ecología

15.000 científicos de 184 países advierten que la humanidad está jodida

Según afirman, el impacto humano sobre el medio ambiente pone en peligro nuestro futuro.
23.11.17

Más de 15.000 científicos de 184 países advierten que la evidencia es clara: la salud y el bienestar actuales y futuros de la humanidad están en grave riesgo debido al cambio climático, la deforestación, la escasez de agua potable, la extinción de especies y el crecimiento de la población humana.


MIRA: La batalla contra el plástico en el mar


Los eminentes científicos Jane Goodall, E.O. Wilson y James Hansen emitieron la advertencia, que fue publicada recientemente en la revista BioScience. El artículo, titulado "Advertencia de los científicos del mundo a la humanidad: segundo aviso", tiene 15.372 signatarios en total, provenientes de diversas disciplinas científicas y se considera el mayor apoyo formal de la comunidad científica a un artículo de una revista.

Este artículo es una actualización del documento original "Advertencia de los científicos del mundo a la humanidad", publicado en 1992, hace 25 años. Firmado por 1.700 científicos, entre ellos varios ganadores del Premio Nobel de las Ciencias, el documento advertía que el impacto humano sobre el medio ambiente ponía "en grave riesgo el futuro que deseamos para la sociedad" y detallaba varias tendencias preocupantes.

jane goodall calentamiento global planeta tierra

Jane Goodall. Imagen: Urban Explorer Hamburg/Flickr

"Hicimos la actualización porque queríamos que el público supiera en qué situación nos encontramos en la actualidad", dijo William Ripple, ecologista de la Universidad Estatal de Oregón y uno de los autores del artículo "Segundo aviso". Con pocas excepciones, esas tendencias han empeorado en los últimos 25 años.

"Desde 1992, las emisiones de CO2 [dióxido de carbono] han subido un 62 por ciento y la temperatura global ha aumentado un 29 por ciento, mientras que la abundancia de fauna de vertebrados ha caído un 29 por ciento", dijo Ripple a Motherboard.

Publicidad

Los datos compilados por los investigadores revelaron que en los últimos 25 años ha habido:
· Una reducción del 26 por ciento en la cantidad de agua potable disponible por habitante.
· Un aumento del 75 por ciento en el número de zonas muertas en el océano.
· Una pérdida de casi 121 millones de hectáreas de tierras forestales.

"Desde 1992, las emisiones de CO2 [dióxido de carbono] han subido un 62 por ciento y la temperatura global ha aumentado un 29 por ciento, mientras que la abundancia de fauna de vertebrados ha caído un 29 por ciento" — William Ripple, ecologista

"Estas son tendencias alarmantes. Necesitamos los servicios que proporciona la naturaleza para nuestra propia supervivencia", dijo.

Las plantas, los animales, los insectos, los peces y otras especies de la naturaleza realizan una gran variedad de tareas, como producir oxígeno, limpiar el agua y polinizar. En conjunto, se estima que los recursos y servicios que ofrece la naturaleza tienen un valor de entre 125 y 145 billones de dólares anuales. Y con la adición de 2.000 millones de personas desde 1992 —un aumento del 35 por ciento en la población mundial— esos servicios vitales están bajo una presión creciente.


LEE: Los ecosexuales creen que es posible salvar la Tierra follando con ella


Una tendencia positiva es la regeneración de la capa de ozono, que protege a todos los seres vivos de la dañina radiación ultravioleta. En 1987, varios los países se reunieron bajo el Protocolo de Montreal de las Naciones Unidas para prohibir los agentes químicos que dañan la capa de ozono. El creciente uso de energía renovable es otra tendencia positiva, dijo Ripple.

A pesar de que hubo poco énfasis en el cambio climático en la advertencia original, se instó a la humanidad a dejar de usar combustibles fósiles. En la conferencia climática de la ONU celebrada el 13 de noviembre en Bonn, otro grupo de científicos advirtió que es probable que las emisiones globales de CO2 aumenten después de haberse mantenido estables durante los últimos tres años.

Una tendencia positiva es la regeneración de la capa de ozono, que protege a todos los seres vivos de la dañina radiación ultravioleta

"El cambio climático está aquí. Es peligroso y está a punto de empeorar", dijo en un comunicado Johan Rockström, director ejecutivo del Centro de Resiliencia de Estocolmo, un centro internacional para las ciencias sostenibles.

Se espera que las emisiones de CO2 en Estados Unidos aumenten un 2,2 por ciento en 2018, principalmente debido al pronóstico de un invierno helado. Las emisiones de China e India también siguen creciendo, aunque a un ritmo más lento que hace unos años. En España, si bien se ha conseguido reducir las emisiones un 3,1 por ciento con respecto a 2016, sigue haciendo falta un esfuerzo importante para cumplir con lo estipulado en el Protocolo de Kioto.

planeta tierra calentamiento global crisis ecológica

Imagen: NASA/Wikimedia Commons

“Las noticias sobre el aumento de las emisiones después de una pausa de tres años representan un enorme retroceso para la humanidad”, dijo Amy Luers, directora ejecutiva de Future Earth, una organización internacional de investigación de ciencias sostenibles.

“Las emisiones deben llegar a su punto máximo pronto y acercarse a cero para 2050”, dijo Luers en un comunicado.

Publicidad

Ripple coincide en la necesidad urgente de reducir las emisiones de CO2 y dijo que su artículo "Segundo aviso" enumera una serie de formas para detener las tendencias ambientales, como la creación de más parques y reservas naturales, frenar el tráfico de fauna silvestre, fomentar dietas veganas, ampliar los programas de educación y planificación familiar para mujeres y adoptar las energías renovables y otras tecnologías verdes.


LEE: Digamos adiós a la Tierra: hemos superado los niveles CO2 en la atmósfera y tal vez no haya vuelta atrás


"Trabajando juntos podemos hacer un gran progreso por el bien de la humanidad y del planeta del que dependemos", concluye el artículo con optimismo.

"Esperamos que nuestro trabajo genere un extenso debate público sobre el medio ambiente y el clima mundial", dijo Ripple.

Sin embargo, los medios ignoraron la primera "Advertencia de los científicos a la humanidad" en 1992; The New York Times y The Washington Post dijeron en aquel entonces que no era un tema de interés periodístico.