FYI.

This story is over 5 years old.

El Cibercomando del Pentágono contratará a más de 6.000 hackers para llevar a cabo ofensivas cibernéticas

Los expertos afirman que, más allá de la imagen que se tiene de los hackers, muchos sólo quieren un trabajo estable. EEUU les dará esa oportunidad para combatir la amenaza cibernética.
Imagen por Christophe Ena/AP

Mucha gente común imagina a los hackers como rebeldes enmascarados como Guy Fawkes, viviendo al margen de la sociedad, de las sospechas de gobierno, y suficientemente atrevidos o locos como para ir allí donde la magia de su ordenador los lleve.

En realidad, según los expertos, muchos solo quieren un trabajo estable.

Los líderes en Seguridad Cibernética creen que los hackers harán cola para solicitar los aproximadamente 6.200 puestos de trabajo que tiene previsto abrir el Pentágono en los próximos años, como parte del esfuerzo de EEUU para reforzar su Comando Cibernético, un brazo del ejército establecido en 2009 para gestionar la guerra digital.

Publicidad

El Comando Cibernético ha estado bajo presión para funcionar a pleno rendimiento para el año 2018, y EEUU ha acusado a China, a Corea del Norte y a otros países de patrocinar ataques cibernéticos contra equipos del gobierno estadounidense, empresas e infraestructuras como las redes de transporte y las redes eléctricas.

Según informa The Hill: "Esta plantilla cibernética deberá incluir a los expertos más preparados, tanto en el personal uniformado como en el civil, además de una estrecha colaboración con el sector privado", dijo Eric Rosenbach, un asesor del secretario de Defensa de Ceniza Carter, durante su testimonio ante un subcomité del Senado este martes.

El Departamento de Defensa no tendrá problemas para cubrir esas posiciones, afirmó Quinn Norton, una escritora que se vio envuelta en el proceso federal de su novio, Aaron Swartz, quien se suicidó en 2013 después de ser acusado por robar datos, cargos que según los críticos fueron inventados.

'En Estados Unidos, el hombre creó el hacker'.

La mayoría de los hackers no sospechan tanto del gobierno, dijo Norton a VICE News. Por el contrario, el Estado siempre ha apoyado experimentos de tecnología avanzada, siempre y cuando se utilizasen con fines patrióticos.

"Van a recibir a un montón de candidatos", aseguró Norton. "El vínculo entre el Departamento de Defensa y la comunidad hacker de Estados Unidos se remonta a la Segunda Guerra Mundial. En Europa se encuentra el movimiento político. En Estados Unidos, el hombre creó el hacker".

Publicidad

Tom Kellermann, jefe de seguridad cibernética de Trend Micro, una firma de seguridad informática con sede en Texas, acordó que la cúpula militar cubriría sus cuotas para hackers. Pero que, sin embargo, no se llevarían a los 'hacktivistas' más expertos, agregó.

"Hay muchos tipos diferentes de hackers", señaló Kellermann a VICE News. "Los digerati, como yo les llamo — la élite de la élite, expertos autodidactas en descifrar códigos. Esa gente probablemente no va a unirse al esfuerzo del gobierno".

La cadena francesa TV5 reanuda su emisión tras el presunto ciberataque de Estado Islámico. Leer más aquí.

El Pentágono no está buscando a idealistas que hayan estado hackeando redes ilegalmente, simplemente quiere protegerse de los ataques, aclaró Kellerman. Están buscando atraer a gente joven con máscaras de Guy Fawkes colgadas en sus habitaciones. "Quieren a jóvenes de 22 años que no sepan qué hacer con sus vidas, que piensen que hackear es alucinante y que harán incursiones aquí y allí", añadió. "Ese es el tipo de personas que quieren".

Hoy en día, la tecnología ha avanzado hasta tal punto que el gobierno puede entrenar a los hackers para utilizar una variedad de herramientas, con el fin de defender la infraestructura crítica de los ataques otros hackers que intentan acceder a su información o provocar el caos.

"Las artes del hackeo han pasado de la magia negra a la ciencia en los últimos años", dijo Kellerman.

Pero a Norton le preocupaba qué cultura puede llegar a prosperar cuando miles de jóvenes, hackers influenciables, se unan a las filas de las fuerzas armadas. EEUU está demasiado centrado en la formación de combatientes para la  ofensiva cibernética — lo que ella llama un "equipo rojo" — en lugar de defensa, o "equipo azul", señaló.

Un grupo de hackers llamado los Guardianes de la Paz, supuestamente apoyado por Corea del Norte, habría irrumpido en los sistemas de Sony Pictures Entertainment muchas veces en el transcurso de varios meses en 2014, para más tarde publicar una serie de emails que causaron gran revuelo mediático por la película La Entrevista. Norton cree que EEUU debería trabajar sobre cómo defender a compañías como Sony, en lugar de dedicarse a preparar un ejército de frikis que podrían atacar a hackers enemigos, que más tarde acabarían buscando la venganza.

"El gobierno no está contratando el equipo azul", dijo la escritora. "Ellos van a contratar a las personas que hackeen mierda y rompan cosas".

Sigue a John Dyer en Twitter: @johnjdyerjr