FYI.

This story is over 5 years old.

Esta buceadora pesca y mata pulpos con sus dientes

Kimi Werner es una mujer maravilla, chef, modelo y campeona buceadora, quien vive el sueño de comer mariscos frescos diariamente y recibir cheques por surfear en Hawai.
18.12.15

Bienvenido de nuevo a nuestra columna, Cazadores, recolectores, en la que presentamos a gente ingeniosa (y con hambre) que colecta fuentes de alimentos silvestres sin la ayuda de la tienda de abarrotes.

En 2015, ¿seguirá siendo posible sobrevivir completamente de la abundancia de la tierra? Eso significa comer sólo los animales que capturas, y comer sólo las plantas que sembraste tú mismo, sin ser un esclavo de la tienda de abarrotes.

Publicidad

Si eres Kimi Werner, una mujer maravilla/diosa hawaiana, quien también es chef, modelo y campeona buceadora que puede contener su respiración durante 4 minutos y 45 segundos, claro que lo es. Ella ha estado viviendo el sueño de todos, desde comer mariscos frescos todos los días, hasta que le paguen por hacer surf en Hawai, como si no fuera gran cosa. Basta con echar un vistazo rápido a su perfil de Instagram para ver de lo que estamos hablando.

MUNCHIES localizó a la mujer de la isla renacentista y habló con ella en la costa norte de Oahu. Mientras observa el surf vespertino, platicamos sobre qué fue exactamente lo que provocó este increíble estilo de vida, qué se siente morder una cabeza de pulpo y luego comerlo, y su secreto para verse como una modelo de una portada de Sports Illustrated con traje de baño a sus 35 años.

LEE: Qué siente un pulpo cuando es comido vivo.

MUNCHIES: ¿Es cierto que arrancas cabezas de pulpo en medio del océano? Kimi Werner: No les arrancas la cabeza, pero si tienes que morderla para aplastar su cerebro y matarlos inmediatamente. Pones la boca en la parte superior de su cabeza y simplemente muerdes tan fuerte como puedas. Eso aplasta su cerebro y mueren al instante.

¿A qué sabe? Es salado, muy salado. Estás debajo del agua por lo general cuando lo estás haciendo, así que lo único que pruebas es un trago de agua del océano. Es decir, si conoces el sabor del pulpo, entonces, seguro, sin duda sabe a eso. Pero si no, solo le digo a la gente que sabe muy salado.

Publicidad

A photo posted by Kimi Werner (@kimi_swimmy) on Jun 21, 2015 at 9:21pm PDT

¿Alguna vez te has encontrado un pulpo con una cabeza que fuera demasiado grande para morderla? No uno que tuviera la cabeza demasiado grande, pero con los pulpos muy grandes, sus piernas son tan largas que te agarran de todas partes, incluyendo tu máscara. El último que atrapé era enorme, pesaba casi cinco kilos. Sus piernas eran más largas que cualquier brazo humano, y se me enredaba sin importar cuánto extendiera mi brazo. Recuerdo que cuando llegué a la superficie, me había quitado la parte de arriba del traje de baño. Así que estaba en topless y asustada en medio del océano, y todavía estaba adherido a mi espalda con todo lo que tenía. Finalmente, tuve la oportunidad de agarrarlo y morderle la cabeza. Es mucho más difícil tratar con los grandes porque antes de que los puedas morder te están enredando, arrancándote la máscara, y rasgándote la ropa.

Wow, inserta aquí un chiste japonés sobre el tentacle rape. ¿Te lastimaste? Sí, cuando terminé con ése tenía un montón de "chupetones de pulpo" en todo mi cuerpo.

¿Te asustaste? No, solo me estaba muriendo de risa. Mi novia Jessica estaba conmigo y no podía dejar de reírse porque yo estaba completamente expuesta. No me había dado cuenta hasta que me calmé.

A photo posted by Kimi Werner (@kimi_swimmy) on Nov 20, 2015 at 6:53pm PST

Apuesto a que ese pulpo fornido estaba delicioso. ¿Te lo comiste después? Sí y sabía increíble. Le di un masaje con sal de mar hawaiana que obtuve de una marisma que se había evaporado cerca de aquí. Eso se deshace de la baba que tienen y lo ablanda, y luego lo puse en una olla y lo cociné a fuego lento con cerveza.

Publicidad

Después de esto, si quiero una comida caliente, frío trozos pequeños con mantequilla y ajo junto con algunas hojas de berza verdes que cultivo en mi jardín, luego lo termino con leche de coco; es delicioso con arroz. Si quiero algo frío, hago un ceviche rápido y me lo como con totopos.

¿Qué cantidad de alimentos que comes a diario proviene de tu buceo, caza y cultivo? Al menos un 75 por ciento. Es interesante porque la mayor parte de la proteína que como la capturo en la naturaleza: peces, langostas, cangrejos, pulpos, y básicamente todo del océano. Solo cazo una vez a la semana, y no importa cuán poco o mucho obtenga, siempre lo comparto con otras personas. Lo que es increíble de esto es que la gente comparte también su comida conmigo. Justo el otro día recibí un poco de carne de venado fresca de los cazadores locales porque les di pescado. También consigo un montón de frutas como plátanos y aguacates de mis vecinos. Si no coseché el alimento que como, alguien más cerca de mí lo cosechó.

A photo posted by Kimi Werner (@kimi_swimmy) on Dec 5, 2013 at 2:47pm PST

¿Todavía vas al supermercado? Sí, claro; pero mucho menos que antes. Por lo general para conseguir todas las cosas con carbohidratos a las que no puedo acceder en mi propia cosecha, cosas como el arroz, la harina, el pan y el aceite de oliva.

Hablando de pan y arroz, ¿qué piensas de la dieta paleolítica? La mayoría de mis comidas son en su mayoría verduras y proteínas, pero no soy creyente de tener que ser tan extremos. Obtengo mucha satisfacción de capturar mi propia comida y de comer alimentos que cosechó alguien que conozco; me gusta conocer la historia detrás de mi comida. Hace que comer sea mucho más sincero y significativo para mí.

Publicidad

¿Cómo te metiste en este estilo de vida? Fui criada así desde las etapas iniciales de mi infancia. Me crié en una zona rural de Maui y mis padres eran muy pobres. No teníamos supermercados cerca de nosotros ni mucha gente cerca de nosotros, así que crecí haciendo esto, y mi vida entonces era más loca que la que estoy viviendo ahora. Mis padres hicieron un enorme imu (una enorme fosa) en nuestro patio delantero y la alinearon con piedras de lava calientes y hojas de plátano. Cocinábamos muchos de los animales que mis padres criaron y cosecharon: pavos, pollos, pequeñas gallinas de guinea, conejos y vacas.

Mi padre también era apneísta y mi mamá era recolectora. Esto cambió más tarde en la vida cuando mis padres comenzaron a ganar más dinero, mi padre se convirtió en un trabajador de construcción y mi mamá fue a la universidad y se convirtió en enfermera. Nos mudamos a una ciudad más grande y luego empezamos a ser una familia "normal", es decir, comprábamos nuestra comida en las tiendas de abarrotes y comíamos en restaurantes, pero ésta fue una transición muy difícil para mí. Realmente extrañaba mi antiguo estilo de vida. Recuerdo que la primera vez que probé huevos comprados en la tienda me dieron asco. Fue muy difícil. Me acostumbré a este nuevo estilo de vida, pero siempre tuve esos buenos recuerdos de mi infancia.

Supuse que esos días habían quedado en el pasado hasta que me gradué de la preparatoria. Me mudé a Oahu y estudié artes culinarias, y luego pensé: ¿Por qué no hacer lo que hice en el pasado en este momento? Ahí fue cuando tomé una lanza y empecé a ir al océano. Fue impresionante. Al principio solo podía capturar peces pequeñitos, pero el simple hecho de volver a casa con algo que yo atrapé fue una sensación increíble. Tenía un sabor mucho mejor y me dio una sensación de felicidad profunda; se sintió igual que enamorarse.

Publicidad

A photo posted by Kimi Werner (@kimi_swimmy) on Nov 30, 2015 at 2:56pm PST

¿Es verdad que puedes aguantar la respiración durante cuatro minutos y 45 segundos? Para poder contener la respiración primero tienes que aprender a relajarte, calmarte, y guardar todos tus miedos. Tienes que estar presente y acoger el presente.Por lo general, cuando cazo, solo lo retengo por dos minutos para darme tiempo extra en caso de que algo salga mal. Pero sí, el tiempo más largo que he contenido la respiración fueron 4 minutos y 45 segundos.

A photo posted by Kimi Werner (@kimi_swimmy) on Nov 23, 2015 at 7:32pm PST

¿Alguna vez te has encontrado en alguna situación de vida o muerte? Yo diría que la experiencia más aterradora fue cuando uno de mis compañeros de buceo se me desmayó. Cuando contienes la respiración y ejerces demasiada energía o simplemente contienes la respiración por demasiado tiempo, te desmayas. Cuando estás en tierra y te desmayas, pierdes el conocimiento, pero mantienes la respiración. Sin embargo, desmayarse bajo el agua no es lo mismo porque en lugar de respirar tomarás un jadeo terminal de agua de mar directamente, prácticamente matándote allí mismo. Mis momentos más aterradores han sido tener que nadar para agarrar a mis compañeros y nadar de vuelta a la superficie para hacerlos respirar de nuevo.

También hay anguilas, y son bastante espeluznantes. Muchas veces cazo peces en cuevas y vienen de prisa hacia ti con sus dientes afilados. Los tiburones, sin duda, cuando un gran tiburón tigre viene y te arrebata los peces que acabas de pescar de tus brazos, definitivamente te asusta.

Gracias por hablar con nosotros.