FYI.

This story is over 5 years old.

Agua pa'l fuego y afuera todo lo necio: Ximbo estrena 'Ohkela', su primer disco en solitario

Un disco personal y que no tiene miedo de hablar de cosas relevantes para nuestro entorno, ni de ser maternal o hasta cursi; en general un disco no tiene miedo de ser él mismo.

vía

Ximbo es una de las figuras más importantes en el hip hop hecho en México, haciendo rap desde la década de los noventa, parte del grupo decano para la capital, Magisterio, una de las fundadoras del colectivo Mujeres Trabajando, con más de quince años presentándose en escenarios dentro y fuera del país, sacando canciones y en general siendo una fuerza de la naturaleza con la que no puedes fuckear. Ximbo es de neta, the real deal. Y ahora después de años de trabajo en este proyecto, después de mucho esfuerzo y mucha espera, finalmente ve la luz Ohkela, su primer disco en solitario, y un disco hecho con una sonrisa en el corazón y en una etapa de su vida decidida y activamente espiritual. Que es lo que emana Ohkela: buenas vibras, energía positiva, a veces como cobija de estrellas, a veces como pantera en la selva nocturna.

El disco sale a través del sello tapatío Handiclap Records, a cargo de Bial Hclap, quien también produjo algunos de los temas. Milio Boogie, uno de los más subestimados producers de México, también aportó seis de los beats, además de un verso en el cuarto track. Y en general se nota la mano de ambos a lo largo de todo el disco: música para sentirse bien, con tintes de disco, funk, soul, líneas gordas de bajo, saxos, sintes y bombos con parche, pero también algunos temas con sonido más comercial como "Lo tengo yo" o "SXE"; todo conducido por la sutil voz de Ximbo, que va de raps a cantar con absoluta naturalidad. El disco tiene colaboraciones de Aldo Max de Los Músicos de José, Skool 77, Akil Ammar, Raw-G, Eptos Uno y Bahjan Resplando. Es interesante que Eptos es el más joven de los raperos invitados a colaborar, lo que puede entenderse escuchando el tema número 7, "Antisocial". No, en realidad no, pero es verdad que Ximbo pertenece a una escuela de rap cuyo fin primero era tener un mensaje en sus letras, generar consciencia. Y es un valor que puede argumentarse que se ha perdido en las nuevas generaciones. Si algo tiene Ohkela es profundidad en las letras, capas en el mensaje y la capacidad de tocar un amplio rango de temas, con barras raperas afiladas como filero. Un disco personal y que no tiene miedo de hablar de cosas relevantes para nuestro entorno, ni de ser maternal o hasta cursi; en general no tiene miedo de ser él mismo.

Puedes escucharlo en Spotify y comprarlo en iTunes. Abajo te ponemos el stream vía el Soundcloud de Handiclap Records.