Rio 2016

¿Peligra la participación de Estados Unidos por virus Zika?

¿Cómo serían unos Juegos Olímpicos sin la participación del país más ganador en la historia de éstos?

1.5.16
Foto: Murad Sezer / Reuters

Por: Patricio Betancourt | @patobb96

Pregunta inverosímil que surge a partir que el Comité Olímpico de Estados Unidos informó a las federaciones deportivas de su país que los atletas y el personal han planteado muy seriamente la posibilidad de no acudir a los Juegos Olímpicos de Río 2016 a causa del Zika, enfermedad causada por un virus transmitido por mosquitos del género Aedes.

Con Brasil como sede de los Juegos y el epicentro de la nueva epidemia, los funcionarios encargados del deporte en Estados Unidos se han tomado muy en serio la amenaza del Zika y admiten que algunos atletas podrían enfrentarse a una difícil decisión sobre su participación en el evento. Un sueño trunco por algo más que estadísticas.

Publicidad

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos aconsejaron a las mujeres embarazadas o aquellas que están considerando embarazarse evitar viajar a Río. La futbolista Alex Morgan refuerza: "El virus del Zika es algo que da mucho miedo, es muy desconocido para muchas personas y especialmente para mujeres embarazadas o que quieran quedarse embarazadas en los años posteriores a los juegos. Y eso es algo que da miedo".

A las declaraciones de las autoridades estadounidenses se sumó Kipchoge Keino, director del Comité Olímpico de Kenia: "si el virus Zika es grave, no asistiremos a los Juegos. No vamos a exponer a nuestros jóvenes. La salud de nuestra gente es más importante que el evento".

El problema del Zika va en descenso, por lo que no parece que pueda haber un problema grave en Río. Foto: AFP

Contrario a las declaraciones de los funcionarios estadounidenses y kenianos, la subdirectora general de la Organización Mundial de la Salud, Marie-Paule Kieny, declaró: "la epidemia está claramente en un proceso descendente en Brasil". Cabe recordar que los Juegos se disputarán durante el invierno brasileño, época en la cual las enfermedades de transmisión por la picadura de mosquitos disminuyen considerablemente.

Por otro lado, el Comité Olímpico de Corea del Sur propuso una alternativa para proteger la salud de sus atletas y participar en los Juegos al utilizar camisetas de manga larga y pantalones impregnados con productos químicos que serían utilizados en todo momento menos en las competiciones, donde por reglamento hay indumentaria específica.

Si el virus Zika es grave, no asistiremos a los Juegos. No vamos a exponer a nuestros jóvenes. La salud de nuestra gente es más importante que el evento

Sumado al estado actual del Zika y la posibilidad de no contar con la participación de todos los atletas, Brasil vive un clima de inestabilidad política, corrupción e incertidumbre que ponen en duda su capacidad para albergar el mayor espectáculo deportivo, evento al cual el mundo no parece estar tan ilusionado en asistir debido a que el ritmo de venta de entradas ha sido muy inferior al de Londres o Beijing; no se ha llegado ni a la mitad de los 8.5 millones de boletos disponibles a la venta.

Es indudable que en un plano hipotético en el que Estados Unidos no asistiera con todos sus atletas a Río, los juegos perderían nivel deportivo, protagonismo mediático y algunos récords mundiales. Sin embargo, viéndolo desde las noticias más recientes y dejando de lado el dramatismo estadounidense, es un hecho que el virus está en declive y tanto los organizadores como los países asistentes tomarán medidas específicas para proteger la salud de sus atletas y visitantes, por lo que no hay una razón que impida la participación de cualquier delegación en los Juegos Olímpicos de Río 2016.