solo hacen su trabajo

Adictos al Comunio (I): la pesadilla de los tipos que puntúan a tus jugadores

Los redactores de diario AS trabajaban tan tranquilos... hasta que miles de aficionados locos a los simuladores de fútbol online se les echaron al cuello por las puntuaciones de los partidos.
19 Agosto 2016, 6:15am
Imagen vía comuniazo.com

Sigue a VICE Sports en Facebook para descubrir qué hay más allá del juego:

Ya está aquí la nueva temporada de La Liga. El furor nacional de comentar los fichajes, las alineaciones, el futuro de tu equipo del alma... y el que te has hecho en Comunio.

La plataforma del simulador de fútbol online por excelencia tiene enganchados a más de un millón de usuarios en España y también a los futbolistas y nos hemos propuesto analizar de dónde viene tanta locura. En la primera entrega de la serie Adictos al Comunio hablamos con los profesionales que puntúan a los jugadores. Quizá ahora los odies menos, o no.

Más fútbol: Así vive un adicto al mercado de fichajes

El vicio y las redes sociales han cambiado la vida a los tipos que puntúan a tus jugadores, y no para bien precisamente. Las puntuaciones van a a cargo de los redactores del Diario AS que cubren a cada uno de los equipos de primera división. Por cuatro picas, 14 puntos; por tres picas, diez puntos; por dos, seis puntos; por una, dos puntos; por ninguna, menos dos puntos.

A pesar de su aspecto rudimentario, el éxito de Comunio ha sido tan grande que ha despertado una lucha por el nicho de mercado de los simuladores online. Imagen vía comunio.es

Cuando alguien no recibe la puntuación que esperaba, haya visto o no el partido, los palos empiezan a caer en Twitter. "Recibo bastante feedback y es bastante malo, no me gusta hablar demasiado de esto porque parece que les das demasiada importancia", explica Santi Giménez, que cubre los partidos del FC Barcelona.

Hasta que apareció Comunio él trabajaba tan tranquilo, como el resto de sus compañeros, pero en Internet hay mucho listillo suelto que pretende moldear las puntuaciones a su gusto. "Hay una dinámica habitual: antes de los partidos hay gente que te pregunta más sobre ciertos jugadores; durante los partidos la gente que tiene a jugadores participando intenta condicionarte", apunta Iván Molero, cronista del RCD Espanyol.

"Te dicen, 'que bien lo está haciendo este jugador', o todo lo contrario, 'partido nefasto de tal'... y te das cuenta porque no coincide con la realidad", añade. No todos los comentarios que reciben son malos y hay periodistas que interactúan con algunos aficionados.

El problema es que hay los que se creen que el mundo gira alrededor de su equipo y su liga de Comunio. "Me han amenazado, una vez me dijeron que llegaría a casa y que mis hijos estarían muertos", asegura Giménez. "La verdad es que son una panda de maleducados y poco más, pero refleja bastante el nivel general que hay. Aquí se juntan juego e Internet, lo peor de cada casa".

En los foros de aficionados se pueden encontrar auténticas perlas... Imagen vía comunio.es

"A los que se pasan un poco solo puedo decirles que se lo tomen con más calma, que tampoco nos va la vida en ello y que sobre todo no hay que faltar el respeto", explica Molero. Aunque Comunio no es un juego de pago —a no ser que se contrate una versión pro o plus que cuesta menos de 20 euros al año—, hay mucha gente que mete dinero de por medio.

"Muchos se juegan bastante dinero con eso, así que les debe doler que no puntúes como ellos creen. Tengo amigos que lo hacen y a lo mejor ponen 50 o 100 euros y, si son 20 o 30 en la liga, se llevan 3 000 pavos, claro", apunta José Antonio Espina, que cubre la información del Real Betis Balompié.

El periodista, con mucha guasa, ha añadido en su descripción de Twitter que puntúa en Comunio. Los jugadores más experimentados, que analizan hasta las tendencias de puntuación de cada uno de los redactores y ponen nota a su fiabilidad, le tildan de rácano. "Para mi es un orgullo, por que eso significa que a los futbolistas le cuesta trabajo que les dé los puntos. Creo que he sido justo y no regalo puntos a nadie".

¿Juegan los redactores de AS a los simuladores online? "Cuando conozco a alguien y me dice que juega al Comunio lo coloco en el saco de indeseables", dice Giménez. No, ninguno de los cronistas consultados —y según dicen ninguno de sus compañeros— juega al Comunio o a cualquier cosa que se le parezca.

Por poner un as a Bale y no dos, he leído insultos, amenazas de un tipo que hace kickboxing y se ha pedido al director mi despido #comunio
— juanma trueba (@juanmatrueba) September 24, 2014

"Yo no juego e intentaría ser lo más íntegro posible, pero quizás me podría condicionar el trabajo. Intento evitar eso a toda costa, si tuviera un jugador del Sevilla este sábado igual se me iría la mano, así que evito cualquier tentación", explica Molero. Los que sí juegan, y mucho, son los futbolistas.

"Algún jugador me ha hecho broma. No solo por el Comunio, en general los futbolistas no se leen la crónica pero si que miran las puntuaciones y si les pones una mala no les gusta demasiado", comenta el cronista del Espanyol. "Casi todos los jugadores están en el juego. Bruno González me comentó en plan broma que se había quitado a sí mismo de su Comunio porque no le daba muchos puntos", aporta Espina.

Las puntuaciones de los jugadores del Betis y Las Palmas tras su encuentro en la 34ª jornada de La Liga 2015/16. Imagen vía comuniazo.com

Xabi Alonso, Cesc Fábregas, Gerard Piqué y José Antonio Reyes han sido algunos de los futbolistas que han reconocido su afición por el juego. El último en hablar del tema, aunque de nuevo en tono ligero, ha sido el mediapunta del Deportivo de la Coruña Carles Gil. "Me he fichado en el equipo del Comunio, ya digo que confío en mí", explicó en una entrevista reciente.

Las puntuaciones en el fútbol no son como las de otros deportes, ya que hay muchos elementos no cuantificables. "El fútbol no es tan exacto como las matemáticas y siempre hay interpretaciones distintas para un mismo partido, pero creemos que nuestro sistema es muy objetivo", defendía el responsable de Comunio en España, Vivian Cardoso, a la revista Computer Hoy.

Además de la puntuación de los periodistas, el juego suma puntos a los futbolistas por marcar un gol y les quita varios por recibir amonestaciones. De no completar una alineación antes del fin de semana, el juego sacará al usuario cuatro puntos por posición vacía. Otras plataformas similares, como Comuniame o Futmondo, dan la opción de elegir otros sistemas de puntuación que combinen o incluso eliminen la valoración de los cronistas.

A pesar de todo, los redactores del diario AS siguen teniendo un gran impacto en el resultado de cada usuario, y de aquí que surjan frustraciones por parte de los más enganchados. Al final, ellos solo intentan hacer su trabajo entre críticas y acusaciones de fanatismo. "No puedes estar pendiente de 22 futbolistas todo el tiempo, eso es imposible. Se trata de ser lo más imparcial y lo más justo posible", afirma Espina, mientras reconoce que no hay ningún criterio fijo entre los distintos redactores.

El día que los creadores de este manager online decidieron utilizar las picas del diario AS un nuevo follón llegó a la vida de sus redactores. Desde hoy, cualquier pica de más o de menos desatará una tormenta.

Sigue al autor en Twitter: @GuilleAlvarez41

Publicidad