FYI.

This story is over 5 years old.

Vice Blog

Correo Vice

INDIGNACIÓN Querida Vice, Os lo creáis o no, leo vuestra revista por los artículos y no por las fotos de adolescentes en topless que insistís en publicar número sí número
1.12.10

INDIGNACIÓN

Querida

Vice

,

Os lo creáis o no, leo vuestra revista por los artículos y no por las fotos de adolescentes en topless que insistís en publicar número sí número también. Me gustaron mucho, por ejemplo, los artículos sobre la secta de pervertidos en Japón, los racistas borrachos ingleses y el batallón de élite sudafricano. Me alegró saber que también hay gente horrible y jodida fuera de Valencia. Entonces giré página y ¿qué me encontré? ¡SEIS PÁGINAS DE ANIMALES VESTIDOS COMO PERSONAS! ¿Qué pasa? ¿Que se os cayó a última hora un artículo que teníais planeado así que pensasteis “a la mierda, pongámosle una camisa a un canguro y saquémosle una foto”? En serio, ¿animales vestidos como personas? ¿Qué gilipollez es ésta? Apuesto a que el sector esnifador de cola de vuestros lectores (que, sin duda, debe ser bastante numeroso) disfrutó de la foto de la cabra trajeada, pero el resto de nosotros no la encontramos NADA interesante. Más cultos raros y menos animalitos monos, por favor.

Publicidad

ALEXIS

Via email

A ver si lo he entendido bien. ¿Estás enfadado con nosotros porque hemos vestido a unos animales, y ni siquiera lo estás al estilo PETA? Así te encule un elefante con sombrero de copa, hombre.

INICIATIVA

Hola

Vice

,

Una petición en firme. ¿Sería posible hacer una retrospectiva analítica de Anton Newcombe y desentrañar cómo se puede llegar a ser más gilipollas que Liam Gallagher pero con una milésima parte de sus ganancias?

JACOBO MACÍAS

Via email

¿Y para qué? No sé, quizá cuando hagamos un especial Complejo de Mesías. O, mejor aún, un especial Grupos Que Ya No Le Importan Ni A Su Puñetera Madre. Con retrospectivas analíticas de Clint Boon, Tim Booth y Evan Dando, por ejemplo.

IRA

Hola

Vice

,

La revista me gusta, de verdad lo digo. Servís una espinosa y a priori indigesta mezcla de investigación freak, reporterismo político, casquería, sexo, mala uva y actitud vivalavirgen con inteligencia y pasmosa coherencia. Dicho esto, espero que entendáis que el toque que os tengo que pegar es por vuestro bien, y por el mío como lector. Y si no lo entendéis, pues peor para vosotros. Ahí va: ¿se puede saber en qué hostias estabais pensando cuando decidisteis publicar artículos de Lisa Carver? Me refiero, por ejemplo, al artículo titulado “Pelea como un hombre”. Va la tía y pregunta a sus amigos del Facebook que qué les preguntarían a unos luchadores de artes marciales mixtas. Supongo que ella sola no se veía capaz de formular dos preguntas interesantes. Penoso. Luego nos brinda reflexiones de gran calado como aquello de “Supongo que los hombres tienen que golpearse unos a otros antes de poderse permitir ser cariñosos”. Puagh. Todo el artículo tiene un aire a listilla y feminista de pacotilla que juega a pasarse de lista con unos luchadores, como si tratara con simios. Además, curioseando por vuestra web me topé con otro artículo suyo, uno de, ejem, “observaciones antropológicas en un salón del automóvil”. Uff, de nuevo se me revolvió el estómago ante un ramalazo de psicología barata, decía algo así como que los tíos abrían y se metían en maleteros de coche como si se encontraran ante la Gran Vagina. Bravo, Lisa. ¿Con qué nos iluminarás la próxima vez? ¿Nos revelarás que, muy en el fondo, todos somos bisexuales? Eso sería rompedor, ¿eh? ¿Analizarás los mecanismos psicológicos que hacen que los tíos se exciten más viendo el fútbol que leyendo un libro de poesía? 22 tíos intentando “meterla en el agujero”, eso da para un superartículo mordaz, tía. ¿O harás un estudio comparativo del tamaño de la moto de tus amigos¡del puto Facebook! y el de su pene? Ya sabes, por lo que tiene de simbolismo fálico. Sería todo muy divertido y chocante… [pausa para vomitar] En serio,

Publicidad

Vice

, quien coño sea de vosotros que pueda hacer algo al respecto, pasad de esta soplapollas. No sé qué pinta en la revista. No hay por donde cogerla, joder. ¡¡La odio, la odio!! He llegado a pensar que os han metido tanta caña con lo de que si sois machistas, amorales y todo eso que habéis intentado equilibrar la balanza fichando a la primera socióloga feminista, rancia y vomitatópicos que os habéis encontrado por la calle. Si la intención era limpiar vuestra imagen, os ha salido el tiro por la culata.

MANEL SANCHÍS

Via email

Te pierden las formas, Manel, pero tu espumarajo de ira ha resultado una lectura muy entretenida. Hasta he reenviado tu halago inicial al departamento de marketing para que lo incluyan en nuestro press kit. Aquí se aprovecha todo. Por cierto, una amiga del Facebook de Lisa dice que “tu acceso de agresividad denota falta de confianza en ti mismo y tu masculinidad”. Cuida esa úlcera.

AMOR

Hola Molly Young,

[En referencia al artículo “

Arregla este desastre

” del número V4N4] Este es sencillamente el mejor artículo que se ha publicado sobre el tema. Lo has hecho real, tangible y personal. Tienes verdadero talento y espero ver pronto tu trabajo en más publicaciones. No bromeo. Eres muy buena en lo tuyo.

Las fotos para este artículo son soberbias y la selección que has hecho denota cierto tacto en medio de una genuina tragedia humana. Me gusta especialmente la foto de Ron y Melissa sonriendo y con las marcas de la máscara en la cara de ella. Me han encantado también las sugerentes observaciones que vas introduciendo en el artículo –la mano temblorosa de Melissa, la indestructible barriga cervecera de Ron… Bien hecho, Molly.

Publicidad

Espero que

Vice

sirva de escaparate para tu indiscutible talento y de catapulta para una larga y fructífera carrera.

STEVEN LaVALLE

Via viceland.com

Caray, parece que alguien se ha enamorado.

CAGUERA

Querida

Vice

,

Me gusta vuestra revista y bla bla bla, pero tengo un problema: cago… cago demasiado. Así que me estaba preguntando ¿qué podría hacer para no cagar? Es que algunos profesores de mi instituto no me dejan ir a jiñar siempre que lo necesito. En especial hay uno que después de que alguien haya ido al lavabo siempre grita “¡YA NO PUEDE IR NADIE MÁS AL SERVICIO! ¡ESTO ES UN CACHONDEO!”. Una vez incluso me cagué (un poco) en los pantalones. No fue culpa mía, está claro.

Pues eso, supongo que ahora me contestaréis con algún truco extraño sobre lociones o auriculares o gafas o bragas, pero lo único que quiero es un poco de ayuda.

PS: No tengo las tetas pequeñas.

Un beso,

GENOVEVA

Via email

Las probabilidades de que este mensaje sea real deben rondar el 0,1% pero, por si acaso, te diré que si sólo comes plátanos, yogur, pomelo y arroz moreno, nunca más te tirarás pedos. Ya sé que tú nos has preguntado acerca de cómo no cagar, pero en eso no te podemos ayudar. No cagar es imposible. Y nada deseable.

Escribid a toni@vice.es (poned Correo Vice en el asunto) o bien a
VICE, C/ Joan d’Àustria, 95-97. 5º 1ª. 08018. Barcelona.
Vuestro correo puede ser acortado por razones de espacio.