Actores porno nos explican sus secretos para correrse tanto

Los trucos de la industria del porno.

|
ene. 9 2018, 5:00am

Foto vía Getty Images

Una de las cosas que más caracteriza al porno moderno es la inmensa cantidad de dinero que se consigue con la mayoría de las típicas escenas en las que alguien acaba empapado en semen. Por lo general, el principal reclamo de estas películas son fotografías de ese momento tan pringoso. Muchas de las corridas son tan abundantes que parecen irreales. Bueno, en verdad no es que lo parezcan, es que lo son.


LEE:


Desde la era de la revista en papel, los fotógrafos han utilizado la “corrida falsa” para conseguir buenas fotografías o hacer que las corridas reales fueran más abundantes y así poder jugar con ellas hasta obtener la imagen ideal. Prefieren eso a confiar en que un actor produzca la cantidad deseada de semen. De esta manera, un productor puede hacer fotografías de la corrida antes y después de la escena. Habrá fans que se tomen esto como una traición, opina la actriz Alexis Fawx, ya que las fotografías pierden autenticidad, tergiversan las escenas auténticas y destrozan por completo la fantasía. Pero en esta industria, las corridas falsas son una realidad. Según la actriz Lily Lane, “son geniales cuando hay que grabar una escena de squirting con semen”.

Los hombres que quieren eyacular pero no pueden también prefieren las corridas falsas

Las corridas falsas también se utilizan en cine. Un director puede recurrir a los efectos especiales (o a un dildo que parezca un pene de verdad con una bomba dentro) para que dé la impresión de que un actor está corriéndose si este no es capaz de hacerlo realmente. Se emplean tácticas similares para películas fetichistas y escenas de creampies, o cuando se graba en directo.


LEE:


En la industria del porno, los fetichistas de las corridas se decantan por las corridas falsas para uso personal. Los hombres que quieren eyacular pero no pueden —individuos con vagina a quienes les gusta follar a otras con dildos, o personas con pene que tienen problemas de disfunción eréctil— también prefieren las corridas falsas. Y, por supuesto, el mercado de las corridas falsas que se utilizan para gastar bromas, hacer publicidad o grabar películas comerciales más atrevidas, es limitado. “Fui directora artística de una productora de películas de terror”, explicó la actriz de cine adulto Olive Glass. “Siempre utilizábamos sangre y semen falsos”.

En resumen, las corridas falsas están en todos sitios, si te fijas bien. Se están haciendo cada vez más populares, dijo Sherri Shaulis, editora de producción de la publicación Adult video news.


VEE:


Aquellos interesados en utilizar corridas falsas tienen opciones que pueden ser tanto de nivel profesional como amateur. Por lo que podemos ver en internet, lo que se utiliza normalmente para lograr semen falso es la metilcelulosa, un gel pegajoso que en su día se usaba en algunos lubricantes y cosméticos, y en infinidad de películas de ciencia ficción y de terror para simular la saliva o la baba. Pero a todos los actores a los que he preguntado me han dicho que ellos utilizan geles limpiadores faciales.

La empresa de Max Huhn, Magic Money Shot, produce un sustancia llamada “Kum” (semen)

El corpulento Johnny Sins opina que “es igual que el semen, pero no sabe tan bien”. Por esa razón, cuando se pide a las estrellas del porno que mantengan el “semen” en la boca mucho rato, en algunos estudios utilizan piña colada.

No obstante, no se recomienda introducir jabón o productos alimentarios en la vagina. Para que se produzca la corrida interna, hay lubricantes que se parecen más al fluido vaginal, como el Cum Lube y el Spunk. La empresa de Max Huhn, Magic Money Shot, produce un sustancia llamada “Kum” (semen). Huhn afirmó que es la imitación de semen más convincente y que la mayoría de lubricantes no funcionan tan bien porque los fabricantes se centran demasiado en que sean, pues eso, lubricantes. Huhn afirma que su producto, resultado de muchas pruebas de ensayo-error, es lo más parecido a una corrida y que es ideal para introducirlo en la boca de un actor o actriz. La empresa también vende una versión “auténtica”, con sabor a semen de verdad.


LEE:


Huhn dice que Kum está vendiendo y que la mitad de sus compradores son particulares, lo que tiene sentido, pues su aspecto y sabor puede que atraigan a los fetichistas que buscan algo seguro y convincente en cualquier contexto interactivo.

Aquellos que busquen crear su propia corrida falsa, hay un número casi infinito de recetas muy sencillas de hacer. (Varios actores me aseguraron que muchos directores y fotógrafos recurrían a este tipo de recetas cuando no tenían ningún producto de estos a mano y necesitaban recrear el semen). El sitio web How to revenge ofrece una en la que se usa clara de huevo, yogur, agua, harina y una pizca de sal. Algunas se hacen con crema de vainilla, leche de coco o leche para gatos. En internet también puedes encontrar recetas en las que utilizan champú, lociones, gel de baño, harina, polvos de talco, leche condensada, o cualquier otra sustancia viscosa que encuentres en el súper.

Cualquier producto alimentario o cosmético puede provocar graves problemas si se aplica en una zona sensible como los ojos o en la vagina

Pero todas estas recetas sencillas tienen sus riesgos, dependiendo de cómo se utilicen. Cualquier producto alimentario o cosmético puede provocar graves problemas si se aplica en una zona sensible como los ojos o en la vagina. Según los foros y las opiniones de varias estrellas del porno, algunos de ellos no son muy fiables si eres novato en este mundillo.

Tengas los gustos que tengas, siempre habrá un producto para simular corridas que se adapte a tu perfil. Vivimos en tiempos increíbles. Y pegajosos.

Más VICE
Canales de VICE