En imágenes: risas, bailes y lágrimas anoche en Atenas

FYI.

This story is over 5 years old.

Viajes

En imágenes: risas, bailes y lágrimas anoche en Atenas

La victoria de SYRIZA fue recibida con bailes, lloros, alegría y desesperación.
26.1.15

LOS GANADORES

Anoche, las calles de los pueblos y ciudades de Grecia se llenaron de personas de todas las edades que cantaban, bailaban y lloraban al son de 'Bella Ciao', la misma canción que una vez entonaron los trabajadores italianos en las plantaciones de arroz de Bolonia a principios del siglo XX y posteriormente los opositores al fascismo de Mussolini. En 2015, la composición ha pasado a vincularse también a la formación del primer gobierno de izquierdas de Grecia.

En la plaza Klafthomos, en Atenas, la celebración empezó en cuanto se anunciaron los primeros sondeos a pie de urna. Poco después de las 23:00, el cabecilla de Syriza y vencedor de las elecciones, Alexis Tsipras acudía a los Propíleos para pronunciar su discurso de victoria: "Nuestra victoria también supone una victoria para toda la gente de Europa que lucha contra la austeridad que está acabando con nuestro futuro europeo común", dijo ante una marea de ondeantes y coloridas banderas.

Publicidad

A pocos metros del estrado, un grupo de españoles e italianos entonaban al unísono "¡Syriza, Podemos, Venceremos!". "Por fin ha llegado el momento de la izquierda", dijo un grupo de mujeres junto a mí. Una frase que, dicha en aquel lugar y en ese preciso momento, resultó bastante profunda.

Escrito por Antonis Diniakos

LOS PERDEDORES

Me resulta un poco extraño hacer la cobertura de la tan esperada derrota no solo de un partido, sino al parecer de todo un sistema político; es como si hubiera un fiesta increíble en el centro de la ciudad pero tú tuvieras que ir al funeral de tu tía abuela. Ese era el ambiente que se respiraba anoche en la sede central de Nueva Democracia.

La angustia y la frustración han sido el común denominador en las caras de la gente que había acudido a las oficinas del partido, en la avenida Syggrou la mañana del domingo. Mientras los colegios electorales empezaban a cerrar, ya circulaban las especulaciones sobre la sucesión del ex Primer Ministro Antonis Samaras.

Dicen que los amigos de verdad están a tu lado en los buenos y en los malos momentos, aunque no parece ser el caso de los partidarios de Nueva Democracia: fueron pocos los que se dejaron ver durante el discurso de despedida de Samara en Zappeio, y aún menos los que le aplaudieron para poner el colofón a su mandato.

Escrito por Melpomeni Maragkidou.

Dimitris Michalakis capturó las celebraciones. Las caras largas las fotografió Panagiotis Maidis.