FYI.

This story is over 5 years old.

Garra & Estilo: El día que descubrimos que tan salvaje es La Tigresa del Oriente

"Doña Tigresa, tú tienes un cabello muy salvaje".
10.12.15

A menos que hayas estado metido debajo de una piedra los últimos ocho años, es imposible que no sepas quién es La Tigresa del Oriente, la popular cantante de glam-cumbia peruana que, por su carácter caricaturesco y absoluta vocación al show, se ha convertido en una de las performers más llamativas dentro de la cultura popular sudamericana en los últimos tiempos, sino la más. Aunque su carrera despegó como un fenómeno viral de internet, ya cuenta con dos álbumes de estudio, un DVD con uno de sus conciertos en vivo y una cantidad enorme de videos que le han dado la vuelta al mundo, haciendo de su nombre una marca ineludible. Hablamos con esta diva amazónica para que nos contara acerca de sus garras, sus secretos para mantenerse salvaje y el misticismo detrás de su personaje.

Publicidad

¿Cómo nos referimos a ti, como Doña Tigresa?

Como quiera mi amor, puede decirme Tigresa o señora. Te autorizo a llamarme como quieras.

¿Cómo te gusta que te llamen?

Bueno, yo me llamo Judith Bustos, pero toda la gente me llama Tigresa.

¿Hace cuanto te dicen Tigresa?

Hace más o menos 9 años.

¿Y de dónde nació ese personaje?

Yo me puse el nombre Tigresa porque nací en la selva. Cuando creé el personaje, dije «Me voy a llamar Tigresa del Oriente», porque vengo del oriente peruano, ¿no? De la selva. Luego dije «¿Qué le falta a este personaje?», y pues entonces vino lo de la ropa atigrada. Luego de que compré la ropa en tela atigrada y de tener el vestuario, dije «¿Qué más me falta?», entonces pensé que si iba a ser la Tigresa, tenía que tener botas atigradas y guantes atigrados. Pero al guante le faltaba algo… ¡las garras! ¿Y cuantos trajes atigrados tienes, Doña Tigresa?

Tengo un montón, tengo muchas botas, muchos trajes. Como yo viajo bastante, de todos los países a los que voy me traigo algo. Por ejemplo, de Egipto me traje unos trajes así con brillos muy bonitos, pero me traje también una manta hermosa así de tela atigrada de Israel. De Jordania he traido también tela para coserla en mi país… y así. Y cuéntanos, ¿alguna vez te ha tocado utilizar las garras?

(Risas) Cuando hago shows mando garritas a todo mi público. ¡Besos y garras para todos! ¿Y te ha tocado usarlas como método de defensa personal, Doña Tigresa?

Publicidad

Sí, una vez. Un personaje de la televisión me estaba diciendo cosas negativas y bueno, yo demostré que sí tengo garras. Yo soy una persona muy querendona, tengo mucha paciencia, muy pocas veces me enojo, pero cuando me alguien me ofende, yo sí saco la garra.

¡Nosotros tus fans estamos dispuestos a sacar las garras a tu lado porque nadie se puede meter con la Tigresa del Oriente!

Ay, gracias mi amor, te agradezco ese cariño, de verdad.

Doña Tigresa, ¿cuál es el secreto para mantenerte tan joven y sensual?

(Risas) Yo creo que el buen humor. No hay que ser una persona amargada, hay que vivir la vida, gozarla con lo que Dios te da. Yo disfruto mucho con el público, la gente me quiere, la verdad estoy agradecida con la vida, con Dios y con todos mis seguidores. A los que no me quieren, también respeto su opinión. ¿Cómo es ese mundo que expones a través de tu música?

En la ciudad de Iquitos, de donde yo soy, hay gente muy alegre, gente muy querendona, te dan su amistad sin ningunas condiciones. Hay afecto verdadero, mucho, mucho cariño. El clima es muy tropical, hace mucho calor y bueno… las chicas y los chicos usan poca ropa por eso.

Ah… ¡con razón! ¿Y tú eres una mujer muy querendona, Doña Tigresa?

Yo sí. Yo quiero mucho a la gente que me da afecto y a los que no, los respeto. La libertad de expresión debe estar en todos los países del mundo y, bueno, el que no quiera escuchar mi música, lo respeto, el que no quiera ver un video mío, lo respeto. Yo sigo trabajando, sigo viajando, sigo produciendo, yo no vivo pendiente de mi edad, yo solamente trabajo, le doy gracias a Dios por mi salud y sobre todo por el trabajo, tengo fechas llenas hasta el otro año.

Doña Tigresa, ¿y el tigre es una especie de animal espiritual para tí?

Yo amo a los felinos, tengo este don en mi mente y en mi corazón porque he nacido en plena selva amazónica, donde no se ven esas fieras que aparecen en Animal Planet pero tenemos al tigrillo, a la pantera. Cuando yo quiero hacer algo, no lo pienso dos veces, yo digo «Cuando quiero hacer algo, lo hago así con garras».

Publicidad

¡Así como un felino!

Sí. Yo siempre miro hacia adelante, nunca para atrás, tal como hacen los felinos. Los felinos nunca retroceden, solo cuando quieren cazar. La Tigresa del Oriente del Perú nunca se echa para atrás cuando quiere hacer algo, va para adelante, con mucha fé, sin darle cuidado a lo que dicen algunas personas envidiosas.

Doña Tigresa, tú tienes un cabello muy salvaje.

(Risas) Gracias por lo de salvaje. ¿Cómo hacer para tener una cabellera así salvaje como la tuya?

Yo soy estilista entonces por supuesto que puedo darte muchos tips para el cabello, como ponerse sus buenas cremas, ponerse sus buenos tónicos capilares, sus siliconas… hay tantas formas de estar regia con el cabello… y esto lo recomiendo a todas las jóvenes, señoras… ¡y también caballeros!

¿Tienes algún referente que te inspire a nivel capilar?

Hay animales que tienen sus cerdas muy brillosas, muy bonitas, y en mi caso, mi cabello siempre está igual que el de algunos felinos. Doña Tigresa, ¿puedes enviarles un saludo a tus fans colombianos?

Les mando un saludo a todos mis hermanos colombianos, de su amiga la Tigresa del Oriente, con mucho cariño, y un rugido muy especial y una garrita para todos ustedes. ¡Grrr!