FYI.

This story is over 5 years old.

Acompañamos a Afrojack a una extraña fiesta de prensa y lo vimos colapsar

Lectores, la última vez que me acompañaron había terminado de entrevistar a DJ Afrojack con respecto a su curiosa nueva línea de jeans.
4.4.14

Lectores, la última vez que me acompañaron había terminado de entrevistar a DJ Afrojack con respecto a su curiosa nueva línea de jeans.

Durante esta entrevista, Nick van de Wall fue sorprendentemente abierto, amable y parecía estar a toda velocidad como un niño con DDA. Esto hizo que la noticia de que fuera hospitalizado el día siguiente por agotamiento fuera más triste. Regresemos al día de la entrevista.

Publicidad

No me había enterado en ese momento, pero la noche anterior a mi entrevista con Nick, él se había colapsado de un escenario mientras tronaba botellas de champaña, cayendo de cara sobre el piso de cemento, y fue hospitalizado con heridas en la cabeza. Me contó al final de nuestra charla, que quería hablar de filosofía conmigo. Quería hablar sobre Sócrates y espejos. "Alan Watts es la verga" dijo y empezó a platicarme sobre los puntos de vista de Alan Watts antes de ser interrumpido y alejado por un publicista para prepararlo para otra entrevista. Sentí añoranza por discutir filosofía con Afrojack, y me enfurecí pasivamente cuando su publicista se metió entre nosotros. Se aseguró de invitarme a la fiesta privada de prensa que habría esa noche en el club Wall dentro del hotel W para escuchar su nuevo álbum.

En retrospectiva, es fácil ver que Afrojack estaba operando bajo un nivel superhumano de energía. Al día siguiente, tanto Avicii, como Laidback Luke y Afrojack fueron hospitalizados. Afrojack declaró que había sido por agotamiento. Los demás de Ultra cancelaron sus sets y se anunció que no era seguro que Afrojack tocara. La gente (léase: festivaleros de EDM que se sentían robados, gracias a su boleto de $500 dólares) ha sido rápida para declarar y culpar estas ausencias en las drogas. Sin embargo, Afrojack salió del hospital como un Mesías del EDM y se presentó el domingo:

Durante el Miami Music Week, los DJs—especialmente los más renombrados—tienen agendas estúpidamente agitadas. Si no están tocando, están promoviendo, o en una fiesta, o en el caso de Nick, lanzando pantalones tri-dimensionales. Las fiestas usualmente duran más de 12 horas. El trabajo del DJ es mantener viva la fiesta, pase lo que pase.

Eventualmente, algo se rinde. Como Ícaro que voló demasiado cerca del sol, hay un límite de cuánto puedes fiestar antes de tener que parar.

Publicidad

Cuando caminaba hacia el evento después de la entrevista, vi tres Lamborghinis, cada uno llamativamente brandeado con "Afrojack" en el costado, yendo en la misma dirección. Afrojack luego mencionaría estos carros en un discurso, justificando su existencia al decir "Sigo haciendo chingaderas extravagantes para mostrarle a la gente lo que es posible. Ves cuatro supercarros que dicen Afrojack, y sabes que puedes hacer lo que sea. Pero ciertamente no me ahorra nada de dinero."

Esta fue la primera fiesta privada de prensa a la que había sido invitado, y fue una combinación de jodido, aburrido, irreal, anonadado y agotador. Cuando llegué a la puerta, se me pidió entregar mi teléfono con un valet de teléfono. A nadie se le permitía la entrada con celular. Lo cual terminaba siendo una petición algo curiosa al considerar que se le permitía a la gente grabar lo que quisiera con sus cámaras. Me enteré que era una petición realizada por Afrojack y su manager. Adentro del club, había dos banquitos puestos enfrente del DJ booth con una mesa en medio. Dos botellas de agua sobre la mesa y una luz que daba sobre el área. Había visto esta imagen antes: Habría una innecesaria sesión de preguntas y respuestas. Oh no.

Afrojack fue presentado sobre el escenario por un periodista y entrevistador holandés. La habitación cayó en silencio mientras escuchamos una entrevista bastante aburrida puntuada por la divertida pero agotadora energía de Afrojack. Su manera de hablar era extrañamente entusiasta e infecciosa, algo agobiada por su actitud sin filtro. Conforme sonaba la música, sólo se ponía más intenso. Le pusieron play a la primera canción. Afrojack cerró sus ojos, tronaba los dedos y producía el beat de "Home Sweet Home" en el aire, la primera canción del álbum. Giraba perillas imaginarias, vocalizaba beats en silencio, imitaba drops con las manos. Después de que la canción terminara, el entrevistador le preguntó sobre la canción durante unos 20 minutos. Llegué a la severa realización de que este sería el patrón de la noche, durante aproximadamente 2 horas. Una canción de 5-6 minutos de duración, seguida de 20 minutos de vana conversación. En ese punto solamente deseé estar de vuelta en una habitación con Nick, hablando pura mamada sobre ligues y jeans.

Afrojack reflexionaba sobre el estado del EDM. "No me gusta escuchar lo mismo dos veces-hay algunas joyas por aquí y por allá pero [la música EDM] es siempre la misma mierda." Me percaté a lo largo del Miami Music Week que a todo DJ, sin importar quién sea, le gusta distinguirse de la "música EDM." El choro es que el EDM es mierda comercial sin nada de arte hecho para adolescentes. La mayoría de los DJs, o al menos los que están de moda, dirán que se especializan en algo como el deep house, pero son capaces de tocar una gama entera. Todos rápidamente dicen que no son parte de la escena EDM. Pero no todos son elocuentes a la hora de explicar por qué, y es prácticamente imposible encontrar aquello que separa a los músicos de géneros electrónicos. Generalmente es cosa de marketing. Habló sobre espejos, caras y filosofía. "Alan Watts dijo que cuando estás haciendo música, es como entrar al sol." En este punto, estaba sacando todo. El filtro se había desprendido por completo. Se estaba dirigiendo al público como si fueran sus biógrafos personales.

Publicidad

Habló sobre la naturaleza del arte: "¿Qué es el arte? ¿Qué es gran arte? La cosa más importante [para mí] es cuántas personas lo entienden. No eres un gran artista si 99% de la gente no entiende tu arte." Habló sobre la naturaleza del nombre del álbum, Forget the World, y cómo en realidad significa "Que se Joda el Mundo." "¡Es tu vida! ¡Es tu vida! ¡No necesitas al mundo!" Viniendo de una entrevista en donde escuché bastantes tópicos parecidos, la naturaleza inconsistente y espasmódica de los discursos se estaba volviendo agotador. Para la cuarta o quinta canción, el público de reporteros estaba inquieto, y empezaba a hablar mientras sonaban las canciones, por lo que Afrojack tuvo que callarlos. Afrojack literalmente le gritó a una habitación llena de periodistas para que se callaran el puto hocico. Había grietas en la fachada dura y relajada a la me-olvido-del-mundo, de Nick.

Todos los presentes en la habitación eran prensa, ejecutivos de sellos o promotores, por lo que nadie bailaba o siquiera se movía. La sensación de estar escuchando música cuyo propósito es hacer bailar a la gente, en un cuarto lleno de gente a quien o ni siquiera les interesa o se rehúsan a hacerlo fue bastante irreal. Imagínate ir a un show de comedia y que nadie se ría, pero el show continúa durante 2 horas en absoluto silencio. Estarías confundido y aterrorizado. Una canción sonaba mientras que todos en la habitación se quedaban sentados completamente inmóviles, algunos con las piernas cruzadas. Todos menos Nick, quien cantaba y tocaba las canciones en el aire durante toda la noche. Una canción en particular es un ambicioso arreglo orquestal de 26 piezas sin un solo beat. Durante esa, Nick -lo adivinaste- tocó todo desde los violines hasta el violonchelo, en el aire.

El nuevo álbum, Forget the World, se compone de un montón de colaboraciones. Como yo no soy experto en el campo del EDM, es difícil decir si es o no algún tipo de truco. Colaboró con Sting, Jared Leto, Snoop Dogg y más en el disco. Un comentario bizarro sobre trabajar con Jared Leto: "Es el primer güey que jamás haya visto que está haciendo lo que yo quiero hacer. Es la imagen que siempre tuve en mi cabeza, cuando niño, sobre qué debería ser un rockstar." De acuerdo a Afrojack, 30 Seconds to Mars es la máxima banda de rock. También reveló, bastante sincero, que estaba aterrorizado de trabajar con una leyenda como Sting.

Cuando se trataba de la calidad de la música, fue bastante entretenido, a pesar de la falta de ventilación de la habitación y el horrible ritmo truncado debido a las interrupciones de preguntas y respuestas. Hablé con un entusiasmado reportero suizo llamado Julian, quien era un enorme fan de Afrojack, y me aseguró que el álbum haría olas y se asentaría de la misma manera en que el Homework de Daft Punk lo hizo. La implicación es que este álbum reinventaría, o quizás hasta revitalizaría la música dance y house como el anteriormente mencionado disco de Daft Punk. Mientras que no estoy totalmente de acuerdo con la comparación de Daft Punk, ya que el álbum parece más un paso hacia adelante para Afrojack que para el género, sí diré que cada canción es un hit para clubes y radio, con algunas canciones, me atrevo a decir, bonitas. No me sorprendería para nada que algunas de estas canciones se convirtieran en hits número 1, especialmente el de Snoop Dogg. Una canción, "Freedom", remixea el beat de "Hero" de Nas con un efecto bastante chingón. Y aunque "Hero" no es exactamente uno de los clásicos más famosos de Nas, sí contiene unos prominentes sintes bastante bonitos dentro del beat, por lo que ¿quizá eso cuente como un crossover del EDM?

Me sentí aliviado cuando el evento terminó y pude caminar en el crepúsculo húmedo de Miami. Afrojack anunció que estaría en otra fiesta esa misma noche para una lista de invitados de suertudos fans que atendieron el evento de jeans. Esta se realizaría a un costado de la alberca del Wall. La naturaleza maximalista de la música electrónica dice que el show tiene que seguir. Las canciones deben ser sorprendentemente largas, la fiesta nunca debe morir. Como los casinos, a la gente en estos eventos se les anima a quedarse fiestando. En Europa, algunos clubes tienen sofás y camas para que puedas fiestar un fin de semana completo interrumpiendo tu deleite con siestas. Algunos lugares de Miami se están volviendo más así, desde el lounge y las cabanas de Nikki Beach hasta la hora de cierre de 8 a.m. del Club Space. Cuando los DJs en estos eventos terminan con su set, la música nunca se acaba. Otro DJ toma su lugar. Nunca hay un hueco ni un segundo para respirar. Así que ¿por qué la gente se sorprende cuando alguno se cae?

Consigue Forget the World el 19 de mayo. Para más de los tentativos pasos de Noisey al amplio mundo del periodismo EDM, checa nuestroreporte del EDC Las Vegas, en donde casi nos morimos