Sangre ecuatoriana: Cumbias grandes de la mitad del mundo

Sangre ecuatoriana: Cumbias grandes de la mitad del mundo

Una exploración sonora alrededor de este país suramericano.
23.11.17

Sumérgete en el contenido sabroso de nuestra Semana de la Cumbia haciendo clic aquí.


Ecuador.

Su territorio puede ser pequeño, pero su riqueza musical semeja un tesoro. Entre las gemas que guarda se encuentra el legendario Julio Jaramillo, un guayaquileño que conquistó el continente entero entre las décadas del cincuenta y el setenta y que grabó cientos de canciones que la gente escucha hasta hoy. Por algo lo apodaron El Ruiseñor de América, y sus herederos ilegítimos aparecen hasta en programas cazatalentos como Yo Me Llamo.

Publicidad

Ecuador.

De ahí han salido expresiones cumbieras que en YouTube marcaron tendencia hace más de una década. Un salto a un pasado todavía cercano hace recordar a Delfín Quishpe y su grito de “¡No puede ser!” del tema ‘Torres Gemelas’. Quishpe es una celebridad de YouTube que solo invirtió 1.500 dólares para lanzarse a la fama con su video en 2006. Tampoco puede olvidarse a Los Conquistadores y sus tiernos videos de ‘Los Conejitos’ y ‘Corazón de Chancho’. Quishpe y Los Conquistadores: dos perspectivas de la música popular que aún no sabemos si es por deleite o por morbo que vemos una y otra vez.

Ecuador.

La nación forma parte de la repartición poscolonial cultural con la canción de eurodance de los años noventa de Sash! (le canta al país, y las imágenes son de Lanzarote, España). Y también ha tenido casos de triunfos en el extranjero como el del guayaquileño Gerardo y su ‘Rico, suave’, que ahora es un predicador cristiano. En los últimos años ha sido motivo de orgullo saber que Christina Aguilera tiene sangre ecuatoriana porque su padre nació en Quito.

Una vez más, Ecuador.

Tomemos distancia de estos fenómenos y escudriñemos bien adentro para encontrar a un país con expresiones musicales únicas: el sanjuanito, el yaraví, el capischca, la marimba esmeraldeña, entre otros. Y claro, con un aprecio muy especial por la cumbia. La cumbia en Ecuador goza de una buena salud. Lo hace en todo el país; con artistas y exponentes que se dejan llevar por el sentimiento humano y musical, por la festividad, la melancolía y la pasión.

Publicidad

Ecuador.

Puede estar entre Colombia y Perú, dos grandes de la cumbia. Pero tiene experiencia propia en la materia. Y también es parte de esta historia: no son los clics fáciles de lo exótico y obvio. Ecuador es cumbia legendaria y cumbia nueva que se puede encontrar a través de los siguientes artistas.

Papaya Dada

Con una trayectoria de una década, este combo grande trae la fuerza de diez personas y se ha dado a hacer una evolución de la cumbia y los ritmos tropicales de modo tal que suenan más allá de lo convencional. Uno de los clásicos contemporáneos.

Don Medardo y Sus Players

Cinco décadas de cumbia y música tropical garantizan la fiesta eterna que esta agrupación tiene Ecuador. Una leyenda viva que se renueva frecuentemente con más músicos.

Papá Chango

Es una agrupación festiva moderna con espacio para la cumbia, el ska y lo tropical. Tras una década de vida musical han hecho presentaciones a lo largo del país y fuera de sus fronteras.

La Vagancia

Una agrupación que ha expandido su sonido recientemente y que hace de la cumbia su motivo principal de expresión. Cuenta con seis años de experiencia reflejados en cinco millones de reproducciones en su canal de YouTube. Sus letras suelen ser controversiales por usar palabras ofensivas para unos. Para otros, sin embargo, son parte de su esencia.

Los Corrientes

Originarios de la calientísima Guayaquil, cuentan con dos discos en que la cumbia es protagonista y el acordeón es el valor agregado que marca la diferencia. Una agrupación que muestra otra cara de la moneda cumbiera en esta nación.

Nicolá Cruz

Su nombre es sinónimo de electrónica nativa. Nacido en Limoges, Francia, pero con residencia en Quito, su música tiene espacio para la cumbia. No es precisamente su campo sonoro de acción, siente aprecio. Por ello forma parte de su legendario disco

Publicidad

Prender el alma, publicado por ZZK Records

.

Sairy Lligalo y Luna Chango

Esta pareja de esposos usa la cumbia y los ritmos andinos para mostrar la realidad de las comunidades indígenas de la provincia de Tungurahua. Lo hace no solo en español, sino también en lengua indígena y kichwa.

Swing Original Monks

En la misma onda sonora de gente como Monsieur Periné (Colombia) y Paté de Fua (México), esta agrupación tiene en la mezcla de diferentes estilos su mejor carta de presentación. Una que además les ha permitido tocar en América y Europa, además de mostrar su música escenarios y festivales. Y claro, con una pincelada cumbiera que suena así.

Guanchaka

Es una bebida alcohólica que preparan campesinos ecuatorianos. Beberla produce un estado entre la embriaguez y la alucinación. Juan Pablo Cobo usa el nombre para crear una experiencia de cumbia digital con sabor ecuatoriano, un verdaero viaje por la mente.

Chaucha Kings

La agrupación, conformada por músicos de agrupaciones legendarias de Ecuador como Kruks en Karnak, Cacería de Lagartos y Tomback, se dedica a explorar la cumbia con un ánimo rocanrolero. ¿O es al revés?

Widinson

Con más de veinticinco años en el mercado musical, este es un viejo lobo musical. Su audiencia se encuentra en países como México y Perú. Sus videos incluyen tomas con drones, desde autos deportivos y con mujeres listas para ser deseadas. La cumbia: su instrumento.

Playeros Kichwas

La legendaria agrupación de la Amazonía ecuatoriana canta en lengua nativa. Cuenta con tres décadas de experiencia y gran apego local. Tecnocumbia amazónica.

Ataw Wallpa

Es el proyecto de Atawallpa Díaz, un quiteño que en 2007 se estudiaba en Buenos Aires y se empapó de la musicalidad de entonces. Luego estuvo en Sao Paolo y recorrió un camino ligado a los ritmos rotos del

Publicidad

dubstep

. Su inquietud viene de tiempo atrás y refleja un desarrollo artístico con influencias diversas, donde está presente el acordeón: instrumento de tradición, esquivo en lo contemporáneo. Esta es una versión del clásico del legendario Andrés Landero ‘La pava congona’.

Lascivia Bohemia

El productor quiteño comenzó su carrera en 2013. Mitad académico y mitad autodidacta, ha asumido la cumbia digital con exploraciones en el

dancehall

y el

afrobeat

. Nueva sangre ecuatoriana entre lo ancestral y lo actual.

Sharon la Hechicera (R.I.P.)

Una mujer que marcó un antes y un después y que desde finales de los años noventa comenzó a cantar y a armar carrera con la tecnocumbia. Falleció en un accidente de tránsito en enero de 2015. Fue una empresaria que inspiró a muchos y dejó música como esta.

La experiencia cumbiera ecuatoriana es la de un país que tiene para dar en lo popular y masivo, pero también en lo experimental, electrónico y alternativo. La cumbia es así: se deja tomar y domar, y no pide más que ser escuchada.
Ecuador lo sabe.

***

Agradecimientos: Carla Vera, Gunter Lisken y Fernando Tituaña

Sigue a Noisey en Facebook y entérate de todo sobre nuestra Semana de la cumbia aquí abajo.