Body Positive

Mujeres cachas nos explican qué les han dicho sobre su cuerpo

"Marimacho", "pareces un hombre" o "qué asco estar así", estos son algunos de los comentarios que tienen que escuchar a diario las mujeres fibradas.

por Alba Carreres
19 Julio 2018, 4:00am

Existe el estigma social de que el cuerpo de una mujer debe ser delicado, fino e incluso débil. Hay personas que se molestan cuando se rompe este prototipo de belleza y el simple hecho de observar otro tipo de cuerpo que salga de estos cánones puede suscitar todo tipo de comentarios. Y aunque desde hace años se han empezado a reivindicar los cuerpos con curvas, el de las mujeres fibradas, fuertes, sigue chocándonos a la vista.

“El músculo se ha relacionado históricamente con algo masculino porque la testosterona ayuda a fijar más proteína en un cuerpo y normalmente los valores más altos de testosterona se encuentran en hombres", nos explica Piero Galilea, fisiólogo del CAR. Aun así la forma en que una persona reacciona al ejercicio depende en gran parte de su genética.

“Hay mujeres que haciendo el mismo ejercicio que otras tendrán más ganancia de masa muscular", nos dice. "Al igual que el cuerpo de una mujer deportista también dependerá de la disciplina que practique. Las mujeres que practican natación, por ejemplo, tendrán la grasa de su cuerpo más hacia la superficie porque el agua fría redondeará aún más la figura a modo de protección” .

Nadadoras, crossfitteras, amantes de la halterofilia… todas ellas tienen algo en común: todavía no pasan desapercibidas ante la mirada de curiosos. Hablamos con mujeres cachas para que nos expliquen algunas experiencias que han tenido por tener el cuerpo como lo tienen.

mujeres cachas body positive fitness fuerza discriminacion
Teresa Pérez. Foto cortesía de Teresa Pérez

Teresa Pérez, bodybuilder, medalla de oro de la Diamond Cup Madrid 2018

Para mí mi cuerpo es el lugar donde habito e, igual que una casa, tiene que ser cómodo y confortable, tengo que estar a gusto con él.

En general la gente asocia el músculo a ser poco femenina, pero yo creo que la feminidad no va unida a tener grasa y la masculinidad a tener músculo. Las experiencias más desagradables que he tenido por desgracia han sido provenientes de mujeres. La gente me dice que estoy muy fuerte, que cuándo voy a parar. También me dicen: “yo quiero tonificar pero nunca querría ponerme tan fuerte como tú”. A mí realmente me gusta mi cuerpo.

Un día iba por la calle y por la acera iban dos señoras, una de unos 35 y la otra de unos 50, más o menos. Al adelantarlas por la acera escucho: “qué asco estar así”. En aquél momento pensé en girarme y decirles cuatro cosas, pero no le di importancia .

"Siempre se espera que una mujer sea callada, sea más sumisa y se sorprenden cuando una mujer es distinta, yo creo que con el cuerpo ocurre lo mismo. Esperan que sea débil y sin músculo"

Sí que son situaciones molestas, porque si yo no te pregunto no hace falta que se hagan este tipo de comentarios, al igual que yo tampoco te digo cómo tienes que estar tú. Sí que es cierto que cuando estamos cerca de competición en verano, estamos un poquito más marcadas y con la cara más delgada, pero no es para que te hagan este tipo de comentarios. Si no te gusta pues no mires, no te he pedido opinión.

Otra experiencia desagradable fue en un centro comercial. Ya habían cerrado todos los bares, sólo había un Mc Donald’s abierto y me apetecía una Coca-Cola. Entré y vi a una pareja dándose codazos, risitas y tal… A mí no me molesta en general que alguien mire, porque al tener una estética distinta entiendo que llame la atención, pero de allí a las faltas de respeto…

Yo creo que es más que nada cultural... Siempre se espera que una mujer sea callada, sea más sumisa y se sorprenden cuando una mujer es distinta, yo creo que con el cuerpo ocurre lo mismo. Esperan que sea débil y sin músculo.

mujeres cachas body positive fitness fuerza discriminacion
Fotografía cortesía de Teresa Pérez

A muchos hombres les destroza un poco los esquemas y les puede incluso llegar a molestar. Pero les resulta más chocante muchas veces a las mujeres que a los hombres. Yo creo que el principal estereotipo machista es que el hecho de desarrollar un poquito más el músculo sea asociado con lo masculino. Yo me considero muy femenina, salgo arreglada, me cuido la estética… Es un estereotipo que hay que empezar a desterrar.

El hecho de que a una mujer le guste practicar un deporte de fuerza no va a masculinizarla. Con 15 años quise hacer halterofilia y mi madre se horrorizó. Era como un “no, no… porque te vas a convertir en un hombre”. Y a mucha gente también le pasa, se horroriza de pensar que puede tener un cuerpo musculado, pero yo creo se puede tener curvas y femenina sin tener grasa.

mujeres cachas body positive fitness fuerza discriminacion
Ely Merino. Fotografía por Chechu Pajares

Ely Merino, fundadora Pilates Sub Beach

Mi cuerpo es el reflejo de mi vida. Me dedico al deporte, como sano y tengo una vida sana. Me han pasado un montón de anécdotas por tener el cuerpo como lo tengo.

Me han llegado a llamar travesti e incluso le han dicho a una persona muy cercana a mí: “¡qué haces con esta travesti!” y le han enviado pantallazos de fotos mías. Yo creo que hay mujeres que te dicen esto por envidia y que en general los hombres, cuando cuelgas fotos en las redes donde enseñas un poco tu cuerpo te ven como si fueras una guarra.

"Muchos hombres cuando me ven cargando peso me dicen '¿te ayudo?', pero cuando me giro y ven mis bíceps se quedan un poco pillados y creo que es porque no pueden sentirse todo lo hombres que querrían ser"

En las semanas que estoy más fibrada escucho comentarios del tipo: "¿pero a dónde vas?" o "¡Pareces Robocob!". Llega un momento que ya no le presto atención. Muchas veces sientes cómo hay tíos que te miran, o ya ves cómo se acercan a ti… y a veces dejas incluso de sentirte femenina, porque por ejemplo, yo tengo unas piernas súper grandes y fuertes, y los abdominales también. Comentarios como “me vas a reventar de una patada” realmente joden.

Antes, cuando era más joven, me molestaba muchísimo este tipo de actitudes, pero lo he trabajado emocionalmente para aceptarme como soy y ahora estoy encantada con mi cuerpo.

mujeres cachas body positive fitness fuerza discriminacion
Fotografía por Chechu Pajares

Resulta aún complicado ir a comprar botas altas por ejemplo y que ninguna te encaje porque no te quepan los gemelos, o bien pantalones en los que me quepan bien los cuádriceps o el glúteo y tengan la cintura finita. Esto ha sido como una especie de trauma para mí. Deberíamos aceptar que no hay un solo modelo de cuerpo de mujer, porque a veces me he sentido súper limitada por ello.

Creo que aún hay mucho machismo en nuestra sociedad. El hombre tiene que sentirse fuerte. Me pasa muchas veces cuando estoy cargando las tablas de paddle hay chicos que se me acercan y me dicen “¿te ayudo?”. Cuando me giro y ven mis bíceps se quedan un poco pillados y creo que es porque no pueden sentirse todo lo hombres que querrían ser.

mujeres cachas body positive fitness fuerza discriminacion
Rita García Herrera. Fotografía cortesía de Rita García Herrera

Rita García Herrera, primera española en lograr la primera posición de los Open de Crossfit en la región de Europa del Sur

Mi cuerpo es el símbolo de mi trabajo y de mi entrenamiento. Realmente entreno por un tema de rendimiento y no para tener un buen cuerpo, pero una cosa sigue a la otra.

Me han dicho muchas veces que estoy demasiado fuerte, que parezco un chico… pero a mí este tipo de comentarios me dan igual, la verdad es que he escuchado absolutamente de todo. Un día me dijeron: “si mi novia se pusiera tan fuerte como tú, la dejaría”. Al final quien esté contigo te tiene que querer por cómo eres y no por tu físico. Lógicamente es algo que tiene que gustarte, pero por suerte no he tenido ningún problema con ninguna pareja.

La moda es la que dictamina que una chica esté flaca y delgadita, es algo que además es cultural, algo a lo que estamos acostumbradas. Creo que afortunadamente las cosas están empezando a cambiar. Yo al menos lo veo.

mujeres cachas body positive fitness fuerza discriminacion
TJ García. Fotografía de Gonzalo Manera

TJ García, fisioterapeuta, entrenadora y atleta de Crossfit

Entiendo mi cuerpo como el vehículo para disfrutar de lo que me gusta: el deporte y el trabajo de fisio.

Los comentarios más habituales que escucho son: “pareces un chico", "marimacho", "estás hecha un toro", "esto es demasiado", "tienes más brazos que los chicos", "no le vas a gustar a ningún chico”... Insultos que la gente se podría guardar. Son prejuicios y miedos de la sociedad. No entienden que las chicas podamos tener un cuerpo distinto. A la gente le asusta lo diferente, lo que no controlan y lo intentan atacar.

Hay veces que directamente me han preguntado "¿Eres un hombre o una mujer?". En algún aeropuerto incluso me han confundido con un hombre y han marcado la casilla correspondiente al género masculino. La gente realmente sobrepasa los límites de la educación.

"Está muy estudiado que a las mujeres nos beneficia muchísimo el hecho de hacer trabajo de fuerza, pero en cambio hay el estereotipo que las mujeres no hacen este tipo de cosas"

He tenido unas cuantas experiencias desagradables que ya no sé si van relacionadas con el hecho de ser mujer o por tener el cuerpo que tengo. Me acuerdo una vez, de noche, estaba con una amiga que estaba borracha y había un chico que estaba intentando ligar con ella. Yo le estaba diciendo a mi amiga que se fuera para casa y el tío se encaró conmigo. Supongo que al verme con ese cuerpo se sintió con la libertad de enfrentarse a mí.

Nos dedicamos a juzgar a los otros cuando deberíamos apuntar con el dedito hacia dentro y no ponernos donde no nos llaman. Está muy estudiado que a las mujeres nos beneficia muchísimo el hecho de hacer trabajo de fuerza, pero en cambio hay el estereotipo que las mujeres no hacen este tipo de cosas. También es verdad que nuestro cuerpo es distinto.

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestro contenido más destacado.

Tagged:
Fitness
género
mujeres
feminismo
Discriminación
deporte
Diversidad
cuerpo
mujeres cachas