasgos machistas que habitualmente se echan en cara a otros artistas del género. En su opinión "es mejor no generalizar: no hay géneros machistas, sino personas machistas".

No entienden que se les pregunte continuamente por qué hacen trap en gallego, "nadie le pregunta a Kase O o Cecilio G por qué cantan en castellano. El gallego es nuestro idioma de uso habitual y tampoco le hemos dado muchas vueltas a esta elección". Sin embargo, entre sus referentes no abundan los artistas en gallego: "Cecilio G, Kendrick Lamar, Future, Pimp Flaco, Travis Scott, Pedro LaDroga, Steve Lean, Dano, Enry-K, Bad Gyal… y en otros géneros: Gorillaz, Damian Marley, Mojinos Escozios, Estopa, Café Quijano, Tool, Smashing Pumpkins, El Guincho, Omega el Fuerte y los Hermanos Rosarios". Un lugar a parte en su particular panteón ocupan "Gaudí porque tiene al obra inacabada, Miró, Paco de Lucía y Er Sevilla".

¿Y cómo le sienta el trap a un idioma tan melódico como el gallego? "Creemos que el gallego es un idioma muy melódico y tiene algunas cacofonías muy guapas e interesantes que con el castellano son más complicadas, como el el tipo de sonidos que puedes realizar con 'ch' y 'x' que producen unos flows preciosos".

Experimentar con el hip hop no es algo nuevo en Galicia, bandas como Dios Ke te Crew o Malandrómena ya han movido y siguen moviendo a un público fiel y entregado. Xénese de Dios Ke Te Crew, publicado en el 2006, o Cada can que lamba o seu carallo de Malandrómeda, publicado en 2016, son álbumes que causaron un gran impacto en la escena musical gallega. Los chicos de Boyanka Kostova los consideran referentes y dicen que les encantaría hacer un feat con las dos bandas al mismo tiempo. Han tenido la suerte de contar con ambos en la creación de su álbum Vella Canción Galega, donde Hevi de Malandrómeda fue el encargado de grabar el disco y el mastering corre a cargo de Mou, de Dios Ke Te Crew.

¿Pero qué pasa con los puretas? ¿Rechazan su propuesta o se los encuentran entre el público? "Ambas cosas. Hay peña que se está sumando inconscientemente a esto gracias al salto comercial que dio el sonido, porque incluso Shakira y Bisbal tienen temas de 'sonido trap'. Aún así, sigue siendo una figura muy endemoniada por según qué gente o pseudointelectuales, pero bueno, es lo que pasa siempre con las cosas nuevas a todos los niveles".

Ahora mismo Boyanka Kostava están trabajando en el lanzamiento Nova Canción Galega. "Son temas que hicimos durante la primera mitad de 2018, donde estuvimos mucho más sueltos creativamente que en años anteriores, ya que compramos bastante material. Quedamos tan contentos con el sonido de los bajos que fuimos a la feria a comer el combo pulpo-bacalao dos veces". Su deseo es dedicarse a la música en cuerpo y alma, poder vivir tranquilamente haciendo lo que se les da bien. Les gustaría "tocar en lugares grandes, con sonido bonito y que la peña se sepa los temas. Ah, ¡y con un buen catering!".

Boyanka Kostava han dado el pistoletazo de salida al trap en gallego, y el listón ya lo han puesto bastante alto para los que vengan detrás.

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestro contenido más destacado.