FYI.

This story is over 5 years old.

bimbo de oro para siempre

A Totti le bastan 3 minutos para demostrar que sigue siendo Dios

Totti sigue acumulando capítulos increíbles para su futura biografía: remontar él solito un partido en 3 minutos es solo una prueba más de su leyenda.
21.4.16

Sigue a VICE Sports en Facebook para descubrir qué hay más allá del juego:

Le dijeron que estaba acabado, que el fútbol lo había quemado, que era hora de que recogiera sus cosas y se fuera a casa. Sin embargo, en vez de jubilarse y marcharse a Estados Unidos o a China a forrarse, Francesco Totti decidió coger el toro por los cuernos y seguir en el club que ama para llevarlo de nuevo por el buen camino.

Publicidad

Este es, básicamente, el tercer acto de la película biográfica —interminable— que algún día se filmará sobre Francesco. Con 39 años —empezó a jugar en la AS Roma en 1992—, Francè aún es capaz de resolver un partido él solito en menos de cinco minutos.

En partido frente al Atalanta BC del pasado domingo, Totti salió al campo cuando apenas quedaban cinco minutos de tiempo reglamentario y la Roma perdía por 1-2 en el Estadio Olímpico. A los 20 segundos, el '10' romanista marcó el 2-2; apenas tres minutos más tarde, el equipo bergamasco cometió un penalti y Totti se encargó de transformar el 3-2 definitivo.

Será todo lo viejo que quieras, pero Totti siempre seguirá siendo Er Bimbo de Oro.

Con esta victoria, Roma sigue tercera a cinco puntos del segundo clasificado, el SSC Napoli; a solo cuatro jornadas del final del torneo, los romanos lo tienen bastante sencillo para asegurarse la presencia en Champions League el año que viene. El Atalanta, por su parte, vive en una cómoda pero anodina decimotercera plaza con 38 puntos, ocho por encima de los puestos de descenso.