Todo lo que deberías saber sobre pagar con el móvil
Tecnologia

Todo lo que deberías saber sobre pagar con el móvil

¿Es seguro? ¿Acabará con el dinero en efectivo?
22.5.17
Wallapop Wallapay tecnología móvil

Cuando, hace unos años, un amigo me comentaba que el tráfico en internet a través del móvil había superado en volumen al de los ordenadores en Estados Unidos, yo me ponía mis gafas de sabelotodo y le decía que esto no pasaría nunca en España, donde la realidad era diferente. Le decía que aquí éramos muy del ordenador, y que esto de internet en el móvil tampoco iba a ser para tanto. Después de esa metida de pata monumental (que mi amigo todavía me recuerda, por cierto), me cuido mucho de no patinar en lo que parece la próxima revolución en llegar a nuestro país: los pagos a través del móvil.

En los últimos meses, parece que los llamados mpayments están penetrando en nuestro país con mucha fuerza. ¿Qué significa eso? ¿En qué punto estamos exactamente? ¿Cuál es el futuro de esta tecnología? Echemos un vistazo a cómo está el patio.

Suecia, un espejo en el que mirarse

Esta vez el país que va a la cabeza no es Estados Unidos, sino Suecia. Los suecos, que por cierto son considerados los inventores de los billetes, están siguiendo un plan para acabar con el dinero en efectivo en 2020. Es normal que en Estocolmo no te acepten monedas al comprar un chicle, y los billetes de transporte público se compran a través de la aplicación móvil creada para la ocasión.

Además, las apps para transferir dinero entre colegas son un estándar allí. Entre que ya están educados en pagar con el móvil y que les duele invitar a una birra más que un tatuaje en el ojo, Swish (una app parecida a Twyp aquí) es utilizada por la mitad de la población del país para hacer más de 9 millones de transferencias al mes: "Tengo tu número de móvil, te paso la pasta". Así de sencillo.

Y en España, ¿qué?

Estos días se ha comentado mucho por aquí dos noticias que pueden darnos una idea de lo que está por venir.

La primera es la presentación de Wallapay, la plataforma de pagos a través del móvil de Wallapop. El funcionamiento es sencillo: en lugar de llevarte el cofre del tesoro al lugar donde vayas a hacer la compra/venta, ahora puedes pagar a través de la app y ahorrarte el dolor de cabeza. Rápido, seguro y sin tener que darle tus datos personales o bancarios a un desconocido.

Publicidad

¿Puede ayudar esto a que los pagos a través del móvil se afiancen en España? Wallapop es uno de nuestros gigantes (20 millones de usuarios y subiendo), así que me atrevería a pronosticar que puede marcar un antes y un después.

La segunda noticia importante es el subidón que ha pegado Verse, que acaba de levantar 20 millones de dólares en una nueva ronda de financiación. Un servicio para transferir dinero entre amigos, creado por tres chavales en Barcelona. Como Swish en Suecia, permite enviar dinero simplemente teniendo el número de teléfono o contacto de Facebook de tu colega.

Pero todo esto… ¿nos conviene?

Las críticas a esta tendencia son parecidas a las que en su día recibieron las tarjetas de crédito contactless. A algunos les da miedo que su dinero pueda ser accesible en caso de perder el móvil. Aunque aquí hay una diferencia importante respecto a las tarjetas: en nuestro smartphone, todo está protegido detrás de una contraseña, patrón de desbloqueo, PIN, huella dactilar, escáner de retina, análisis de estructura facial y demás frivolités que los fabricantes de terminales van añadiendo. Para que alguien utilizara tu cuenta de Apple Pay necesitaría cortarte el dedo e implantárselo para reanudar el riego sanguíneo y que el sensor detectara tu huella dactilar. Creo que estaremos de acuerdo en que, si alguien se toma tanta molestia, se merece comprarse esa camiseta con tu dinero.

En el caso de servicios como Wallapop, tiene si cabe más sentido. Una plataforma de pago nos permite comprar y vender artículos de un precio más elevado de manera más tranquila y segura. También nos ahorra el trámite de sacar el dinero o tener que hacer transferencias y compartir nuestra cuenta del banco.

El futuro de los pagos a través del móvil

Necesitaríamos todo un artículo (o una serie) para explicar lo que está por llegar en este sentido. Un apunte importante a destacar es que la tecnología del blockchain (de la que habrás oído hablar gracias al Bitcoin) puede convertirse en un estándar de seguridad para el futuro.

Es un tema complicado (e interesante), porque la misma tecnología que puede cargarse el chiringuito que tienen montados los bancos, está siendo utilizada por entidades como el Banco Santander o Deutsche Bank para hacer sus pagos más seguros.

La tecnología del blockchain supone un gran problema y una gran oportunidad para las entidades financieras: un sistema no centralizado, totalmente cifrado y casi imposible de rastrear que existe y que ya no pueden ignorar. Mientras hay quien sugiere que la clase política ya invierte en bitcoins, otros intentan crear su moneda alternativa para no quedarse atrás en la carrera.

Teniendo en cuenta que me recomendaron comprar bitcoins a 400 euros y dije que no acababa de verlo claro (ahora está a 1600 y con tendencia al auge), toma mi predicción con pinzas, pero parece que la integración de alguna tecnología blockchain puede ser una evolución natural para este tipo de pagos. Lo que todavía está por ver es si se estandarizará el bitcoin (la moneda que es de todos y no es de nadie, con los beneficios y riesgos que ello comporta) o los bancos conseguirán imponer su criptomoneda para continuar teniendo la sartén por el mango.

Sigue a Sirag en Twitter en @siragnabih