Jardín Láser está estrenando 'Arrullo de corto aliento', su nuevo EP

Canciones sencillas, muy íntimas y medio infantilezcas, todo dentro de una producción súper lo-fi.
12.5.16

Foto: Nancy Siderola.

Amazonas marcianas, niños fantasmas, hombres solitarios, mundos en technicolor y mucho folk ruidista, configuraron esa presentación con la que Jardín Láser entró por nuestras orejas en 2014, y despegó nuestros pies del asfalto para hacernos viajar por lugares ensoñadores que, como en cualquier cuento de ficción, tienen atmosferas oscuras y nostálgicas. Luego, con una sensación de regresar a los origenes de su música, Gabriela Supelano, literata y mente maestra de este alucinante propuesta, empezó a cocinar un EP un poco más calmado, más nostálgico e introspectivo que Esmeralda era un Caballo. “Llevaba mucho tiempo sin componer porque comencé a estudiar música y estaba trabajando. Pero en el periodo de noviembre a febrero hice tres canciones y otras más. En ese momento, saqué una canción por Soundcloud, en la que hice todo el proceso sola, y aparentemente gustó. Entonces me animé a grabar las canciones y me puse la meta de sacar el EP en mayo”, dice Gabriela. Arrullo de corto aliento, su nuevo EP, “fue una cuestión de volver a los referentes iniciales de mi música. El neo folk gringo: Kimya Dawson, Feist, Herman Dune… Canciones sencillas, muy íntimas y medio infantilezcas” nos contó. El resultado, son cuatro temas y un remix que le cantan al amor, la nostalgia y los recuerdos más profundos, en un tono de ronda infantil para niños grandes. Por ejemplo, canciones como “La Mancha”, que está dedicada a la finca de los abuelitos de Gabriela y que ahora es un cabildo indígena, logra tocarte hasta hacerte pensar en los momentos más dulces de tu infancia. O “Corto aliento”, una canción abstracta, compuesta con una melodía tierna y solo sampleos de Mr. Ed, un show gringo de un caballo que hablaba (que es un guiño a una canción del disco anterior), la abejita maya y finalmente un audio de su mamá mostrándole la finca La Mancha. Seguro te moverá las fibras del corazón sin realmente comprender qué es lo que está pasando en esa canción, a la que ella define “como una pieza de arte sonoro, que se mete dentro de su cabeza sin ningún orden específico”.

Ilustración Paca “El EP sigue con la idea del primer disco, pero aún más desnudo, LoFi, corto, crudo y muy DIY”. Tanto que Supelano se echó al hombro la composición, el arreglo, la producción y masterización. “Tomé la decisión de hacer todo porque quería tener más responsabilidad sobre mi música”. Entonces se metió en un mini estudio en un apartamento de un amigo suyo, y desde ahí hizo todo. “Comencé grabando las guitarras, charangos y voces. Luego empecé a agregar los ruidajos, los teclados, y finalmente, ahí mismo, mezclé todo”. Confiesa que fue un proceso duro y que al final estaba saturada de escuchar lo mismo todo el tiempo, pero le quedo la satisfacción del deber cumplido.

Hoy, 12 de mayo, Jardín Láser nos da un adelanto de Arrullo de corto aliento, que saldrá por el sello Incorrecto. El estreno será el próximo 14 de mayo en Rat Trap, donde Supelano lo presentará en vivo junto a un amigo percusionista.

***

Jardín Láser estará estrenando su EP en Rat Trap el próximo 14 de mayo. Sigue a Jardín Láser por acá y no te lo pierdas este sábado.