Captura de pantalla del videojuego 'Haven'
Captura de pantalla cortesía de The Game Bakers
Sexo

'Haven' intenta hacer que el sexo en los videojuegos sea algo normal

Una pareja de veintitantos años probablemente tenga sexo todo el tiempo, incluso si están viajando por el espacio. 'Haven' lo adopta con las brazos abiertos.
7.4.21

Artículo publicado originalmente por VICE en inglés.

Advertencia: Más adelante en este artículo hay una discusión sobre un punto de la trama de Haven que aborda la terapia de conversión forzada.

Muchos juegos presentan relaciones románticas, pero varios ignoran qué hacer con la partes sexuales, así que las evitan. Haven, por su parte, nunca deja de hablar de sexo, porque sus dos protagonistas son jóvenes, están enamorados, sienten lujuria el uno por el otro y el sexo es una parte saludable de su rutina diaria. Es una historia de ciencia ficción sobre dos personas que escapan de una sociedad opresiva y construyen un nuevo hogar. Y si bien las conversaciones sobre sexo se sienten gratuitas en ocasiones, son congruentes para la relación de una pareja de veintitantos años cuyo mundo gira en torno a la otra persona.

Publicidad

Lo que inicialmente sorprende de Haven es su apariencia, con grandes y hermosos paisajes llenos de color y espacio infinito. La historia tiene lugar en un planeta destruido, donde la geografía se define por trozos de roca flotantes y la búsqueda de puentes de energía secretos que los protagonistas, Yu y Kay, pueden atravesar y cruzar. Yu y Kay no son superhéroes, pero tienen acceso a tecnología futurista que les permite usar la energía para hacer propulsar sus botas a grandes velocidades, generar escudos y disparar láseres de sus manos. Pero la atención se centra en su relación.

El combate, la exploración y la historia general son a menudo un tanto aburridos. Son aspectos llamativos pero carecen de sustancia. El verdadero gancho son las conversaciones interminables entre Yu y Kay, y el juego te brinda una amplia oportunidad de escucharlos charlar una y otra vez. Algunos diálogos tienen que ver con la trama general del juego, pero con frecuencia —y de manera opcional— puedes escuchar más conversaciones. La ingenuidad optimista de la pareja me recordó con frecuencia mi propia juventud.

97iszSDA.jpeg

“Queríamos mostrar la rutina diaria de una pareja”, dijo el director creativo Emeric Thoa. “Hay una historia de aventuras épicas en Haven, pero el contenido verdadero es la vida cotidiana y mundana de esta joven pareja enamorada. Y por supuesto, el sexo es parte de eso. Queríamos que el sexo fuera divertido, saludable, sin tabú y representado de una manera con la que puedes identificarte. Decidimos que hablaran abiertamente como una pareja moderna de unos veinticinco años”.

Sería mucho decir que el desarrollador de Haven, The Game Bakers, es pionero en su descripción del sexo, e incluso los desarrolladores del juego hicieron referencia a la obra de los diseñadores Nina Freeman y Robert Yang. No hay que adentrarse mucho en el espacio de los juegos independientes —simplemente navega por la sección de novelas visuales de cualquier escaparate digital— para darse cuenta de que los creadores han estado abordando y normalizando el sexo en el medio durante mucho tiempo. Pero es cierto que los juegos de mayor presupuesto evitan el sexo, o lo muestran como una recompensa por el acto de hablar con una persona suficientes veces.

Publicidad

También es un juego lanzado en medio del COVID-19, el cual muestra una relación en la que las personas pueden tocar íntimamente sus cuerpos en un mundo donde se le dice a la gente que se mantenga alejada.

“Es lindo que cuando se besan se curan, pero lastima un poco mi alma solitaria”, escribió un usuario en YouTube.

Una diferencia con Haven es que es una relación en progreso. Cuando los jugadores se unen a Yu y Kay, su relación ya se encuentra en pleno apogeo. No los ayudas a enamorarse mediante la elección correcta de diálogo, ni a participar en el atrevido escape de su mundo natal. Haven comienza con Yu y Kay contemplando una crisis existencial: un futuro lejos de todo lo que conocen.

“También me inspiré mucho en mi propia vida, mi relación actual y mis relaciones pasadas”, dijo el escritor Pierre Corbinais, quien escribió el diálogo de Haven. “Algunas historias están inspiradas directamente en cosas que me sucedieron, como Yu no creyendo en las estrellas fugaces porque nunca ha visto una. Se trata de mi novia y probablemente se enojará conmigo por contarles esto”.

Corbinais citó cómics como Lupus y Saga como inspiración porque compartían la historia de Haven sobre gente que está huyendo, pero no invirtió mucho tiempo estudiando videos de parejas jóvenes conversando en el entorno actual, tratando de diferenciar cómo hablan entre sí en 2021.

Publicidad

“No creo que las parejas jóvenes hablen de manera muy diferente estos días de lo que lo hacían hace décadas”, dijo Corbinais. “Claro, cada generación tiene sus propios tics verbales, su propio argot”.

Mientras realizaba una lluvia creativa de ideas sobre el juego, Thoa dijo que la cofundadora de The Game Bakers, Audrey Leprince, planteó que el juego debería sugerir que la pareja ha tenido sexo “en todas las habitaciones del Nest (la nave que estrellaron contra el planeta en el que se encuentran actualmente)”. Debido a que el mundo exterior es aterrador y desconocido, han pasado muchísimo tiempo en este lugar.

“Tuve completa libertad para escribir las escenas del Nest y rápidamente añadí ese toque sexy/de seducción”, dijo Corbinais. “La primera escena que escribí se convirtió en la primera del juego y ya implicaba la vida sexual activa de los personajes. La escena de las ‘sábanas pegajosas’ es también una de las primeras que escribí porque pensé que todos podrían identificarse con eso, al menos las parejas hetero/gay”.

La escena de las “sábanas pegajosas” en cuestión:

Yu: ¿Kay? ¿Te importa si cambiamos de lado?
Kay: ¿Por qué?
Yu: No lo sé. Me dieron ganas.
Kay: Está bien.
[cambian]
Kay: Augh… ¡todo quedó pegajoso!
Yu: ¡SÍ! ¿Y DE QUIÉN ES LA CULPA?
Kay: … [se ríe] Supongo que no puedo quejarme.
Yu: ¡Obviamente no! Eso te enseñará a prestar atención la próxima vez.

De hecho, el diálogo abiertamente sexual metió al juego en problemas con algunas agencias de clasificación. La Organización de Clasificación de Entretenimiento Informático de Japón (CERO, por sus siglas en inglés), de corte conservador, no daba luz verde al juego sin cierta censura, según Thoa, incluso si el desarrollador aceptaba una clasificación 18+, lo que hace que sea ilegal que cualquier persona menor de 18 años compre el juego. CERO continuó con su negativa.

“Me molestó bastante que tuviéramos que censurar Haven por incluir una representación saludable y madura del amor”, dijo Thoa.

Publicidad

El equipo terminó alterando el diálogo del juego para circundar los problemas relacionados con la censura, lo que resultó en cambios que intentan mantener el espíritu del erotismo sin ser tan explícitos. Por ejemplo:

Original
Inicialmente sujetado con fuerza por su erección, el botón no cede…
Hasta que lo hace.
Y luego deslizas tu mano en la ropa interior de Kay…

Censurado
No podía quitarlo fácilmente, pero…
Al final lo consiguió.
Y entonces continúas por la piel de Kay con ese dedo…

Los desarrolladores también tuvieron que comprometerse con adoptar otras medidas. La versión japonesa de Haven es una versión especial del juego que incluye estas oportunidades de diálogo y el estudio se vio obligado a eliminar la posibilidad de que los jugadores cambiaran el idioma. Solo el japonés está disponible, en comparación con las nueve opciones de idioma diferentes que se encuentran en otras versiones de Haven.

“Creo que también vale la pena señalar que ninguna de estas escenas muestra una relación sexual”, dijo Corbinais. “El sexo siempre ocurre antes, o después (si es que sucede) y me provoca risa que las únicas dos escenas que presentan explícitamente a los personajes desnudos no son para nada sexuales”.

“Obviamente pensamos en ‘mostrar’ algunas escenas sexuales”, dijo Thoa, “pero no era el tema del juego. No queríamos poner calientes a los jugadores con Haven. Queríamos que se enamoraran de nuestro personajes. Entablar amistad con ellos. Mostrar demasiado habría roto un poco su intimidad”.

Advertencia: A continuación presentamos algunos spoilers breves de la trama y la construcción del mundo de Haven.

Tampoco es la única controversia en la que se ha visto involucrado el juego.

Publicidad

El enfoque de Haven sobre el sexo y la intimidad ha sido celebrado, pero también ha recibido críticas sobre un punto de la trama que involucra a una figura paterna. Esta figura, que se encuentra a su vez en una relación queer, exige que Yu y Kay dejen de frecuentarse porque en la sociedad de Haven existe algo llamado el “casamentero”, que predetermina las parejas, y tanto Yu como Kay están desafiándolo. Si las personas desafían la asignación de parejas, son enviadas a una terapia de conversión forzada. En esencia, el juego tiene una figura paterna queer que obliga a su hijo a tener una relación heterosexual porque el “casamentero” así lo consideró.

“Me pareció desconcertante que The Game Bakers hiciera todo lo posible para socavar tanto su mensaje”, escribió el crítico de juegos Josh Torres en una reseña para RPG Site.

“¿Cómo podría alguien pensar en representar a las personas queer como opresores mientras dejar que las personas cisgénero sean amantes ilegales rebeldes está bien?” dijo una persona en Twitter en respuesta a la reseña.

Las críticas no fueron universales, pero fueron suficientes para que los desarrolladores se disculparan públicamente.

“Para los jugadores que se sintieron heridos o no se sintieron bienvenidos mientras jugaban nuestro juego: lo sentimos”, dijo el estudio en un comunicado pocos días después de que salió el juego. “Esto va en contra de nuestros valores inclusivos como equipo y en contra del tema del juego, y lo lamentamos. Haven es un juego sobre el amor y la libertad. Nuestras intenciones siempre han sido abogar por la libertad del amor sin importar el género, la orientación sexual, la etnia, la clase, etc”.

yFW-wuPA.jpeg

La declaración detalla las intenciones del desarrollador para sus próximas historias en el mundo de Haven y cómo podrían ayudar a explicar lo que el estudio estaba buscando en primer lugar.

“Mi punto de vista es que es un malentendido aislado del crítico”, dijo Thoa. “Hemos tenido tantos comentarios positivos de la comunidad LGBTQ+ que no me preocupa la percepción general del juego. La comprensión masiva del significado es, de hecho, ‘libertad para amar a quien quieras’. Pero Audrey [Leprince, cofundadora de Game Bakers], quien es más sabia que yo, pensó que no importaba si nuestras intenciones eran buenas”.

Publicidad

Por lo tanto, el estudio intentó reconocer el daño potencial.

“Fue difícil para mí tomarles la palabra”, dijo Torres, uno de los críticos que planteó este tema, en un correo electrónico a VICE Games. “Especialmente con cierto lenguaje en el mensaje como ‘Ahora lo entendemos’, como si la reacción los hubiera tomado por sorpresa. Las acciones hablan más que las palabras y me pareció extraño que nadie se diera cuenta de esto en el desarrollo del juego”.

Es una nota amarga en un juego sobre el amor entre dos personas, un amor que a veces incluye sexo. Con un poco de suerte, los elementos sexuales que sobresalen en Haven eventualmente parecerán algo cotidiano.

“Sé que estas discusiones maduras/escenas sexys sobresalen en el juego”, dijo Corbinais, “pero cuando miras de cerca, en realidad no son tantas. Tal vez una decena de diálogos en todo el juego, que podría contener más de cien. No los conté. Quizás por eso no se sienten dominantes: en realidad no son tan comunes y siempre llegan (espero) como una buena sorpresa”.

Sigue a Patrick en Twitter.