FYI.

This story is over 5 years old.

Vice Blog

TOUCHDOWN EN PRIMERA BASE: SIN HIT NI CARRERA EN LSD

26.11.09

Hace casi cuarenta años atrás, el LSD tuvo un gran momento dentro de la historia de la humanidad. El 12 de junio de 1970, el pitcher de los Piratas de Pittsburgh, Dock Ellis, despertó en casa de su amigo de la infancia, Al Rambo. El lanzador de los Piratas había llegado a San Diego dos días antes para prepararse para el juego de Piratas contra Padres. Aprovechando su día libre antes del juego, rentó un automovil en el aeropuerto y manejó hasta Los Angeles, a casa de Rambo. Las próximas 12 horas transcurrieron dentro de un coctel de conversación, desarmadores, mariguana, y anfetaminas. La fiesta terminó al amanecer. Ellis se fue a la cama solo para despertar a medio día y meterse un ácido Purple Haze. El lanzador era asiduo al lsd durante sus días libres; tenía un cuarto llamado "El Calabozo," dentro del cual se encerraba a escuchar a Jimi Hendrix y Iron Butterfly por días. El día del juego, Ellis despertó en casa de Rambo con un juego de grandes ligas por pitchar en unas horas, y un acido en la cabeza que no dejaba de tronar.

A manera de celebración del logro atlético jamas realizado por un humano en un viaje psicodélico, No Mas y James Blagden presentan: El Legendario Sin Hits Ni Carreras en LSD de Dock Ellis: