Un video grabado con drones muestra unas ballenas haciéndose cargo de un tiburón

Los aficionados están consiguiendo material que los naturalistas desean hace décadas.
11.5.16

Nos gusta pensar que los tiburones están en el tope de la cadena alimenticia, aterrorizando a los peces del océano, los lobos marinos y otros mamíferos marinos, mientras ellos están libres de peligro. Pero algunas veces las cartas se dan vuelta y el tiburón se transforma en la presa. Este espectacular video grabado con un dron muestra un grupo de orcas negras cazando a un joven tiburón en las afueras de Sydney, Australia.

Como implica su nombre, la orca falsa comparte algunas características con las orcas (también conocidas como ballenas asesinas), como una apariencia similar, pero las dos especies no pertenecen al mismo género. La misteriosa orca negra, o Pseudorca crassidens, se cree que come otros cetáceos pero al parecer no se opone a un tiburón de vez en cuando.

Publicidad

Se encuentran en aguas tropicales y temperadas alrededor del globo, esta especie no ha sido muy estudiada más allá de una pequeña población en Hawaii. A diferencia de la ballena jorobada, las orcas negras no se ven muy seguido en las costas de Sydney.

No está claro que especie de tiburón fue grabada por el dron, a varios metros de la superficie del océano.

El video es un gran ejemplo de cómo los drones están cambiando la forma en que las personas observan a las ballenas. Los aficionados están consiguiendo importantes imágenes, las mismas por las que los naturalistas han tenido que esperar décadas.

El piloto de dron que capturó el video le dijo a 7 News Sydney, "los tipos de National Geographic han esperado meses para conseguir esto. Yo estaba en el lugar preciso y en el momento perfecto".

Algo a tener en mente, sin embargo, grabar a una especie utilizado un dron no es tan poco invasivo como parece. Un objeto extraño que emite fuertes sonidos puede estresar a un animal y los biólogos aun no han estudiado cómo pueden afectar el comportamiento de la vida silvestre.