FYI.

This story is over 5 years old.

GODFLESH: BRUTALIDAD MINIMAL/MAXIMAL

20.10.10

El festival Supersonic (22, 23 y 24/10, Birmingham) es tan rematadamente bueno que no hay ninguna necesidad de extenderse en halagos. Basta un vistazo rápido al cartel: Swans, Zeni Geva, Eagle Twin, Ruins, Melt Banana, Gnaw, Bong… jo-der. Nosotros le hemos pegado un toque a Justin K. Broadrick para hablar del inesperado retorno de su seminal grupo industrial Godflesh.

Vice: Hola Justin, ¿qué hizo que aceptaras resucitar Godflesh después de todos estos años?
Justin K. Broadrick: Hellfest fue el catalizador de este retorno; durante años intentaron por todos modos que Godflesh tocara en el festival. Me llevó mucho tiempo siquiera considerarlo seriamente y decidirme a llamar a Ben Green para preguntarle si él querría hacerlo. Su respuesta fue tan entusiasta, que la idea cada vez me sonaba mejor y lo empecé a considerar. He dejado atrás todas las comidas de coco al respecto.

Publicidad

¿Qué hizo que eligieras concretamente el Hellfest y el Supersonic como escenarios del retorno de Godflesh?
Son dos festivales realmente buenos. Godflesh nunca ha sido mucho de tocar en festivales, así que incluso nos parece un reto interesante, a ver qué tal resulta. Mi único temor es el tema del volumen, últimamente está tan controlado y limitado que es bastante difícil que Godflesh cause todo el impacto que deseamos.

¿No tuvo nada que ver el hecho de que Supersonic se celebre en Birmingham, la ciudad que vio nacer al grupo?
Sí, de algún modo, sí. Los organizadores del festival son muy fans de Godflesh, y además resulta que Godflesh solo tocamos en Birmingham en nuestros inicios. ¡Creo que no tocamos ahí desde 1991!

¿Hay alguien más en la formación de directo, aparte de ti y GC Green?
No, nadie. La formación se ajusta exactamente a la idea inicial del grupo que mantuvimos durante la mayor parte de nuestra trayectoria. GC Green al bajo, yo y varias máquinas.

¿Qué has sentido al tocar los temas de Godflesh tras casi una década en barbecho?
Ha sido un poco raro, la verdad. Básicamente estamos tocando para un público que en su mayoría nunca vio a Godflesh en directo. Eso juega a nuestro favor, porque hace la experiencia más excitante. Pero, claro, me resultaba difícil personalmente saber qué es Godflesh después de 10 años de silencio. ¡Piensa que es un período de tiempo más largo que el tiempo que Ben y yo estuvimos tocando juntos como Godflesh!

Publicidad

¿Tenéis intención de grabar nuevo material con Godflesh?
La intención está ahí, pero a la práctica es aun una incógnita. Y no me gusta levantar expectación, ya que normalmente a mayor expectación mayor es la decepción. Tengo nuevos riffs y nuevas ideas para Godflesh, pero ya las tenía desde hace tiempo, incluso antes de que nos volviéramos a reunir. Y debo admitir mis dudas acerca de si ese material se puede considerar suficientemente serio y sólido.

¿Afectará esta reunión de algún modo tu actividad con Jesu y tus otros proyectos?
En realidad, no. Esto me ha pillado en una época en la que me estaba tomando con calma el trabajo con Jesu. Saqué bastante material de Jesu seguido y decidí frenar un poco. Durante el último año me he dedicado a escribir tranquilamente el nuevo álbum de Jesu. En principio, está previsto que entremos a grabarlo este invierno, y que salga editado en mayo de 2011. Así que no me afectado, porque he podido dejar descansar Jesu una temporadita sin problema alguno.

¿Y ha afectado mucho tu trabajo con Jesu y Final la manera con que afrontas ahora el viejo material de Godflesh?
Sí, bastante. Los últimos 8 o 9 años no me los he pasado componiendo e interpretando material tan agresivo y brutal. Y volver a Godflesh implica necesariamente rescatar esas emociones y el modo de interpretarlas. Cuando empecé con Jesu me pasó algo parecido, me llevó un tiempo ajustar la manera en que interpretaba en directo esa música, ya que exploraba sensaciones diferentes.

La gente espera mucho de vuestro bolo en Supersonic. Algo así como la experiencia opresiva y aplastante de Godflesh que nunca pudieron vivir en directo. ¿Cuál es vuestro plan? ¿Qué tipo de directo tenéis en mente?
La idea es hacer el tipo de concierto que nos hubiera gustado poder hacer más a menudo. Algo masivo, con proyecciones impactantes y mucha brutalidad "minimal/maximal". Debería ser una experiencia todo lo claustrofóbica que sea posible en el contexto de un directo.

ENTREVISTA DE JAMES KNIGHT