Cultură

Estos son los dos colombianos que se van para el Festival de Cannes 2016

El cortometraje Los Pasos del Agua, de César Acevedo, será presentado en La Semana de la Crítica. Y el corto Madre, de Simón Mesa Soto, estará participando en la Selección Oficial de Cortometrajes de la 69 versión del festival.
12.5.16
Foto cortesía de Madre, corto del realizador Simón Mesa Soto.

Este martes 11 de mayo arranca la edición 69 del Festival de Cannes. El festival, cuya primera versión tuvo lugar justo después de que se acabara la Segunda Guerra Mundial, ha visto desfilar una serie de grandes películas y directores que, sin duda, han marcado la historia del cine y los currículos académicos de los estudiantes en el mundo.

Entre los yates y las celebridades que por casi 70 años han atracado en el destino veraniego francés, también han llegado y desfilado nombres como Ingmar Bergman, Federico Fellini, Louis Malle o Andrei Tarkovsky, al día de hoy todos obligatorios en el repertorio de alguien que se considere a sí mismo un fanático empedernido del cine. Y aunque el centro de atención sigue estando en los grandes nombres, invitados y yates, el Festival de Cannes tiene otros espacios que le abren las puertas a otras producciones y películas con nombres más chiquitos y sin yates.

Publicidad

Gracias a los espacios paralelos del festival ––que exploran el cine internacional más allá de la selección oficial–– como Un certain régard, La Semana de la Crítica y La Quincena de Realizadores, desde 1978 varios directores colombianos, como Ciro Durán, Francisco Norden, Alejandro Landes, Franco Lolli o Ciro Guerra han podido mostrar su trabajo y hacerlo famoso mucho más allá de los escenarios locales. Este año, a la lista de directores criollos, en la que es imposible dejar de mencionar a Víctor Gaviria ––el único director colombiano que ha participado en la competencia oficial del festival por las nominaciones a sus largometrajes Rodrigo D No Futuro y La Vendedora de Rosas ––, se vuelven a sumar César Acevedo y Simón Mesa Soto, quienes ya han sido invitados y premiados en Cannes.

Aquí les contamos un poco con qué se va cada uno este año:

'Los Pasos del Agua', de César Acevedo

Foto cortesía de Los Pasos del Agua.

César Acevedo arrasó en la versión pasada del festival. El director caleño fue invitado para presentar La Tierra y la Sombra en La Semana de la Crítica y salió con cuatro premios debajo del brazo: el SCAD (el premio de la Sociedad de Autores), el premio France 4 Visionary (revelación), Le Grand Rail D'Or (el del público) y la Cámara de Oro (la mejor ópera prima).

Este año, Acevedo vuelve a La Semana de la Crítica, un espacio organizado por la Asociación Francesa de Críticos de Cine que sirve de excusa para exhibir el trabajo de directores jóvenes y poco conocidos. En esta versión del festival, La Semana de la Crítica contará con una sección especial, 50+5, un espacio para reconocer y exhibir los cortometrajes de los directores descubiertos ahí en los últimos cinco años. Por esa puerta entran Los Pasos del Agua, de Acevedo, y From the Diary of a Wedding Photographer, de Nadav Lapid.

Publicidad

El corto de Acevedo cuenta la historia de dos pescadores que viven en un caserío a orillas del río Cauca y que un día descubren un cadáver enredado en su atarraya. Ante la dificultad de avisarle a las autoridades, deciden enterrarlo y abrirle un espacio a los gestos de humanidad frente a la muerte sin nombre y sin tierra.

Al igual que La Tierra y la Sombra, Los Pasos del Agua se inscribe en la narrativa de de conflicto y muerte con rostro propio en una Colombia rural que es concebida como lenta y contemplativa.

'Madre', de Simón Mesa Soto

Foto cortesía de Madre.

La primera vez que este director paisa estuvo en Cannes fue en 2014, cuando su cortometraje Leidi llegó a participar en la competencia oficial de cortometrajes y salió con la Palma de Oro, la única que hasta ahora ha recibido un director colombiano en la historia.

Este año, Mesa Soto vuelve a competir en la selección oficial de cortometrajes con Madre, un corto que nació de un proyecto comisionado por una fundación y una productora suecas que luchan contra la explotación sexual infantil.

La protagonista de Madre es Andrea, una joven de 16 años que va por Medellín desde su casa, en una comuna, hasta el centro de la ciudad. Asistirá a un casting porno. El corto, al igual que Leidi, se concentra en un momento específico, con una historia sencilla de un personaje puntual que, para Mesa Soto, es la mejor manera de abarcar un montón de temas que atraviesan el contexto colombiano. La historia es la del recorrido, y la de la ambigüedad de una niña que se enfrenta con pretensiones de mujer.

En parte, la posibilidad de que al realizador paisa le propusieran el proyecto que eventualmente terminaría en Madre es gracias a la visibilidad que logran las películas que pasan por Cannes. Eso, para Mesa Soto y para los directores que han asistido al Festival, es una de las cosas más valiosas de él.

"Por la forma cómo se dio el proyecto yo no tenía ninguna pretensión de que el corto pudiera estar en competencia. Ahora, este año, lo tomo un poco distinto, no tengo las expectativas tan altas, estoy pensando más en los proyectos que vienen. Estamos muy contentos de ir, pero ya tengo un poco la cabeza en otras cosas (risas)".