FYI.

This story is over 5 years old.

La Liga

El Madrid camina 'Cholo'

El Atlético de Madrid le arrebata, al Madrid, la esperanza de una remontada histórica y sella el fracaso merengue.
27.2.16
FOTO: AFP

Sí, ya es hora de esconder del mundo el dolor bajo la piel. La liga se ha ido; pero eso, el madridismo ya lo sabía. El Madrid ha confirmado lo que ya todos sabíamos: que no ganarán la Liga este año. Otra vez. Y para que el dolor sea más duro, tenía que ser así, perdiendo el derbi de la ciudad, en casa, ante el vecino odiado de toda la vida: el Atlético de Madrid del Cholo Simeone.

Hablar de Diego Pablo Simeone es enfadar al madridismo. Desde la llegada del argentino todo se ha complicado para los merengues. Hoy el Atlético de Madrid ha sepultado las esperanzas blancas de una posible remontada histórica.

Publicidad

Se acabó la alegría de la era Zidane. Hasta ahora el Real Madrid se la había pasado de fiesta en el Santiago Bernabéu; sin resistencia alguna, los de Zizou se cansaron de marcar goles contra rivales sin alma, sin corazón, que llegaban a La Castellana con el miedo tatuado en la frente y esperanzados a llevarse menos de cinco goles de parte del Madrid.

Foto: AFP

Llegó Simeone, con ese aire ganador que lo acompaña desde que volvió al Atleti, pero ahora como entrenador, y se paró en el Bernabéu como quien llega a casa después del trabajo. Los rojiblancos se llevaron el triunfo con base en la fuerte presión que le hicieron al Madrid, corriendo los 90 minutos y sí, como se dice en el barrio, con huevos.

Lejos han quedado aquellos años en que el derbi de Madrid eran tres puntos seguros para los de blanco, además de marcar a placer. La afición lo sabe, y por ello no muestra más aquella pancarta que rezaba: "Se busca rival digno, para derby decente. Razón aquí". Esos días de gloria para el Madrid se acabaron cuando el Cholo llegó al banquillo rojiblanco.

Fue Griezmann quien marcó el tanto del triunfo en un juego cerrado que estaba para un gol, como en el barrio: "el que meta su gol gana". Y así fue. El Atlético de Madrid sigue sumando y es el único equipo que puede destronar al Barça, aunque luce difícil. Los de Simeone siguen soñando con la Liga, mientras el Madrid se ha quedado sin Copa y sin Liga, apenas en el mes de febrero.

Foto: AFP

Cristiano quiso pero no pudo, Oblak le puso los puños firmes al balazo de CR7 y poco más del portugués en el juego. James tiene la cabeza en otro lado; ya no está Benítez y el colombiano ha perdido los pretextos para justificar su baja de juego. El madridismo le hizo saber su molestia metiéndose con él en el encuentro, la afición se cansó de los yerros del mediapunta que no salió en su día y poco pudo aportar al equipo.

La luna de miel con Zidane se acabó. Zizou no es Guardiola y el madridismo lo sabe. El Bernabéu había sido una fortaleza con el francés, pero el equipo nunca fue exigido. La prueba venía con el Atlético de Madrid, y los muchachos de Florentino no aprobaron. Viene la Roma en la semana, prueba que parece superada, y el Madrid no tiene margen de error: sin copa y sin liga, no queda más que ganar sí o sí la Champions League, para aminorar el nuevo fracaso de la gestión.

Ahí me voy otra vez, ahí te dejo Madrid. Tus rutinas de piel y tus ganas de huir. Se fue la Liga y ahí te dejo Madrid.